Tipos de cola en perros

Laura Huelin · 19 abril, 2018
Esta extremidad forma parte de la comunicación canina, y según sean los movimientos será el significado de lo que quieren transmitir; ahora bien, este puede ser más o menos sencillo de interpretar según su forma

Al contrario de lo que pueda parecer a primera vista, hay diferentes tipos de cola en perros desde su nacimiento. Como la cola es una parte del cuerpo muy importante en su comunicación y en su estética, hacemos un repaso a este apéndice tan curioso en los perros.

La comunicación y los tipos de cola en perros

Los perros se comunican entre ellos y con nosotros a través de todo su cuerpo. Es tan importante la posición en la que ponen las orejas, la cola y las patas como el movimiento que hacen con ellas. Por eso, es importantísimo conocer cómo es la cola de nuestro perro para entender su comunicación a la primera.

Como regla general, un perro mueve la cola cuando está excitado. Sin embargo, hay tipos de cola en perros que no se pueden mover, como las enroscadas encima de la espalda o las muy cortas. Lo mismo pasa con el miedo y llevar la cola entre las patas: esa aseveración no es válida para todos los canes.

También se dice que el perro está alerta cuando lleva la cola muy levantada. A pesar de eso, hay perros que de forma natural tienden a llevar la cola levantada aunque estén relajados. Estos son los diferentes tipos de cola en perros y cómo afectan a su comunicación:

Cola recta inserción baja

La cola de inserción baja es aquella que de forma natural está caída entre las piernas y que muy raras veces puede estar más alta que el nivel de la columna vertebral. Es, por ejemplo, la cola del golden retriever, el bull terrier, el border collie o el galgo.

Cola baja en perro

Esto quiere decir que cuando esta cola está en reposo estará pegada a las patas: no significa que el perro tenga miedo, ya que es su posición natural. De la misma manera, cuando el perro esté alerta no la llevará demasiado alta, simplemente porque no puede levantarla por encima de la columna vertebral.

Cola recta inserción alta

El caso contrario son las colas de inserción alta: habitualmente se encuentran en una posición levantada, y con mucha frecuencia muy por encima de la columna. Perros con colas de este tipo son el beagle, los diferentes tipos de braco, los terriers, entre los que están el yorkshire; y los chihuahuas, por ejemplo.

Perro con la cola en alto

La posición natural de estas colas está muy por encima de las patas traseras: tienen que sentir un miedo muy fuerte para conseguir ponerla entre las patas. Además, parecen estar alerta o muestrar un poco de curiosidad por su entorno, ya que la levantan tanto que, si se les mira de frente, se les puede ver la cola por encima de la cabeza.

Es uno de los tipos de cola en perros que más movilidad tiene y, por lo tanto, son animales muy expresivos. Será muy fácil entender el movimiento del cuerpo de este tipo de perros, ya que es capaz de hacer todos los movimientos y posiciones de manera natural y sencilla.

Cola enroscada

La cola enroscada da más problemas en este sentido. Este tipo de colas en perros está situada siempre por encima de la espalda del perro, recogida para formar un anillo o un bucle, y debido a eso tienen muy poca movilidad y expresividad.

Cola enroscada en perros

Hay muchas razas con este tipo de colas, pero entre ellas están el shiba inu, el carlino, el malamute y el shit zu. Muchos de estos perros tienen el pelo muy largo, lo que hace más difícil su comunicación.

Por suerte, los perros son capaces de darse cuenta de que son poco expresivos con sus cuartos traseros y pueden desarrollar otras estrategias para comunicarse con otros canes: expresión facial, orejas, movimiento de todo el cuerpo… A los humanos nos costará un poco más.

Cola corta o cortada

Hay razas, o perros concretos, que nacen sin cola o con ella muy corta. Uno de los tipos de corgui, el bulldog inglés o el boxer nacen sin ella. Además, por tradición, hay otras razas a las que se les corta, como el ratonero, el cocker o el pastor inglés.

Cola cortada en perros

Carecer de cola es un impedimento muy grande a la comunicación. En algunos casos se puede adivinar que tienen cierto movimiento, pero solamente lo detectamos cuando es hacia los lados, y nunca sabemos cuándo tienen miedo o están alerta.

Al igual que los perros de cola enroscada, estos canes saben que tienen una dificultad añadida a la hora de expresarse, y suelen ser capaces de suplirla. De todas maneras, puede que tengan problemas y malentendidos frecuentes cuando se relacionen con otros perros.

Tradicionalmente se le cortaba la cola a diferentes razas, ya que por su trabajo podían dañársela. Afortunadamente, en muchos países ya está prohibido mutilar a los perros, ya que no suelen desempeñar más labores que las de brindarnos su compañía.

La cola es un elemento muy importante en la comunicación de los perros. Sin embargo, los diferentes tipos de cola en perros facilitan o complican su comunicación, y conocer la anatomía de tu perro te permitirá entenderle mejor.