Cómo mantener las garras de mi conejo

Yamila · 25 abril, 2019
Muchos dueños llegan al veterinario con esta duda: ¿cómo cuidar las garras de mi conejo? Es muy importante que se cumpla con una rutina de corte y que le ofrezcamos al animal la posibilidad de excavar en la tierra.

Las mascotas que viven en la ciudad y no tienen acceso a la tierra o al césped pueden sufrir algunos problemas en sus patas. Por lo tanto, los dueños deben ayudarles para mantener sus extremidades sanas. Si te haces la pregunta de cómo mantener las garras de mi conejo, en este artículo te daremos algunos consejos.

Las garras de mi conejo: cuándo cortarle las uñas

Si tu mascota vive en un piso de ciudad y no sale al parque o jardín, probablemente tengas que cortarle las uñas tú mismo (o con la ayuda de un profesional). De esta manera, evitarás que se lastime, que camine de forma inadecuada o que rasguñe a los demás miembros de la familia (tanto animales como personas).

Los conejos tienen cuatro uñas en las patas traseras y, además, en las delanteras presentan un espolón, el cual está ubicado en la parte interna de la extremidad. Todas las uñas crecen en forma ‘inclinada’ y tienen una sección blanca que incluye lo que se conoce como ‘carne viva’, donde están los vasos sanguíneos, y que no debe ser cortada. ¡Es muy doloroso para el animal y hasta puede desangrarse!

Si bien todo depende del crecimiento y los hábitos del conejo, se recomienda cortarle las uñas cada cuatro o seis semanas. Presta mucha atención si las uñas se le doblan o si al caminar oyes que impactan contra el suelo.

Garras de mi conejo

Paso a paso para cortar las garras de mi conejo

Como primera medida debes asegurarte de que tu conejo necesita un corte de uñas y luego comprar un cortauñas especial –lo venden en casas de mascotas– que puede ser igual al que se emplea con los gatos. Presta atención a los demás pasos:

1. Elige un sitio iluminado

Puede ser la cocina, la terraza o el patio, donde tengas iluminación directa. De esta forma, podrás ver hasta donde se le pueden cortar las uñas. Si tu conejo tiene las uñas oscuras, acerca una lámpara para identificar la zona de carne viva (es como una mancha rojiza).

2. Tranquiliza a tu mascota

Los conejos pueden estresarse ante situaciones que no son cotidianas y, si se sienten amenazados, tienen bastante fuerza como para golpearte con sus patas traseras. Es recomendable que comiences a cortarle las uñas desde temprana edad para que se acostumbre.

Igualmente, te recomendamos que durante todo el proceso lo tranquilices con mimos y palabras suaves. Y, además, no es bueno que tú estés nervioso… ¡Le transmitirás intranquilidad al animal!

3. Pide ayuda

Si no puedes solo porque el conejo se mueve para todos lados, o no te animas a cortarle las uñas, puedes pedirle a alguien que lo sostenga para que puedas trabajar mejor. La técnica consiste en colocarle boca arriba sobre el regazo, pues así se tranquilizará.

Recortar garras al conejo

En el caso de que vivas solo o nadie pueda ayudarte, entonces la mejor opción es llevarlo al veterinario para que se encargue él mismo del corte.

4. Corta con cautela

Toma una pata, retira el pelo que la rodea e identifica cada uña. Luego apoya el cortauñas en el borde y haz un corte en diagonal, preciso y con fuerza (son bastante duras). Si te animas, lleva un poco más arriba el cortador la próxima vez. Repite el proceso con las cuatro uñas de cada pata y el espolón (en las delanteras).

5. Prevé complicaciones

Si bien puedes detectar dónde se encuentra la zona de vasos sanguíneos, un accidente puede hacer que cortes esa región. No te preocupes: aplica inmediatamente un anticoagulante para que la hemorragia se detenga. Si esto no sucede, llévale de urgencia al veterinario.

Consejos para cuidar las garras de mi conejo

La prevención y los buenos hábitos son muy importantes para que las garras de tu conejo no causen problemas. Una de las mejores técnicas incluye el desgaste natural a través del contacto con la tierra, piedras o troncos.

Los conejos necesitan excavar y construir madrigueras, para poder desgastar sus uñas. En la vida urbana esto es un poco difícil, por lo que te recomendamos que le compres ciertos juguetes u objetos que ayuden en esta tarea. Puede ser un recipiente con tierra o incluso llevarle al parque con una correa.

  • McNitt, J. I., Lukefahr, S. D., Cheeke, P. R., & Patton, N. M. (2013). Pet rabbits. In Rabbit production. https://doi.org/10.1079/9781780640129.0229