Pez betta halfmoon: cuidados en cautiverio

Aunque los bettas son bastante agresivos con diferentes peces, ante los humanos se comportan tímidos y huyen con frecuencia. Por esto es importante tenerles sitios oscuros y cuevas donde puedan sentirse seguros.
Pez betta halfmoon: cuidados en cautiverio
Cesar Paul Gonzalez Gonzalez

Escrito y verificado por el biólogo Cesar Paul Gonzalez Gonzalez.

Última actualización: 16 febrero, 2022

El pez betta de media luna o halfmoon es una variante maravillosa del pez luchador siamés. Se caracteriza por exhibir una hermosa cola en forma de abanico que rodea casi 180 grados su parte posterior. Además, posee colores brillantes y diversos que atrapan la mirada de cualquier persona.

A pesar de que los peces betta son conocidos por ser fáciles de cuidar, precisan de ciertos requerimientos para mantenerse saludables. Es cierto que son organismos bastante resistentes, pero no se debe caer en el error de ofrecerles un ambiente pobre y con pocas atenciones. Sigue leyendo este espacio y conoce cómo cuidar bien a tu pez betta halfmoon.

Origen de los bettas

Los peces betta (Betta splendens) son originarios de Asia, en donde se les solía encontrar dentro de las aguas estancadas de los cultivos de arroz. Dichos ambientes se caracterizan por contener poco oxígeno, gran cantidad de vegetación y demasiada materia orgánica. Al vivir en estas zonas durante mucho tiempo, se adaptaron y se transformaron en la especie resistente que es en la actualidad.

Según el New York Times, la domesticación de estos peces se llevó a cabo hace 1000 años. Sin embargo, el primer objetivo de su crianza no fue para ser utilizados como ornato, sino para la exhibición de peleas. Esta es la razón por la cual los bettas son tan agresivos y no es posible tenerlos con otros ejemplares en el mismo acuario.

Características de la especie

El pez betta halfmoon tienen un tamaño promedio de 6 centímetros de longitud. Poseen dos aletas pectorales largas que tienen forma de velo, una aleta dorsal que inicia a mitad de su cuerpo y una aleta anal que cubre casi todo su vientre. Además, presenta una característica aleta caudal que tiene un aspecto de abanico y se despliega con colores vistosos.

Este betta puede presentar una increíble variedad de colores brillantes y vistosos. Aunque los monocromáticos (un solo color) suelen ser los más habituales, los arcoíris o los de colores combinados tienen mayor popularidad. Claro está, son un poco más difíciles de encontrar debido a la complejidad que existe para obtener un tono particular.

Los ejemplares machos suelen presentar colores más vibrantes que las hembras. Sin embargo, durante su crianza la intensidad de los tonos en el cuerpo puede cambiar, ya que fluctúa según la época del año o por condiciones de estrés. Esto último permite emplear la apariencia del individuo para identificar una posible patología.

Uno de los peces que boquean mucho y muy rápido.

Comportamiento

Como se mencionaba más arriba, los peces betta son muy bien conocidos por la agresividad de su comportamiento. Ambos sexos son igual de problemáticos dentro del acuario, pero los machos tienden a ser un poco más conflictivos. Por esta razón, se suele recomendar mantener a estos ejemplares separados y de preferencia solo 1 por tanque. De lo contrario, podrían causar lesiones severas a sus compañeros.

Preparación del tanque

Los peces betta necesitan un tanque mínimo de 25 litros para tener una buena calidad de vida. Lo anterior aplica para un solo individuo, pues mantener a más ejemplares significa arriesgarse a conflictos con resultados fatales. Además, el interior del acuario debe contener rocas, plantas, cuevas y varias decoraciones. Esto permite que se creen sitios oscuros que los hacen sentirse seguros y reducen su estrés.

Recuerda que mantener una buena calidad del agua es fundamental para la vida de los peces, ya que cualquier cambio en el líquido podría ocasionarles la muerte. Por ello, es importante contar con un termómetro, un filtro y una bomba de agua que ayuden a vigilar dichos parámetros.

