6 razones por las que un perro no engorda

21 septiembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la bióloga Elsa M. de Arribas
Los perros pueden no engordar por diferentes causas; siempre ha de tenerse en cuenta que puede ser debido a la alimentación, hidratación, exceso de ejercicio, enfermedades o, incluso, la complexión propia de la raza a la que pertenece el animal

Los perros se caracterizan por tener mucha energía, aunque obviamente todo depende de la raza del perro, la cantidad de ejercicio físico que realice y otros factores. Sin embargo, hay ocasiones en las que un perro no engorda y no se conocen las razones que han provocado ese hecho.

Razones por las que un perro no engorda

Las razones por las que un perro no engordan son variadas. A continuación, se explican brevemente algunas de las posibles causas.

Ejercicio físico

El tipo de alimentación que lleva un perro que realiza una gran cantidad de ejercicio físico es diferente a la de un perro que se mueve menos. Por ejemplo, un can que vive en un piso no tendrá el mismo gasto calórico que un perro pastor. 

Es conveniente comprobar que el animal ingiere la cantidad correcta de nutrientes con respecto al ejercicio que realiza. 

Alimentación

Una de las causas por las que el perro no engorda puede estar relacionada con el tipo de alimentación o dieta. Puede que no ingiera la cantidad adecuada o bien que el tipo de pienso no le aporte los nutrientes necesarios. 

Perro blanco comiendo pienso

Otra opción es que, aunque tome la cantidad adecuada a su peso y tamaño, no absorba correctamente los nutrientes. Esto puede estar relacionado con algún tipo de enfermedad.

Los perros tienden a reclamar una gran cantidad de comida de manera habitual, al contrario que los gatos, que comen poca cantidad pero más a menudo. 

El agua es fundamental

No hay que olvidar la hidratación. Es necesario que el animal siempre disponga de agua fresca, ya que esta es fundamental para la vida.

Por ello, la dieta tiene que combinarse con una adecuada ingesta de agua. Si por cualquier razón, el perro no dispusiera del agua necesaria, el organismo no podrá trabajar correctamente.

Una de las posibles consecuencias será que la absorción de nutrientes no se efectuará correctamente. Por eso mismo, la disposición de agua en todo momento es imprescindible.

Raza del perro

Dependiendo de la raza a la que pertenezca el perro, su constitución física variará. Un ejemplo claro es el galgo, un can que puede llegar a parecer que está desnutrido…

Razas: galgo afgano

Los galgos son animales con una complexión muy delgada. Dentro de este grupo de animales delgados se encuentran también el chihuahua o el borzoit, entre otros.

Enfermedad

En algunas ocasiones, el hecho de que un perro no gane peso puede deberse a que padezca alguna enfermedad. Si se observa que el animal come adecuadamente, pero no engorda, es conveniente acudir al veterinario.

Dentro de las enfermedades relacionadas con el hecho de que no se gane peso se encuentran las enfermedades intestinales, diabetes o problema pancreático. 

En otras ocasiones, puede observarse una falta de apetito en el animal, junto con otros síntomas. El animal puede perder masa muscular o tener problemas gastrointestinales como vómitos o diarrea.

Además, otros signos llamativos son la pérdida de brillo en el pelaje y falta de energía. Cada enfermedad tiene síntomas propios y síntomas generalizados.

Parásitos intestinales

Dentro de los diferentes parásitos existentes, se encuentran los endoparásitos o parásitos internos. De ellos, los que afectan al aparato digestivo son los nematodos (vermes redondos) o los cestodos (vermes planos). 

Los parásitos del aparato digestivo se localizan en el intestino. Allí succionan sangre y nutrientes, que les sirven como alimento. Además, provocan daño en los tejidos y anemia, aunque lo peor es la obstrucción intestinal e, incluso, la muerte.

Los endoparásitos pueden ser unas de las causas por las que un perro no engorde, pese a que se alimente correctamente. Por eso, se recomienda desparasitar al perro en los plazos estipulados por el personal sanitario.

El veterinario aconsejará cuál es el mejor producto dependiendo del parásito localizado. Por otra parte, los parásitos varían según la región en la que se viva, por lo que será mejor el uso de un producto antes que otro.

En este artículo se han explicado brevemente alguna de las posibles causas por las que un perro no engorda. No obstante, puede haber otras causas que no se hayan incluido aquí. En cualquier caso, busca siempre la opinión profesional.