Pez murciélago: hábitat, tipos y características

El pez murciélago exhibe una gran variedad de morfologías y aspectos, todos ellos increíbles. Si quieres conocerlos mejor, sigue leyendo.
Pez murciélago: hábitat, tipos y características
Sara González Juárez

Escrito y verificado por la psicóloga Sara González Juárez.

Última actualización: 30 julio, 2022

El pez murciélago (Platax pinnatus) pertenece a la familia de los epífidos, también conocida como platácidos. Este animal experimenta una gran transformación en cuanto a morfología y colores a lo largo de su vida, lo que lo hace muy atractivo a ojos de estudiosos aficionados y profesionales.

En este artículo, te traemos una revisión sobre la biología de este llamativo pez. Si te apetece adentrarte en el variado mundo de los arrecifes coralinos, estás ante un buen punto de partida.

Hábitat del pez murciélago

El rango de hábitat del pez murciélago se restringe al Pacífico Oeste, desde las Islas Ryukyu hasta Australia, y al mar Rojo. También existen reportes de avistamientos en el océano Índico, si bien estos no han sido contrastados en su totalidad.

Frecuenta los arrecifes de coral a profundidades de entre 2 y 50 metros y los adultos acostumbran a nadar en solitario por zonas profundas. Sin embargo, cuando entran a aguas abiertas o se trata de peces juveniles, sí muestran una actitud más gregaria y se mueven en áreas superficiales de manglares y arrecifes.

Características físicas

En su medio natural, Platax pinnatus llega a medir hasta 75 centímetros de largo, aunque en cautividad se ve afectado por el tamaño del acuario y no suele pasar de los 45 centímetros. Su cuerpo está comprimido lateralmente, dándole un aspecto plano. Tiene unas aletas dorsal y anal muy elongadas en etapas tempranas de su desarrollo, pero en su fase adulta crece de forma más longitudinal.

Cuando son jóvenes, su coloración es oscura o negra con una línea de color anaranjado que recorre todo el perímetro de su cuerpo. A medida que el ejemplar va creciendo, unas líneas anaranjadas toman visibilidad en sus laterales, hasta que en la adultez se convierten en franjas plateadas y negras.

La boca también se va alargando a medida que estos peces crecen, al igual que la cabeza, que va tomando forma cóncava. No existen diferencias entre machos y hembras en cuanto a estas transformaciones —no presentan dimorfismo sexual—.

Por último, cabe destacar que estos animales poseen varias filas de dientes diminutos aplanados y con tres cúspides. También tienen dientes en el vómer, pero no en el paladar. Carecen de espinas en el opérculo.

Un pez plateado en el mar.

Especies del pez murciélago

A pesar de que te hemos descrito el aspecto de Platax pinnatus, cabe destacar que el género Platax  cuenta con 5 especies vivas y 4 especies ya extintas. A pesar de ser peces marinos, pueden adaptarse a entornos con aguas menos saladas, como desembocaduras de ríos. Gracias a esto, existen ciertas variaciones que han dado lugar a las siguientes especies:

  • Platax batavianus: de adultos, estos peces son plateados con una franja de tono oscuro que pasa a través del ojo. Sus aletas son oscuras y suelen encontrarse en aguas moderadamente profundas, cerca de la costa.
  • Platax boersii: los especímenes jóvenes tienen las aletas extremadamente alargadas en vertical, lo que les otorga una apariencia más destacada de un triángulo. Su color es de tonalidades plateadas y es una especie mucho más gregaria que las demás, pues se concentra en grandes cardúmenes.
  • Platax orbicularis: su cuerpo es un poco diferente al del resto de especies, casi más parecido a un pez ángel que a un pez murciélago. Su aspecto es comprimido y corto, otorgándole una forma un poco ovalada, acentuada por la unión de las aletas dorsal y anal.
  • Platax teira: visto de lado, tiene un cuerpo ovalado con una pequeña protuberancia en la parte caudal de la cabeza. Este taxón suele ser plateado, gris o parduzco.

