Loading...
 

10 tipos de felinos

Grandes o pequeños, los felinos son depredadores ampliamente exitosos, que han conseguido adaptarse a hábitats de todo el mundo. Conócelos con nosotros.

Escrito y verificado por el biólogo Francisco Morata Carramolino el 14 junio, 2021.

Última actualización: 14 junio, 2021

Los felinos, cuyo nombre apropiado es el de félidos, son carnívoros que pertenecen a la familia Felidae. Estos mamíferos son unos de los depredadores más exitosos y eficientes hoy en día.

Tal es su habilidad que, mediante la competencia histórica por las presas, estos animales han provocado la extinción de numerosas especies de cánidos, el otro gran grupo de mamíferos carnívoros. En este artículo, te presentaremos los principales tipos de felinos y sus características. Sigue leyendo si quieres aprender sobre ellos.

Tipos de felinos

Los félidos cuentan con 41 especies, que se distribuyen por todo el planeta. La mayoría son pequeños, aunque unos pocos alcanzan tamaños inmensos. Algunos rugen y otros ronronean, pero todos ellos son depredadores temibles, rápidos y voraces.

Los tipos de felinos se dividen en 2 familias. Por un lado están los felinos verdaderos (subfamilia Felinae) y por otro los panterinos (subfamilia Pantherinae). Te presentamos a los representantes más interesantes de ambos grupos.

Felinos verdaderos – Subfamilia Felinae

Estos félidos son los más numerosos, con 34 especies descritas. Por lo general, son más pequeños que los panterinos y más similares a los gatos domésticos, que pertenecen a este grupo. Debido a la estructura de su garganta estos animales no pueden rugir, pero sí son capaces de ronronear. En las siguientes líneas, te presentamos algunos de los tipos de felinos verdaderos más representativos.

1. Lince ibérico (Lynx pardinus)

El lince ibérico es una de las especies más emblemáticas de la fauna española. Destaca por su característico pelaje pardo con puntos negros, rabo corto y orejas acabadas en penachos de pelo.

Este gato solía ser abundante por toda la península ibérica, pero fue prácticamente diezmado en su totalidad por los humanos. Tras heroicos esfuerzos de conservación, los linces se están recuperando. Aunque siguen en peligro, sus poblaciones han alcanzado recientemente los 1000 individuos.

2. Gato montés (Felis silvestris)

Este félido es muy similar al gato doméstico, aunque algo más grande y robusto, con el pelaje y la cola mas gruesos. La distribución de este depredador solitario es increíblemente amplia: aparece por gran parte del Viejo Mundo, aunque de forma parcheada.

El parecido con el gato doméstico no es casualidad. Es posible que los familiares compañeros hogareños sean una subespecie de este animal, aunque algunos expertos opinan que se trata de una especie de Felis diferente.

3. Guepardo (Acinonyx jubatus)

El guepardo es uno de los animales más famosos y el mamífero más rápido del mundo, capaz de alcanzar unos 100 kilómetros por hora durante la carrera. Mientras que otros gatos optan por cazar a la emboscada, el guepardo está completamente adaptado para la velocidad.

Como consecuencia, es más delgado y estilizado que otros grandes félidos. Además, ha perdido la capacidad de retraer las garras, en favor de uñas más parecidas a las de los perros.

Esta estrategia le ha llevado hasta nuestros días, pero es muy arriesgada. Gracias a ella, los guepardos pueden atrapar presas difíciles, pero son incapaces de defenderlas ante otros depredadores africanos, que son más poderosos. Además, se trata de un animal que consume una gran cantidad de energía.

4. Serval (Leptailurus serval)

Este peculiar felino africano tiene una cabeza muy pequeña, con orejas enormes y proporciones muy alargadas. Mide entre 60 y 100 centímetros de largo y su pelaje es amarillo con manchas negras.

Con sus patas y cuello larguísimos, el serval está muy bien adaptado para cazar presas pequeñas escondidas entre la hierba alta. La actividad de este animal se concentra en el crepúsculo y la noche.

5. Manul (Otocolobus manul)

Este pequeño gato habita principalmente en las estepas de Mongolia, China y el Tíbet. El manul cuenta con un largo pelaje grisáceo y algo desaliñado, además de una mirada penetrante de ojos amarillos y una expresión severa. Este aspecto le ha otorgado una fama virtual reciente.

6. Gato de cabeza plana (Prionailurus planiceps)

Esta minúscula especie es una de las más desconocidas para la ciencia. El gato de cabeza plana tan solo pesa 2 kilos y habita en los bosques tropicales húmedos de Sumatra, Borneo y Malasia. Al igual que el gato pescador —un pariente cercano—, este animal tiene preferencia por los pantanos y otras masas de agua, de las que obtiene sus principales presas: peces y anfibios.

El gato de cabeza plana se creyó extinto a mediados de los ochenta, pero fue reencontrado una década más tarde. Por suerte, aún seguimos contando con esta bella especie en nuestros ecosistemas, aunque se trata de una especie catalogada “en peligro” por la Unión Internacional Para la Conservación de la Naturaleza.

Panterinos – Subfamilia Pantherinae

Esta división de los félidos es mucho menos amplia. Tan solo cuenta con 7 especies, pero todas ellas son realmente icónicas. Los panterinos son más grandes, musculosos y robustos que sus parientes. Además, son los únicos capaces de rugir. Algunas de estas especies, que suelen ocupar el papel de depredador dominante en sus ecosistemas, son las siguientes.

7. Jaguar (Panthera onca)

Capaz de cazar caimanes, tortugas y anacondas, el jaguar es el superdepredador indiscutible de los densos bosques tropicales que habita, siempre cerca de cuerpos de agua. Este corpulento mamífero se distribuye por buena parte Sudamérica y Centroamérica, así como un fragmento de Norteamérica.

Los individuos melánicos de esta especie son denominados popularmente como panteras negras.

8. Leopardo (Panthera pardus)

Considerablemente más grácil que el anterior, el leopardo es uno de los felinos con un rango de distribución más extenso, ya que puede encontrarse en buena parte de África y Asia. A pesar de ello, sus poblaciones están muy fragmentadas a causa de la presión humana.

9. Pantera nebulosa (Neofelis nebulosa)

A menudo eclipsados por los panterinos de mayor tamaño, los Neofelis son bellísimos gatos asiáticos muy especializados corporalmente para la vida arbórea. Estos mamíferos se alimentan de monos, cerdos salvajes, ciervo y presas más pequeñas. Además, cuentan con los colmillos más grandes en relación a su cuerpo de todos los felinos.

10. León (Panthera leo)

Para finalizar, presentamos al archiconocido rey de las sabanas africanas. Los leones son los únicos félidos que viven en manadas en lugar de ser solitarios, y presentan un dimorfismo sexual muy marcado. Mientras que los machos son gigantescos y portan una larga melena, las hembras son más pequeñas y de pelo corto.

Las especies de gatos silvestres que hemos presentado son emblemáticas y cumplen un papel fundamental como depredadores en sus ecosistemas. Por desgracia, la enorme presión que ejercen los humanos sobre los distintos tipos de felinos ha provocado que muchos estén en peligro. ¿Podrán estos letales cazadores sobreponerse a las acciones del hombre?

Te podría interesar...
Leerlo en Mis Animales
El gato andino: un felino en grave peligro

El gato andino es un felino salvaje de Sudamérica, una de las especies más amenazadas del continente de la que se conoce muy poco.