Rinoceronte: características comportamiento y hábitat

Virginia Duque Mirón · 12 diciembre, 2017

El rinoceronte es un animal que nos ha acompañado desde siempre en nuestra infancia por haberlo conocido a través del colegio o en alguna excursión al zoo. No obstante, por no vivir quizá en nuestra zona no es una especie de la que sepamos mucho. Hoy queremos que esto cambie, para ti y para nosotros. Por ello, vamos a examinar más a fondo a este poderoso animal. 

Todo lo que tenemos que saber sobre el rinoceronte

El rinoceronte pertenece a una familia de mamíferos del que existen cinco especies: blanco, negro, el de Java, de la India y el de Sumatra. En español también se les conoce como abada, una palabra proveniente del portugués y que se ha usado para denominar a la hembra del rinoceronte, aunque a día de hoy está en desuso.

Rinoceronte en la selva

Características del rinoceronte

La palabra rinoceronte proviene del griego rhinos –que significa nariz– y de kera –que es cuerno–y si lo tradujéramos literalmente vendría a ser algo así como ‘nariz cornuda’. Esto lo define perfectamente, pues este animal, cuya longevidad es de unos 60 años, cuenta sin duda como característica que mejor lo define con su cuerno en el hocico.

No obstante, el hueso de los rinocerontes es distinto al de otras especies ya que no contiene un núcleo óseo sino que está hecho de queratina. Ambas especies africanas, es decir, el blanco y el negro, tienen dos cuernos, mientras que el de la India y el de Java solo tienen uno. Asimismo, sus ojos están ubicados a ambos lados de la cabeza en la son baja del cuerno.

Por otro lado, los sentidos del olfato y el oído están muy agudizados, aunque su vista es bastante mala. Su cabeza y cuerpo miden entre 240 y 315 centímetros, en el caso del rinoceronte blanco, y de 335 a 420 en el de Sumatra. Este último pesa unos 800 kilos, mientras que el blanco puede alcanzar los 3 600 kilos, por lo que se erige el segundo animal terrestre más grande del mundo.

Los rinocerontes son perisodáctilos, lo que quiere decir que tienen un dedo central más largo de lo normal, que les sirve como punto de apoyo, y dos dedos de menor tamaño que hacen que su huella tengan forma de trébol.

Comportamiento

El rinoceronte es un animal solitario al que no le gusta relacionarse más que con su madre o sus crías, y es que los adultos solo buscan asociación con las hembras en la época de celo. En alguna de las especies, como el blanco o el de la India, se dan excepciones y forman parejas que dan lugar a grupos más grandes después.

Normalmente, siempre se mueven por los mismos territorio durante toda su vida. Estos pueden abarcar entre los tres y los 90 kilómetros, y los rinocerontes los marcan con heces y orina para recordar la vuelta.

Las hembras tienen menos problemas con los territorios y no suele surgir rivalidad entre ellas. Todo lo contrario, suelen rozarse las narices como símbolo de bienvenida, menos en el caso del rinoceronte indio que sí responde con agresividad a un acercamiento a su territorio.

Rinocerontes en la selva

Los machos sin embargo, lucharán con cualquiera que quiera pisar su terreno. En estos enfrentamientos se hacen los mismos gestos una y otra vez hasta que uno de los dos se rinde.

Las luchas son livianas pues no suelen arremeter el uno contra el otro, sino que se empujan con los cuernos para que el otro se dé por vencido. Si el ganador fuera el intruso, el ‘propietario’ del territorio dejaría de marcarlo con su orina y heces y tomaría la posición de subordinado.

Hábitat del rinoceronte

El rinoceronte es muy versátil en lo que al hábitat se refiere. Puede vivir entre las sabanas o los bosques, ya sean tropicales o subtropicales. Lo que sí debe haber en la zona que vivan es agua y mucha comida, ya que ambas son muy necesarias en grandes cantidades para su supervivencia.

El blanco y el negro viven sobretodo en las sabanas, llanuras o bosques, mientras que el de Java habita en selvas tropicales y el indio en zonas de hierba alta muy cerca de los ríos.

¿Te ha gustado conocer más de este imponente animal?

Fuente de la imagen principal: Valentina Storti