Especies del género Ogcocephalidae

El aspecto de este género de peces murciélago es menos estético, pero no por ello menos curioso. Siguen teniendo un hocico alargado, pero su cuerpo se encuentra aplanado en horizontal, siguiendo la línea del fondo marino. Las especies más características de este género son estas:

  • Pez Murciélago de Labios Rojos (Ogcocephalus darwini): conocido por el intenso color rojo de sus labios, utiliza sus aletas pectorales para moverse por el fondo marino en lugar de nadar.
  • Pez diablo narizón (Ogcocephalus vespertilio): se desliza por el fondo marino, alimentándose de los invertebrados que se aproximan a él mientras está enterrado en la arena.
  • Pez Murciélago tapacaminos (Ogcocephalus nasutus): suele frecuentar los fondos marinos de los arrecifes, pero también las rocas y corales, en los que se camufla para atrapar a sus presas. También se alimenta de algas.
Un pez murciélago.

Comportamiento del pez murciélago

Como se decía anteriormente, se trata de un pez solitario salvo cuando es joven o tiene que salir a mar abierto. Aunque son tímidos y asustadizos, también son peces curiosos y se acercan a objetos —e incluso a personas— que hayan aparecido en su entorno.

Agruparse en mar abierto sigue una estrategia defensiva ante depredadores bastante interesante: unidos en un gran cardumen, es más difícil que un depredador pueda seleccionar una presa concreta. Además, nadando de forma coordinada, estos peces crean la impresión de ser un solo animal, pero de gran tamaño.

Alimentación del pez murciélago

A pesar de pertenecer a familias diferentes y de la impresionante diferencia entre unas y otras en cuanto a aspecto, todas las especies de pez murciélago tienen una alimentación similar y son omnívoras. Aun así, se pueden separar las preferencias de ambos grupos:

  • El pez murciélago del género Platax se suele alimentar de medusas, peces y crustáceos pequeños. Lo complementa con zooplancton, zoobenthos, plantas y algas.
  • El género Ogcocephalidae, por su lado, se ve representando por un animal “tipo” piscívoro no estricto: su alimentación se basa casi exclusivamente en peces pequeños que atrae haciendo uso de un filamento que tiene en la parte superior del cuerpo, usándolo como si fuera una caña de pescar.

Un estudio realizado en Australia comprobó que el pez murciélago era más efectivo que algunos animales herbívoros —como el pez loro o el cirujano— a la hora de eliminar algas invasivas en arrecifes y zonas costeras. Este estudio se publicó en la revista Current Biology y ha traído mucha esperanza para la conservación de los arrecifes.

Reproducción del pez murciélago

Platax pinnatus es una especie ovípara de fecundación externa. El macho reúne un harén de hembras en la época reproductora. Sin embargo, la información sobre su reproducción es escasa, pues se trata de una especie que sufre mucho en cautividad y no es capaz de criar en un entorno doméstico.

Por eso, si estás pensando en adoptar uno de estos animales en tu acuario, ten en cuenta que es muy probable que haya sido extraído de su medio natural acción prohibida por ley en muchas regiones—.

Estado de conservación

Por lo general, todas las especies de pez murciélago tienen una población estable. No obstante, muchas de ellas están en un estado de preocupación menor, debido a las amenazas que sufren los arrecifes coralinos. Es probable que en los próximos años se vean disminuciones en los rangos de distribución de algunas de estas especies.

Una pareja de peces murciélago.

Muchas veces, ver que una especie no está en peligro grave puede llevar a pensar que no hay que preocuparse por ella. De todas formas, en el caso de los animales de arrecife no se trata tanto de evaluar cada animal por separado, sino de lo que aporta al equilibro del ecosistema. Para cuidar de la naturaleza, no nos podemos olvidar de nadie.

Te podría interesar...
Pez trompeta: hábitat y características
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Pez trompeta: hábitat y características

El pez trompeta recoge a 3 especies diferentes, todas con características y hábitos muy similares. Es carnívoro y se puede mimetizar.




Los contenidos de Mis Animales se redactan con fines informativos. No sustituyen el diagnóstico, el consejo o el tratamiento de un profesional. Ante cualquier duda, es recomendable la consulta con un especialista de confianza.