Las razas equinas de Castilla y León

19 enero, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la veterinaria Érica Terrón González
La conservación de las razas autóctonas es una tarea esencial, ya que forman parte del patrimonio natural de nuestro país

Castilla y León cuenta con tres razas equinas autóctonas, una de las cuales –el asno zamorano-leonés– es conocida en toda Europa. A continuación, te exponemos estas tres interesantes razas que quizás no conocías:

Las razas equinas de Castilla y León

La necesidad de mantener el potencial genético del ganado equino castellanoleonés se debe a que en los últimos años ha sido catalogado como ‘en peligro de extinción’. Esto ha determinado la conveniencia de potenciar las actuaciones dirigidas a obtener reproductores de calidad en cada una de las razas.

Para ello, la Junta de Castilla y León concede, cada año, una serie de ayudas cada vez que un ganadero o criador registra un animal en los registros correspondientes. También desde la Junta se fomenta y regula el censo y la mejora genética de estas razas, consideradas como parte del patrimonio cultural español.

¿Qué razas equinas nos podemos encontrar en tierras castellanoleonesas?

El caballo Hispano-Bretón

Hasta finales del siglo XIX la península ibérica carecía de animales adecuados para el tiro medio y pesado, pues las razas equinas autóctonas de ese momento solo resultaban aptas para el tiro ligero y la monta. Dicha ausencia motivó la introducción de sementales de razas pesadas con el fin de aumentar la corpulencia de los caballos españoles.

Hombre acaricia caballo hispano-bretón
Fuente: http://www.rtve.es/

Así nace el caballo hispano-bretón, para satisfacer las necesidades agrarias de las zonas montañosas del noroeste de España.

Hoy en día se utiliza para la producción de carne, principalmente, aunque también tiene importancia como especie ramoneadora, para la prevención de incendios. Pero cabe destacar su uso en el ejército como caballos de tiro, por su fuerza y aspecto robusto.

Se cría en extensivo, en régimen de pastoreo. La reproducción es por monta natural y los potros se destetan a los seis meses de vida.

El caballo losino

Recibe el nombre de su lugar de origen, el Valle de Losa, en Burgos. También se conoce por el nombre de poni losino o jaca burgalesa, y se encuentra, sobre todo, en las provincias de Burgos y Palencia.

Manada de caballos losinos
Fuente: https://www.youtube.com/watch?v=BVP_1DtUsOs

Estos animales son utilizados para la equitación infantil-juvenil, en rutas ecuestres por zonas rurales y de montaña. Esto es así gracias a sus características:

  • Pequeño tamaño, similar a un poni. Miden aproximadamente 140 centímetros de alzada a la cruz y pesan unos 340 kilos.
  • Color negro, ligeramente rojizo, pueden presentar luceros en la frente.
  • Aspecto rústico.
  • Comportamiento noble y tranquilo.
  • Presenta gran aptitud para la monta.

Otras curiosidades sobre el caballo losino

El caballo losino vive en grupos sociales estables, y entre los distintos individuos existe un elaborado repertorio de comunicaciones, tanto sonoras como visuales, táctiles u olfativas.

Además de ser empleada como raza recreativa, este caballo se utiliza para la producción de carne y para labores del sector agrícola. Y, de nuevo, cabe destacar que se trata de una especie ramoneadora.

El asno zamorano-leonés

Se trata de una raza asnal utilizada para el trabajo agrícola o el transporte personal principalmente. Su origen ha sido disputado por las provincias de Zamora y León desde siempre, para al final decidir que Benavente (Zamora) y Valencia de Don Juan (León) han sido su cuna.

Asno zamorano-leonés
Fuente: https://www.elmundoecologico.es/

La asociación ASZAL es la principal organización encargada de velar por la conservación de esta raza asnal, aunque también tienen cierta importancia las Fuerzas Armadas.

Características del asno Zamorano-Leonés

Se caracteriza por:

  • Su gran tamaño: hasta 160 centímetros de alzada a la cruz y 350 kilos de peso.
  • Pelaje de color castaño oscuro, con hocico y vientre claros.
  • Aspecto lanoso, al contar con un pelaje largo y abundante. Cubre incluso sus orejas.
  • Carácter dócil.

Se utilizan, sobre todo, para el transporte de personas y cargas en tareas agrícolas, para arar y para producir mulas. Pero hoy en día destaca su uso recreativo y cultural, donde resaltamos la importancia de la Feria de San Vitero para su exposición o su uso en turismo rural. Sin embargo, su empleo más novedoso es la asinoterapia.

Fuente de la imagen principal | http://tiffotos.com