¿Se puede hidratar la piel de tu perro?

Miguel Rodríguez · 8 marzo, 2018
Es clave que los canes mantengan su pelaje en perfecto estado, no solo por estética, sino porque les protege del sol; si lo pierden en exceso pueden padecer problemas dermatológicos y alergias

Hidratar la piel de tu perro es vital para mantener la capa de pelaje en perfecta forma. El aceite que genera por su cuenta tiene propiedades muy beneficiosas, tanto para su piel como para su salud, así que os damos unos consejos para mantenerla en forma.

¿Por qué buscar una piel hidratada?

Una piel hidratada es señal de una buena salud y una buena alimentación, la cual se refleja especialmente en el pelaje de nuestro peludo. La capa tendrá un aspecto brillante y denso que os darán ganas de acariciarle todo el día.

Además, la piel hidratada le hará sentirse más cómodo consigo mismo al moverse, evitará molestias y, en algunos casos, puede ayudar a sanar mejor las heridas del animal.

Uno de los problemas más recurrentes al hidratar la piel de tu perro son los constantes baños que se le puede dar a un perro, lo que evita que su aceite natural hidrate la piel. El exceso de sol también influye mucho en la resequedad de la piel si se expone por demasiado tiempo.

Además, una piel seca puede ser síntoma de un problema alimenticio o de alguna enfermedad dermatológica que pueda estar aquejando a vuestra mascota. La dermatitis en perros si bien no es letal, llega a significar una gran molestia para ellos durante varios días.

Dermatitis en perros: remedios

El síntoma más común es la perdida de pelo por secciones en su cuerpo y la aparición de ronchas por todo el cuerpo, también, la piel puede presentar un aspecto rojizo que delata la aparición de dicho mal.

Así que para prevenir estas enfermedades de la piel, busca hidratar la piel de tu perro para mantenerla saludable en todo momento. Si creéis que vuestro peludo tiene algún problema dermatológico, lo mejor es consultar con el veterinario antes de seguir con un remedio casero.

Se debe hacer para evitar que surjan algunas alergias o contradicciones a algunos de los elementos que puedan estar presentes. De igual forma debemos hacerlo para saber si necesitamos de algún medicamento especial.

Remedios caseros para hidratar la piel de tu perro

Muchos de los productos que solemos tener en casa sirven perfectamente para darle la hidratación necesaria a la piel de nuestra mascota. Algunos incluso pueden ser gratis ya que son completamente naturales.

El sol

El astro rey es una de las formas más sencillas de recuperar la piel de nuestro perro, sin contar el sin fin de beneficios que la estrella otorga. Durante su exposición, el can generará vitamina D en conjunto con su aceite natural sobre su pelaje.

Perro con piel reseca

Este aceite es muy beneficioso para él y de forma natural lo lamerá, así que no te preocupes por los daños que esto puede ocasionar. Si optas por esta opción, ten en cuenta que el exceso de exposición a la luz solar tiene graves consecuencias y en vez de ayudar puede empeorar la situación.

Las caricias y los mimos

Sonará un poco extraño pero sí; acariciar a nuestra mascota estimula la generación de aceites y grasas corporales de la piel, las cuales son muy beneficiosas para ellos. Además, a tu can le encantará que lo acaricien cada tanto.

Qué hacer si mi perro tiene la piel irritada

De igual forma sirve cepillar su manto al menos una vez por semana. Esta acción cumple la misma función que acariciarlo y, además, ayudará a mantener su capa en buen estado y sin pelos muertos que puedan opacarlo.

El aceite de almendras y el aceite de oliva

Las propiedades de estos productos son muy beneficiosas en varios aspectos; en el caso de la piel, la mantiene saludable y en muy buen estado, lo que las convierte en un buen reemplazo en caso de ser necesario.

Aceite para la piel de los perros

Solo aplica una capa sobre el pelaje y deja que llegue a su dermis. Si quieres un resultado más inmediato prueba cepillando el pelo de perro: lo regaras más rápido y además abarcarás todo el cuerpo del animal.

Existen también varios tipos de champú medicado para casos graves en donde estos remedios no son muy efectivos, por lo que se han creado estos productos para tratarles con mayor efectividad.

La mayoría de estos ítems son recetados, por lo que antes de usarse se recomienda consultar con el veterinario para recibir las indicaciones necesarias. Está demás decir que si se encuentran reacciones adversas se suspenda el tratamiento de inmediato.

Entonces  ya lo sabes, hidratar la piel de tu perro es más sencillo de lo que suena, así que dedícale un poco de tiempo extra al cuidado de tu can y cepíllalo de vez en cuando.