Las 7 peores razas de perros para propietarios novatos

2 marzo, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la bioquímica Luz Eduviges Thomas-Romero
Lo principal a la hora de buscar perros para propietarios novatos, es el compromiso para trabajar con el nivel de vitalidad de tu mascota.

¿Existe una lista con las peores y mejores razas de perros para propietarios novatos? Aunque pueda sorprender, sí existen, pues este es un tema que ha sido objeto de estudio por científicos sociales.

De hecho, desentrañar los factores que influyen en la mala conducta animal –en los que se incluyen la inexperiencia del propietario– son de mucho interés para diversos sectores. Entre ellos, criadores y sociedades caninas, pero también los ayuntamientos y gobiernos locales que tratan de lidiar con las poblaciones de perros y gatos abandonados.

Reseña de hallazgos científicos: ¿qué influye en la conducta canina?

Desde hace décadas, el perro con mala conducta es visto –en gran medida– como el producto de la falta de autoridad, disciplina y control por parte de su tutor.

Además, con el paso del tiempo, se fueron popularizando ciertos estereotipos que desviaron la atención de los problemas de comportamiento inherentes a algunas razas.

Bulldog ansioso en casa.

Aún en la actualidad, la idea del tutor incompetente tiene seguidores. Sin embargo, mayoritariamente, la evidencia que vincula los problemas de comportamiento del perro con el desempeño del tutor no es concluyente.

A pesar de la escasa evidencia que apoya estas ideas, los entrenadores y los consejeros de comportamiento animal proponen que algunos tipos particulares de interacción perro-tutor pueden ayudar a potenciar problemas relacionados con el dominio. Entre ellas:

  • Permitir que el perro ‘gane’ en juegos competitivos
  • Alimentarlo antes de las comidas
  • Permitir que duerma en el dormitorio o en la cama

Comúnmente, existen muchos problemas de comportamiento en perros para propietarios novatos. Sin embargo, otros estudios no encontraron asociaciones estadísticamente significativas entre estas dos variables.

A la hora de educar, la raza importa

Algunas razas de perros tienen ciertos rasgos innatos que los hacen más fáciles o más difíciles de manejar.

Es bueno tener presente que algunos rasgos que pueden parecerle inconvenientes a un tutor, pueden ser los mismos rasgos que definen su buen desempeño en los trabajos para los que fueron criados. Por ejemplo habilidades para acechar, cazar, ser guardián.

Así, las razas de perros más enérgicas necesitarán actividad física diaria. De lo contrario, lanzarán berrinches en diferentes grados de severidad. Es su naturaleza, pero puede constituir un desafío para su tutor.

1. Airedale terrier

El perro de esta raza es todo un personaje: independiente, inteligente y terco. Mantiene a sus tutores riendo, y alertas, ya que es un cavador notorio.

No es bueno con otros perros o animales y necesita mucha estimulación, tanto física como mental.

2. Bullmastiff

Bullmastiff

El bullmastiff es un guardián dedicado. Tiene un gran impulso de presa y mucha independencia, que unido a su gran tamaño, puede abrumar fácilmente a un propietario.

Necesita entrenamiento positivo y límites firmes. También necesita que alguien lo siga con un trapeador, porque este perro puede babear mucho y crear charcos en los suelos. No es una raza ideal para compartir con otros perros.

3. Bulldog

En general, es este es un perro adorable y de buen carácter. Sus rasgos físicos lo hacen particularmente sensible al calor, el ejercicio y el estrés. No puede nadar.

Es propenso a una variedad de problemas de salud y algunos pueden decir que es un desafío en materia de entrenamiento. Sin embargo, a sus fanáticos no les importa: sus travesuras entretenidas y su actitud relajada lo compensan en el hogar correcto.

4. Husky siberiano

Es feliz y cariñoso es un perro trabajador que prospera en climas fríos y nevados. Fue criado para tirar de trineos a largas distancias: un corto paseo por la cuadra no servirá para esta mantener bien atendida a esta raza.

Los perros de esta raza son muy buenos artistas de escape y tienen un fuerte impulso depredador. No son una buena opción para hogares con gatos o mascotas pequeñas.

5. Pastor alemán

Altamente inteligente y guardián, se ha adaptado a variedad de trabajos: perro guía, perro policía y militar, entre otros. Necesitan bastante entrenamiento y ejercicio. También tienen cierta predisposición a desarrollar algunos problemas de salud bastante graves, como displasia de cadera y problemas neurológicos.

6. Dálmata, una de las peores razas de perros para propietarios novatos

Dálmata corriendo

Esta raza fue criada para trabajar como perro guardián de carruajes. Así se convirtió en el tradicional perro de bomberos: tiene una capacidad infinita para hacer ejercicio.

Sin embargo, los rasgos que lo hicieron perfecto para este trabajo pueden convertirlo en un desafío en el hogar. Si se aburre, el dálmata puede ser destructivo.

7. Weimaraner

El «Fantasma gris» se ganó su apodo por la costumbre de seguir de cerca a su tutor. Este perro es extremadamente enérgico y no le gusta quedarse solo. La ansiedad por separación puede ser un problema real con esta raza.

Necesita mucha actividad diaria. También puede ser difícil domesticar y ser un peligro para los gatos y otras mascotas pequeñas.

Nota final

Es importante tener en cuenta que cualquier perro puede ser amigable o agresivo dependiendo del trato y el ámbito en que se encuentre.

En este artículo no se ha pretendido dar a entender que ciertas razas sean «malas» por naturaleza, sino señalar que en determinadas circunstancias –como cuando hay soledad, falta de socialización y educación– pueden comportarse de una forma distinta a lo esperado y deseado.

Lo más prudente que se puede hacer a la hora de adquirir un perro es informarse bien acerca de sus impulsos vitales y, desde ese conocimiento, ponderar si puedes o no brindarle al nuevo miembro de la familia, la dedicación que necesitaría.

  • Weng, H. Y., Kass, P. H., Hart, L. A., & Chomel, B. B. (2006). Risk factors for unsuccessful dog ownership: An epidemiologic study in Taiwan. Preventive veterinary medicine. 77(1-2), 82-95.
  • Jagoe, A., Serpell, J., (1996). Owner characteristics and interactions and the prevalence of canine behaviour problems. . Applied Animal Behaviour Science, 47, 31–42.
  • Tami, G., & Gallagher, A. (2009). Description of the behaviour of domestic dog (Canis familiaris) by experienced and inexperienced people. Applied Animal Behaviour Science, 120(3-4), 159-169. https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S0168159109001956
  • Diverio, S., & Tami, G. (2014). Effect of owner experience, living environment, and dog characteristics on owner reports of behavior of Argentine Dogos in Italy. Journal of Veterinary Behavior, 9(4), 151-157. https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S1558787814000306
  • Pirrone, F., Pierantoni, L., Mazzola, S M., Vigo, D., Albertini, M., (2015). Owner and Animal Factors Predict the Incidence of, and Owner Reaction Towards, Problem Behaviors in Companion Dogs. Journal of Veterinary Behavior. 10:(4), 295-301. DOI 10.1016/j.jveb.2015.03.004