Cocodrilo: características, comportamiento y hábitat

Virginia Duque Mirón · 31 octubre, 2017
El cocodrilo es un animal que, desde su imponente físico y su enorme mandíbula, provoca miedo y respeto. Aunque parezcan lentos, su poder letal es aterrador y cada año se cobra cientos de vidas humanas.

Con una mirada penetrante y oscura, el cocodrilo despierta el miedo de muchos y la admiración y respeto de otros. Es un reptil imponente que bien merece la pena conocer. ¿Quieres venir con nosotros? Tranquilo, no nos acercaremos mucho…

Todo lo que tienes que saber sobre el cocodrilo

Su denominación científica es crocodilydae, y es parte de la familia de reptiles arcosaurios, o mejor dicho, reptiles dominantes, por su agresividad y fuerza. Se estima que los cocodrilos están en la Tierra desde hace 200 millones de años.

Características

Puede llegar a pesar hasta 800 kilos. Su piel gruesa y rugosa ha sido anhelada por el ser humano para ser usada en el negocio de la marroquinería. No es de extrañar que el cocodrilo no se lleve bien con el hombre… Este acto ha puesto en peligro de extinción al reptil, y por eso cada vez este acto está más penado por la ley. De hecho, se están creando nuevas leyes de forma constante para frenar esta actuación.

Cocodrilo en el río.

Pueden medir hasta 6 metros de largo, ¿te imaginas ver uno de tales características?

Sus fosas nasales están creadas de forma meticulosa para adaptarse a su vida acuática. Estas evitan que el agua entre y les llegue a los pulmones mientras están bajo el líquido. Gracias a ellas, que le permiten respirar, el cocodrilo podría estar bajo el agua seis horas en movimiento y hasta dos días en reposo.

Es capaz de regular la temperatura de su cuerpo con sus mandíbulas. Abrirlas le permite enfriarlo o calentarlo, razón por la que hemos visto muchos vídeos de cocodrilos con la boca abierta de par en par sin atacar a nadie. Estaba en proceso de regulación de temperatura.

Comportamiento

El cocodrilo se desplaza casi arrastrándose por el suelo con sus cuatro patas, dos delanteras y dos traseras. Las delanteras tienen cinco dedos y las traseras solo cuatro. Esto sirve, junto con su larga cola, para mantener el equilibrio, algo que no sería tan fácil debido a su peso y medidas.

Suele pasar gran parte de su vida inmóvil en ríos de agua dulce, o bien en manglares de la playa de agua salada. Son adaptables y se mueven de un hábitat a otro a su antojo o según sus necesidades.

Hábitat

El cocodrilo vive en zonas tropicales de África, Norteamérica, Centroamérica, Australia y algunas zonas de Asia. Como dijimos anteriormente, la mayor parte de su vida la pasa en el agua, ya sea dulce o salada.

Dieta

Como todos bien sabemos, es carnívoro, y su dieta está basada en peces, cangrejos, animales muertos, aves e incluso, en ocasiones, se atreve con búfalos, cebras o ñus. ¿Cómo caza?

Cocodrilo en la hierba.

Por todos es conocido que los reptiles son sigilosos, y este ejemplar no lo es menos. Debajo del agua se va acercando poco a poco a su presa mientras esta bebe agua del río. Cuando más despistada está, se abalanza sobre ella y la arrastra hacia el interior del río, donde comienza una lucha que rara vez el reptil pierde.

A pesar de sus puntiagudos y enormes dientes, este animal no puede masticar, por lo que cuando agarra a una presa la despedaza en trozos grandes y se la traga entera. Es entonces cuando entran en juego sus poderosos jugos gástricos que terminan el trabajo de digestión.

Además, tiene la capacidad de modificar por él mismo su metabolismo, basándose en la abundancia o la escasez de alimentos en su hábitat. Cuando hay carencia, su digestión se torna lenta, mientras que sucede lo contrario en tiempos de abundancia.

¿Son peligrosos los cocodrilos?

Tan solo 6 de las 23 especies existentes son consideradas peligrosas. No obstante, los números imponen respeto: casi mil personas mueren cada año como consecuencia de un ataque de este animal. En este apartado, destacan por su peligrosidad el cocodrilo del Nilo y el cocodrilo marino.

En América, en tanto, las subespecies aligator (presente en Florida, Estados Unidos) y el caimán de América del Sur suelen ser los que más ataques a humanos registran.

La intromisión del hombre en su hábitat y la incluso de la caza furtiva con fines comerciales hacen que muchas personas se expongan casi permanentemente a estos riesgos. De más está agregar que su domesticación es imposible; son animales salvajes.

A pesar de su majestuosidad, el cocodrilo es un animal que parece aterrador para muchos, pero, sin duda, es un ejemplar fascinante que ha merecido la pena conocer, ¿no te parece?