Los cérvidos más desconocidos del mundo

Los cérvidos son una familia de mamíferos rumiantes muy numerosa, que incluye desde grandes especies como el alce, hasta otros cérvidos más desconocidos, como el muntjac.
Los cérvidos más desconocidos del mundo
Érica Terrón González

Escrito y verificado por la veterinaria Érica Terrón González.

Última actualización: 14 marzo, 2020

La imagen que tenemos de los cérvidos está copada por las grandes especies, como el alce o el ciervo. Todos de gran tamaño, majestuosos y con grandes cornamentas. Todos imponentes e inspiradores de respeto e, incluso, miedo. Pero ¿qué hay de los cérvidos más desconocidos del mundo? ¿Se ajustan a esta imagen? A continuación te lo mostramos.

El ciervo mulo o venado bura

Odocoileus hemionus se encuentra, sobre todo, en Canadá, EE. UU y México. Además, ha sido introducido en Argentina. Se le conoce como “ciervo mulo” por sus orejas largas, parecidas a las de este simpático animal.

Muestra un comportamiento gregario la mayor parte del tiempo. Por ejemplo, las hembras forman grupos con sus crías. O los machos juveniles, que se asocian en grupos de cuatro a diez individuos. Sin embargo, los machos adultos son solitarios.

Cérvidos más desconocidos
Fuente: Flickr.com | Dan Dzurisin

El guazú, uno de los cérvidos más desconocidos del mundo

También conocido como “ciervo de los pantanos”, el Blastocerus dichotomus puede llegar a medir 2 metros de longitud y 1,20 de altura. Por eso se le considera el cérvido de mayor tamaño de Sudamérica. Se le llama “guasú” en guaraní, una de las lenguas oficiales de un grupo de nativos sudamericanos.

Hoy en día se encuentra reducido a pequeñas poblaciones aisladas en esteros y lagunas de algunos ríos sudamericanos. De hecho está incluido en el listado de especies protegidas por el acuerdo CITES.

Además de su tamaño, la característica más reconocible del ciervo de los pantanos es su cornamenta ramificada que puede alcanzar los 60 centímetros.

El huemul o ciervo andino

Hippocamelus bisulcus vive en los Andes chilenos, aunque hay un pequeño porcentaje en la parte argentina. Está calificado como especie en peligro de extinción, sobre todo por ser objetivo de caza mayor.

Los huemules son gregarios y forman pequeños grupos de dos a tres animales. Estos grupos suelen estar constituidos por una hembra y sus crías. Pero también hay ejemplares que llevan vidas solitarias.

Espécimen de huemul en su hábitat natural.
Fuente: Manquehue.org

El axis o chital de India, uno de los cérvidos más desconocidos para occidente

Axis axis es un cérvido propio del continente asiático. Es una especie gregaria, formándose grupos femeninos con las crías, y grupos de machos.

Se le conoce también como “ciervo moteado” porque las manchas blanquecinas de su pelaje, que en el resto de especies desaparecen tras la infancia, en él permanecen.

Los pudus, los miembros más pequeños de la familia de los cérvidos

También llamados “venaditos” por su apariencia similar a estos otros animales. Existen varias especies repartidas por todo el sur del continente americano, viviendo en los bosques.

Miden entre 60 y 90 centímetros de longitud, solo 30 de alto, y no pesan más de 10 kilos. Su tamaño y su aspecto, con una cabeza corta y redonda, los hace parecer crías permanentemente.

Pareja de Pudu pudu comiendo.

El sambar

Rusa unicolor vive en el sureste de Asia, pero también ha sido introducido en Oceanía y en EEUU. Vive en los bosques, solitario, excepto en la época de celo.

El sambar, uno de los cérvidos más desconocidos.
Fuente: creatures-of-the-world.fandom.com

El muntjac, otro de los cérvidos más desconocidos y de menor tamaño del mundo

Los muntiacos son un género de cérvidos originarios del sudeste asiático, aunque introducidos posteriormente en Europa. Habita selvas y bosques y no mide más de 45 centímetros de altura a la cruz.

Al contrario que otros cérvidos, el muntjac es omnívoro, pudiendo comer huevos, carroña e incluso cazar algún pequeño mamífero o ave que anide en la tierra.

El ciervo de agua chino

Hydropotes inermis inermis es un cérvido originario de China y Corea, aunque posteriormente se ha introducido en Europa. Es experto en esconderse, por lo que le encanta vivir entre los juncos y la hierba alta. Habita montañas, pantanos y pastizales.

Su característica más llamativa es que ambos sexos carecen de astas, pero disponen de caninos superiores muy desarrollados. Llegan a medir hasta 52 milímetros en los machos y constituyen un arma peligrosa.

El ciervo sika, uno de los cérvidos más desconocidos del continente asiático

Cervus nippon es originario del Extremo Oriente, aunque ha sido introducido en otros lugares, como Oceanía o Europa. Presenta una distribución amplia, lo cual ha originado su división en numerosas subespecies, muchas de ellas insulares.

Ejemplar de ciervo sika en su hábitat natural.
Fuente: Flickr.com | Charl de Bruin

Conclusión

Como vemos en el artículo, no todos los cérvidos tiene que ser grandes y con cuernos aterradores. Algunos son pequeños y de aspecto bastante menos amenazador. Si bien son grandes desconocidos, sobre todo en Europa, donde muchas de estas especies no existen, merecen cierto reconocimiento.

Te podría interesar...
¿El arrui nos invade?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
¿El arrui nos invade?

El arrui ha sido considerado durante años como especie invasora en la península, y solo recientemente se empieza a considerar el retirarlo de esta ...