Antílope negro y su ciclo reproductivo

Camila O.Thomas · 27 mayo, 2019
El antílope negro es una especie originaria de las llanuras de la India; descubre a este animal codiciado por sus largos cuernos

El antílope negro pertenece a la familia Bovidae, es originario de las llanuras de la India y su nombre científico es Antilope cervicapra. Los antílopes negros son parientes de las gacelas y el gerenuc, también conocido como gacela jirafa. Lo que diferencia al antílope negro del resto son los cuernos del macho adulto.

Estos son largos, mucho más que los de otros antílopes. En un macho adulto de talla media, los cuernos miden entre 50 y 60 centímetros de longitud. Sin embargo, se ha registrado un espécimen con cuernos de 71,5 centímetros. El rasgo resaltante de sus cuernos es que son retorcidos en espiral, en forma de ‘V’ y cubiertos con crestas pronunciadas casi hasta las puntas.

Otro rasgo destacado es el contraste entre la coloración en blanco y negro del pelaje de los antílopes negros machos maduros. Las hembras y los machos inmaduros tienen una coloración amarilla rojiza.

Los antílopes machos pesan entre 34 y 45 kilogramos, y y miden entre 74 y 88 centímetros. Las hembras no son mucho más pequeñas, pues pesan de 31 a 39 kilos y miden solo unos centímetros menos que los machos.

Las hembras también tienen las mismas marcas blancas que los machos. Estos parches claros en el pelaje incluyen parches circulares para los ojos, boca, parte inferior, patas internas y parche de grupa. La única diferencia obvia entre las hembras y los machos inmaduros es la presencia de cuernos.

Los antílopes negros son principalmente herbívoros y prefieren habitar en pastizales cortos. Sin embargo, pueden sobrevivir en zonas semidesérticas donde hay suficiente vegetación.

La dieta del antílope consiste principalmente en pastos, hojas, brotes y frutos de campo, mientras que sus depredadores principales son el guepardo, el lobo y, rara vez, el tigre y leopardo.

Antílope negro en la sombra

Son activos durante el día, toleran el sol más caluroso y buscan sombra durante solo dos o tres horas al mediodía.

Ciclo reproductivo

La duración de la gestación de los antílopes negros es de cinco meses. Solo un mes después del parto, la hembra puede reproducirse nuevamente. Así, pueden tener dos crías al año.

En cada preñez un solo cervatillo es la regla. Las hembras alcanzan la madurez sexual a los ocho meses de edad, pero por lo general no se reproducen hasta casi cumplir los dos años.

La madurez física se alcanza al cumplir un año, pero los machos maduran más tarde que las hembras y pueden reproducirse a los 18 meses de edad.

El apareamiento se produce durante todo el año, pero los picos principales de nacimiento y celo ocurren en febrero y marzo, con un pico secundario al final del monzón en agosto y septiembre.

Solo los machos dominantes del territorio se reproducen. Los machos dominantes defienden propiedades tan pequeñas como ocho hectáreas (20 acres), pero lo hacen solo por unas pocas semanas.

Los machos en celo persiguen y reúnen a las hembras; un macho en celo presenta una cola enroscada y sus glándulas lacrimales hinchadas mientras emiten gruñidos guturales.

Cuernos del antílope negro

Los territorios están demarcados con excretas y secreciones preorbitales negras pegajosas depositadas en tallos y arbustos de hierba.

Recientemente, han sido estudiadas la conducta reproductiva y las feromonas del antílope negro, con miras a ayudar a la reproducción del antílope en cautiverio.

La esperanza de vida del antílope negro es de hasta 15 años.

Densidad poblacional del antílope negro

Los antílopes negros vivieron en planicies abiertas en todo el subcontinente indio. Desafortunadamente, su número se ha reducido drásticamente a medida que la población humana ha crecido.

La población total de antílopes, que fue estimada en 80 000 en 1947, se redujo a 8000 para 1964, pero desde entonces se ha recuperado a 25 000 en áreas protegidas. Hoy en día, los antílopes negros son raros fuera de las reservas de caza y los parques protegidos.

A finales del siglo XIX, en las sabanas relativamente bien regadas de Punyab Oriental, se registraron agrupaciones de 8000 a 10 000 ejemplares. Posteriormente, se han reportado manadas mixtas con 5 a 50 animales, generalmente con tres o menos machos. También se ha sabido de rebaños de machos solteros y manadas de hembras con crías.

¿Cuál es el estado de conservación del antílope negro?

Como se mencionó antes, esta especie tenía una densidad alta en su área de distribución original. Factores deletéreos como la cacería excesiva y  la pérdida creciente de su hábitat constituyen su principal amenaza. Esta especie se considera dentro de la categoría ‘vulnerable’ y su comercio a nivel internacional se encuentra regulado.

  • Choudhary, O. P., & Singh, I. (2016). Morphological and Radiographic Studies on the Skull of Indian Blackbuck (Antilope cervicapra). International Journal of Morphology, 34(2).
  • Rajagopal, T., Archunan, G., & Sekar, M. (2011). Impact of zoo visitors on the fecal cortisol levels and behavior of an endangered species: Indian blackbuck (Antelope cervicapra L.). Journal of applied animal welfare science, 14(1), 18-32.
  • Jhala, Y. V. (1993). Predation on blackbuck by wolves in Velavadar National Park, Gujarat, India. Conservation Biology, 7(4), 874-881.
  • Rajagopal, T., Manimozhi, A., & Archunan, G. (2011). Diurnal variation in preorbital gland scent marking behaviour of captive male Indian Blackbuck (Antelope cervicapra L.) and its territorial significance. Biological rhythm research, 42(1), 27-38.