Cangrejo vampiro (Geosesarma sp): cuidados y características

Los cangrejos geosesarma, también conocidos como cangrejos vampiros, son de cuidados sencillos. Aún así, su instalación debe tener una serie de características específicas.
Cangrejo vampiro (Geosesarma sp): cuidados y características
Silvia Conde

Escrito y verificado por la bióloga Silvia Conde el 17 Enero, 2021.

Última actualización: 17 Enero, 2021

Aunque pueda parecer extraño, los cangrejos como mascotas están ganando terreno entre los amantes de los animales exóticos. El cangrejo vampiro es una especie popular entre los aficionados a los acuaterrarios, ya que presenta hábitos tanto acuáticos como terrestres bastante llamativos.

Este cangrejo dulceacuícola pertenece al género Geosesarma, un grupo de crustáceos originarios de Malasia e Indonesia que incluye 59 especies. Son invertebrados pequeños y muy coloridos, razón por la cual muchos tutores se ven atraídos por ellos. Si quieres hacerte con un grupo de cangrejos vampiro, continúa leyendo.

El cangrejo vampiro y otros crustáceos Geosesarma

Este tipo de cangrejos son pequeños —de unos cinco a siete centímetros— y presentan un cuerpo colorido: rojo apagado, rojo fuego con pinzas amarillas, naranjas, violetas, azules y otros muchos tonos. El cangrejo vampiro típico es de color rojo intenso y negro.

La especie presenta dimorfismo sexual pues, como el resto de los cangrejos, los machos tienen las pinzas de mayor tamaño que las hembras y estas el abdomen más grande, con forma convexa. El abdomen de los machos, sin embargo, es más estrecho y tiene forma de pirámide.

Un cangrejo vampiro en la naturaleza.

Cuidados de los cangrejos Geosesarma

Los crustáceos Geosesarma —como el cangrejo vampiro— habitan en las orillas de los arroyos y riachuelos, por tanto, requieren agua dulce y un medio muy húmedo para vivir. Por suerte, son animales fáciles de mantener y su comportamiento es tranquilo, pero suelen ser bastante tímidos con el ser humano.

Estas especies no están evaluadas por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN), por lo que no se encuentra en el CITES —convenio para la protección de especies exóticas amenazadas—. A pesar de ello, los ejemplares encontrados en las tiendas de animales casi siempre proceden de la cría en cautividad.

Adquiere siempre las mascotas exóticas de forma responsable, siempre acudiendo a fuentes de confianza que vendan animales nacidos en cautiverio. Por otro lado, nunca liberes a estas mascotas por pequeñas o inocuas que parezcan, ya que esta acción puede tener consecuencias muy perjudiciales para las especies autóctonas del ecosistema.

Una vez esclarecidas todas estas consideraciones iniciales, te contamos cuáles son los cuidados de los cangrejos vampiro en las siguientes líneas.

¿Cómo debe ser el terrario?

Unas dimensiones de la instalación de 20x20x20 centímetros para un par de individuos son adecuadas, aunque esta debe ser más grande si vas a meter más cangrejos en el terrario. Ten en cuenta que los machos son territoriales y puede haber conflictos entre ellos si no tienen suficiente espacio o alimento.

Las condiciones de humedad y temperatura tienen que ser lo más fieles posibles a las de su ambiente natural. Por ello, estos cangrejos necesitan un hábitat semiacuático, así que el terrario debe tener tanto una parte acuática como una o varias terrestres. A este tipo de recintos se le denominan paludariums o acuaterrarios.

Puedes sumergir una parte del terrario imitando la orilla del arroyo y otra parte, algo más seca —húmeda pero no empapada— con rocas, troncos y refugios donde los animales puedan esconderse.

La parte acuática del paludario es muy importante, ya que en ella los animales realizan actividades como la muda o el desove. En la zona terrestre, elige un sustrato que retenga la humedad —como la fibra de coco o turba— y sea lo bastante abundante para que los cangrejos puedan enterrarse.

Por último, coloca suficientes refugios en el terrario, sobre todo si van a convivir varios ejemplares juntos. Además, puedes añadir diferentes tipos de plantas acuáticas, como plantas flotantes, algas o musgos.

Condiciones ambientales para cuidar al cangrejo vampiro

La humedad ambiental debe mantenerse en torno al 80 – 100 % y la temperatura entre los 24 a 28 ºC durante el día,  que puede bajar por la noche a valores entre 20 y 24ºC. El cangrejo vampiro es una especie nocturna, así que es importante vigilar tanto los cambios de temperatura como el fotoperiodo, que debe ser de 12 horas.

  • La temperatura tropical se puede lograr colocando una manta calefactora a un lado del terrario, siempre por fuera del cristal.
  • La humedad alta se mantendrá gracias a la evaporación del agua, pero aún así, debes rociar con agua un par de veces al día la zona terrestre. El sustrato siempre debe estar húmedo al tacto, pero no empapado.

¿Qué comen estos cangrejos?

Los cangrejos del género Geosesarma son cazadores, así que se les puede ofrecer insectos vivos como las moscas de la fruta, caracoles pequeños, colémbolos, cochinillas, lepismas, lombrices o grillos pequeños. También comerán animales muertos o frutas, verduras y comida para peces, ya que estamos ante una especie omnívora.

Por último, no olvides que el calcio y el yodo son esenciales para que estos crustáceos puedan realizar correctamente su muda o recambio del exoesqueleto. Introduce en el paludario sustancias que contengan estos elementos —como un esqueleto de sepia— o, en su defecto, espolvorea una vez la a semana la comida con polvos específicos para animales exóticos.

Criar a los cangrejos vampiro

La reproducción de estos crustáceos no es difícil si cuentas con ejemplares de diferente sexo, pero ten en cuenta que necesitan disponible una zona acuática para que las hembras desoven en el agua. En caso afirmativo, tras la reproducción las madres suelen liberar unos 50 o 60 huevos por puesta.

Las crías nacen con un aspecto parecido al de los adultos, solo que más oscuras y mucho más pequeñas. Para alimentar a los nuevos cangrejos puedes ofrecerles también moscas de la fruta, artemia y colémbolos, pellets de comida para peces y crustáceos o incluso pequeños trozos de pescado.

Un cangrejo vampiro sobre un fondo blanco.

Como has podido ver, los cangrejos vampiro son la mezcla perfecta entre un pez y un anfibio, pero no llegan a ser tan demandantes como ninguno de ellos. Sin mucho trabajo podrás disfrutar de una colonia de mascotas activa, pacífica y extremadamente curiosa.

Te podría interesar...
Diferencias entre cangrejos y nécoras
Mis AnimalesLeerlo en Mis Animales
Diferencias entre cangrejos y nécoras

Aunque pueden parecer muy similares, cangrejos y nécoras tienen muchas diferencias... ¿Cuáles son las características de estas especies?