Pingüino rey: hábitat y características

19 julio, 2021
Este artículo fue redactado y avalado por el biólogo Francisco Morata Carramolino
Los pingüinos rey se reúnen en colonias de cientos y miles de individuos, que se reproducen sobre islas. Su temporada reproductiva es muy prolongada, ya que dura entre 14 y 15 meses.

Los pingüinos son aves fascinantes. Propias del hemisferio sur, perdieron la capacidad de volar hace miles de años y las intercambiaron por unas habilidades sublimes bajo el agua. Toda su anatomía está adaptada para la natación, lo que permite que estos animales, aparentemente torpes en tierra, se conviertan en torpedos una vez se sumergen.

En este espacio hablaremos del pingüino rey, conocido científicamente como Aptenodytes patagonicus. Esta especie es un pariente cercano del pingüino emperador (Aptenodytes forsteri), con el que muestra bastantes similitudes. De hecho, el pingüino rey es el segundo más grande que existe, solo por detrás del emperador.

Si quieres conocer más a fondo las características de este animal, el hábitat en el que vive y su estado de conservación, te invitamos a seguir leyendo.

Hábitat del pingüino rey

Aunque la mayoría del público piensa que los pingüinos solo viven en el hielo, esto no podría estar más lejos de la realidad. Casi todas estas aves habitan en el hemisferio sur, pero solo algunas lo hacen en la helada Antártida. Los pingüinos reyes aparecen en una serie de lugares cerca de este lugar, denominados islas subantárticas.

Entre todas ellas, existen poblaciones reproductoras en las Islas Kerguelen y Crozet, que pertenecen a Francia. También se pueden observar ejemplares en las Islas Heard, McDonald y Macquarie, de Australia, y el archipiélago sudafricano Príncipe Eduardo.

Además, hay poblaciones en las Islas Georgias del Sur, Malvinas, Sandwich del Sur y Shetland del Sur. La soberanía de estos territorios está en disputa entre varios países. Asimismo, los pingüinos rey aparecen en el sur de Argentina y Chile, aunque estas poblaciones no son reproductoras.

Cabe destacar que los territorios más occidentales del rango de distribución pertenecen a la subespecie A. patagonicus patagonicus. Por otro lado, los terrenos orientales son de A. p. halli. Esas subespecies son muy similares, pero no suelen reproducirse entre sí.

Un grupo de pingüinos en el hielo.

Cuando están en tierra, estos pingüinos evitan las zonas heladas o nevadas. Prefieren valles con praderas o matorral, costas o playas con pendientes ligeras. Normalmente se encuentran cerca de la orilla, pero a veces pueden hallarse kilómetros tierra adentro.

Estas aves también pasan un importante porcentaje de su vida en el océano. Realizan incursiones para alimentarse en las que pueden recorrer largas distancias.

Características físicas

El pingüino rey es el segundo más grande, solo por detrás del emperador. Alcanza entre 80 y 90 centímetros de alto y puede pesar entre 14 y 16 kilogramos en su estado adulto. Los machos tienen un tamaño ligeramente mayor que las hembras, pero ambos sexos son muy similares en lo que a constitución se refiere.

Tanto el rey como el emperador se diferencian del resto de pingüinos por su tamaño, porte elegante, pico largo y fino y colores llamativos. Las patas de estas aves son gruesas y fuertes y la cola es corta. Las alas están transformadas en aletas y son relativamente delgadas, con la forma característica y punta roma.

Coloración

A. patagonicus cuenta con una parte ventral (el pecho, la barriga y las patas por delante) completamente blanca. La sección dorsal (el cuello, la espalda, la cola y las patas por detrás) es de un gris plateado oscuro. En la conexión ente las partes blancas y grises, aparece una línea negra.

Las alas también son grises por la parte más externa. En la cara interna son blancas, con una mancha negra en la punta. En sus márgenes, aparece la misma línea negra.

La coloración más interesante de este animal aparece en la cabeza y sus alrededores. La mayor parte del cráneo presenta un plumaje negro muy oscuro. En la región auricular, en la que estarían las orejas, se muestra un semicírculo naranja amarillento muy vistoso.

Debajo de la cabeza se unen las líneas negras laterales, formando unos triángulos grises en cada lado del cuello. Bajo esta unión se forma una mancha del mismo naranja amarillento, aunque más difuminada. Mientras que la parte superior del pico es negra, la mandíbula inferior muestra porta esta bonita coloración.

Completamente diferentes, los pollos de esta especie no muestran el contorno estilizado y fusiforme de sus padres. Son algo más bajos, pero más anchos que los adultos. Muestran un plumaje más desordenado y de color marrón oscuro uniforme. El pico y las grandes patas son negras.

Estado de conservación del pingüino rey

A diferencia de tantas otras especies, la situación del pingüino rey parece favorable. Esta especie cuenta con un rango de distribución muy amplio, que se extiende desde Sudamérica a Nueva Zelanda aproximadamente.

El pingüino rey cuenta con una enorme población global, estimada en unos 1,1 millones de parejas. Además, están experimentando un crecimiento generalizado en nuestros días, excepto en la sección más norteña de su rango.

La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, de acuerdo con estos criterios, clasifica a esta especie como “De Preocupación Menor” en 2020. Esta es la situación más benigna posible dentro el sistema de clasificación de dicha organización.

Amenazas

A pesar de ello, existen ciertas amenazas que podrían perjudicar a esta ave. La más destacable es el cambio climático: Aunque los pingüinos rey no viven sobre el hielo, requieren aguas frías para cazar y alimentarse. Por tanto, un aumento en la temperatura de los océanos podría desplazar o eliminar sus zonas de alimentación.

Los vuelos humanos sobre sus territorios también producen molestias, que provocan mortalidad y disminución del éxito reproductor entre los pingüinos. La industria pesquera y los vertidos de petróleo también producen impactos negativos en sus poblaciones.

Por último, las especies exóticas invasoras podrían producirles ciertos daños, aunque por el momento no parecen muy severos.

Un pingüino rodeado de juveniles.

El pingüino rey es una magnífica ave oceánica. Aunque su situación se mantiene favorable, muchas otras especies —como el pingüino ojigualdo y el saltarrocas norteño— están amenazadas con la extinción. Estos animales son una joya de la evolución en este planeta. Por tanto, deben ser conservados como parte de su patrimonio natural.

 

  • BirdLife International. 2020. Aptenodytes patagonicusThe IUCN Red List of Threatened Species 2020: e.T22697748A184637776.
  • https://www.nationalgeographic.com/animals/facts/king-penguin
  • https://www.globalpenguinsociety.org/portfolio-species-1.html
  • https://oceana.org/marine-life/seabirds/king-penguin
  • Bost, C. A., Delord, K., Barbraud, C., Cotte, C., Péron, C., & Weimerskirch, H. 2013. The King Penguin: Life History, current status and priority conservation actions. In: Penguins Book. University of Washington Press, Washington.