La fauna de los Himalayas

Yamila · 11 mayo, 2018
Adaptada a la gélida temperatura de las alturas, estas especies se protegen del frío con abundante o espeso pelaje

Se trata de la cadena montañosa más alta del mundo y, aunque su clima es tan adverso, muchas especies de animales se han adaptado a vivir aquí. En este artículo te contaremos cómo está formada la fauna de los Himalayas. Aunque no lo creas, ¡esta zona alberga a casi 400 especies silvestres!

¿Cómo es la fauna de los Himalayas?

La mayoría de los habitantes aquí son aves, aunque los mamíferos son los más famosos. La mejor época para ver la fauna de los Himalayas en vivo y en directo es en otoño, de septiembre a noviembre, cuando los animales migran a altitudes inferiores. Algunos de los más característicos son:

1. Goral

Este bóvido está presente en toda la cadena montañosa de los Himalayas y su población está disminuyendo debido a la caza. Habita en áreas de hasta 4 000 metros de altura y los machos ocupan territorios marcados de unas 25 hectáreas. Es muy ágil, corre a gran velocidad y se alimenta de hierbas y hojas.

El goral –foto que abre este artículo– mide unos 130 centímetros y pesa alrededor de 40 kilos, presenta pelaje gris o marrón, patas pardas y una franja oscura en la espina dorsal. Tanto hembras como machos tienen cuernos curvados hacia atrás de casi 20 centímetros de largo.

2. Leopardo de las nieves

Este mamífero carnívoro vive en todas las montañas de Asia Central de hasta 6 000 metros de altura y no se conoce mucho sobre él. Su principal característica es el pelaje gris con manchas, muy grueso y denso; tiene una gran cola que le sirve como abrigo cuando duerme.

Leopardo de las nieves: hábitat

El leopardo de las nieves caza de día y tiene la fuerza para atrapar animales que tripliquen su tamaño. Posee un salto muy largo, y puede caminar entre las rocas o por la nieve sin problema gracias a sus patas acolchadas. Es un animal solitario que, a diferencia de los demás felinos, no ruge.

3. Yak

Este bóvido es otro de los representantes típicos de la fauna del Himalaya: habita en las estepas y desiertos fríos localizados entre los 4 000 y 6 000 metros de altura, de forma salvaje o domesticada. La palabra ‘yak’ en idioma tibetano quiere decir ‘macho’, por lo cual a las hembras se las conoce como ‘nak’.

Yak: hábitat del animal

Son conocidos por su pelaje largo, mayormente en el abdomen (puede llegar hasta el suelo), de color negro o marrón. Posee cuernos largos –un metro– similares a los del toro. Los ejemplares masculinos pueden pesar unos 1 000 kilos y viven solos. Las hembras con sus crías forman manadas de hasta 12 individuos. Tienen la capacidad para escalar la montaña nevada y les encanta bañarse.

4. Oso pardo

Su nombre científico es Ursus arctos isabellinus, en honor a la Reina Isabel, y habita tanto en las laderas del Himalaya como en las del Karakorum. Ya que es muy difícil divisarlos, no se conoce cuántos ejemplares habitan la región.

Oso pardo

El oso pardo del Himalaya presenta un gran dimorfismo sexual, ya que los machos alcanzan los 220 centímetros de alto y las hembras 180. Ambos sexos hibernan desde octubre hasta abril en una madriguera o cueva. Se alimentan de plantas, raíces, insectos y pequeños mamíferos, a quienes cazan después del atardecer.

5. Tar

La fauna de los Himalayas está compuesta por varias cabras, como es el caso del tar, al cual se lo puede ver entre India y Tíbet. Puede medir unos 170 centímetros y pesar alrededor de 180 kilos; posee cuernos cortos y curvados hacia atrás, y los machos cuentan con una especie de melena que los abriga en el crudo invierno.

Tar del Himalaya

Una de las características más destacadas de los tar es que pueden escalar rocas nevadas sin problemas para conseguir hierbas o árboles con los cuales alimentarse. Los machos viven solos y las hembras con sus crías. Solo se unen en la época de reproducción y la gestación –de un solo ejemplar por vez–dura siete meses.