La hidratación de los roedores

María Eugenia Thomas · 2 mayo, 2019
La deshidratación puede matar a un roedor en menos de 48 horas; lo peor en estas circunstancias es que muchos animales se niegan a comer o beber cuando están enfermos

La buena hidratación de los roedores es un punto que todo dueño de este tipo de mascotas no debe desestimar. Los roedores son excelentes mascotas para los niños si son cuidados adecuadamente. Raramente muerden cuando son manipulados con cuidado.

Algunas de estas mascotas son tímidas y solo socializan con personas de su entorno. Sin embargo, es divertido observar cómo se comportan en su madriguera o mientras buscan comida y juegan. En su comportamiento se puede determinar cuán sano se encuentra el animal. Procurarles una ingesta de alimento equilibrada y la hidratación necesaria redundará en un roedor feliz.

Dieta para roedores

Al igual que con cualquier mascota, se debe proporcionar en todo momento alimentos de buena calidad y agua limpia y fresca. En la naturaleza, estos animales se alimentan de hojas, semillas, raíces, frutas e insectos.

Las dietas típicas de mantenimiento contienen aproximadamente un 14 % de proteínas y 4 % a 5 % de grasa, mientras que las dietas para el crecimiento y la reproducción contienen de 17 % a 19 % de proteínas y 7 % a 11 % de grasas. Resulta prudente consultar al veterinario sobre qué alimentos son más beneficiosos para tu roedor en particular.

Heno para roedores

El apetito de la mascota debe ser vigilado de cerca. Muchos factores afectan la ingesta de alimentos del roedor, incluida la temperatura ambiente, la humedad, la calidad de los alimentos, el estado de reproducción y el estado de salud de la mascota.

En promedio, un roedor adulto consumirá aproximadamente 15 gramos de alimento y 15 mililitros de agua por 100 gramos de peso corporal al día. El consumo inadecuado de agua conduce a la deshidratación, a un menor peso corporal, a la infertilidad y a la muerte.

Los roedores beben solo una fracción del volumen total de la botella que les suministra el vital líquido, pero la botella se debe vaciar, limpiar y volver a llenar con agua fresca diariamente. Esto evitará que el agua se contamine y termine convirtiéndose en fuente de bacterias que afecten la salud del animal.

La hidratación de los roedores

Si queremos que nuestra mascota se mantenga sana debemos entonces cuidar de su alimentación y mantenerla bien hidratada. Uno de los principales síntomas de una deficiente hidratación de los roedores es el letargo. También se puede observar falta de apetito, ojos hundidos, encías pegajosas y estreñimiento.

Los roedores no vomitan, pero pueden tener episodios de diarrea severa combinada con dificultad para defecar. Para diagnosticar deshidratación en tu roedor, el veterinario se basará en el historial de anorexia, vómitos y pérdida adicional de líquidos en combinación con un examen físico.

Roedor en el veterinario

Una buena hidratación de los roedores podría ser la terapia médica más importante que realizamos en animales enfermos, aunque es poco probable que un roedor quiera beber agua cuando se siente enfermo. De ahí que resulte vital mantener hábitos saludables para la hidratación de los roedores que tengas bajo tu cuidado.

Las mascotas deshidratadas no pueden combatir eficazmente las enfermedades, no comen bien y no pueden metabolizar los nutrientes de manera eficiente. La hidratación de los roedores favorece la buena circulación en órganos como el hígado y los riñones. Si existe deshidratación, estos órganos no pueden realizar funciones vitales como la desintoxicación o eliminación de desechos.

Vigila la buena hidratación de los roedores

Existen varias enfermedades que pueden provocar la deshidratación de tu mascota, pero la causa más frecuente es la diarrea. Este es un problema común que generalmente se debe al estrés, aunque no debemos descartar infecciones o problemas digestivos por comidas en mal estado o de poco contenido nutricional.

La mala hidratación de los roedores puede provocar la muerte en horas, así que ten cuidado. La diarrea se puede curar fácilmente por sí sola. Sin embargo, es importante vigilar de cerca a al roedor y usar un gotero para obligarlo a beber agua. Si los síntomas persisten más de dos días, debes llevarlo al veterinario y hacerlo revisar.

Mantén a tu roedor en las condiciones más limpias posibles y con la comodidad que necesita y merece. Asegúrate de que en todo momento haya comida y agua fresca suficiente. Asimismo, que garantiza que haga la cantidad de ejercicio y descanso diario que le permitan conservar una buena salud.

  • https://rodentfriends.com/can-rats-eat-grapes/
  • https://www.lbah.com/fluid-therapy/
  • https://pethelpful.com/rodents/How-to-spot-a-sick-Mouse