Parámetros del agua

Las condiciones del agua que son ideales para los peces betta se pueden conseguir con facilidad. De hecho, tienen una resistencia increíble a diferentes parámetros del líquido, pero no se recomienda exceder los límites siguientes:

  • Temperatura: óptima de 24 a 28 grados Celsius (resiste 14-34 grados Celsius).
  •  pH: óptimo de 7 (resiste entre 6 y 8).
  • Dureza: máxima de 300 partes por millón (poco menos de 20 grados dH-Deutsche Härte).

Ciclado del acuario

El ciclado del acuario o también llamado maduración del tanque, es el proceso con el cual se establecen bacterias que reciclan los desechos de los peces. Dicho mecanismo es esencial cuando se mantiene un acuario, pues estabiliza los parámetros del agua y evita que los ejemplares tengan perjuicios a su salud.

Este proceso se realiza cuando el tanque se instala por primera vez o se ha dejado de usar durante mucho tiempo. Para ciclar el acuario solo se le debe dejar funcionar con todos sus aditamentos, además de agregar un poco de alimento para peces. Con esto, comenzarán a formarse bacterias que benefician al hábitat.

La única forma certera de conocer si un acuario está listo para recibir a los peces es por medio de test comerciales. Dichas pruebas miden la concentración de nitratos y nitritos, los cuales funcionan como indicativos de la presencia de bacterias. El ciclado ha finalizado cuando las mediciones de nitritos son 0 y los nitratos son superiores a 0.

Aclimatamiento del pez

Uno de los peces para principiantes.

Los peces nuevos deben pasar por un proceso de aclimatamiento para adaptarse a su nuevo hogar. Para ello, se pasa por dos fases: la regulación de la temperatura y la combinación del agua. Durante la primera, se utiliza el contenedor en donde se entrega al ejemplar y se pone a flotar dentro del tanque por al menos 15 minutos. Esto permitirá que la temperatura de ambos se iguale y así se evita un posible shock térmico.

En la segunda fase se necesita tener paciencia y cuidado, pues se procederá a mezclar el agua que contiene el pez con la del tanque. Para ello, añade pequeñas cantidades de líquido del acuario al contenedor cada 5 minutos. Antes de que se llene el recipiente debes sacar el exceso y repetir el proceso anterior. Con esto, los parámetros de ambos líquidos se igualan y el pez comenzará a adecuarse.

El proceso debe tomarte alrededor de 45 minutos en total. Al finalizar este tiempo, el pez estará listo para ser liberado en su nuevo hábitat. Aclimatar a los ejemplares reduce el estrés que sufren al cambiar de hogar. De esta forma, se cuida su salud y es menos probable que contraigan alguna enfermedad durante sus primeros días contigo.

Alimentación

Los bettas son carnívoros que se suelen alimentar de una gran variedad de artrópodos. Por ello, una de las mejores recomendaciones para su dieta es ofrecerles alimentos vivos en conjunto con comida deshidratada. La combinación de ambos les otorga todos los nutrientes necesarios y también fomenta su actividad. Sin embargo, ten en cuenta que una ración al día es más que suficiente para su desarrollo.

Limpieza del tanque

A pesar de que se tenga el filtro instalado en el acuario de los peces betta, también es necesario realizarle un pequeño mantenimiento. Para ello, solo necesitas aspirar el fondo del tanque por lo menos una vez a la semana y llevar a cabo el recambio de agua. Esto último significa que debes sacar el 25 % del líquido y reponerlo en ese instante.

Recuerda que el agua de grifo suele contener cloro que es perjudicial para los peces, de modo que necesitas añadirle algún producto “anticloro” antes de utilizarla. Revisa de manera cotidiana las condiciones y los parámetros del tanque para asegurarte que todo se encuentra bien. Si sigues los consejos anteriores, ten por seguro que tu nuevo pez betta halfmoon se mantendrá en óptimas condiciones.

Te podría interesar...
Enfermedades más comunes de los peces betta
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Enfermedades más comunes de los peces betta

Las enfermedades más comunes de los peces betta van desde la septicemia hasta el punto blanco. Si quieres saber cómo prevenirlas, entra aquí.



  • Roth, A. (2021). The 1,000-Year Secret That Made Betta Fish Beautiful. The New York Times. Recuperado el 1 de febrero de 2022, disponible en: https://www.nytimes.com/2021/05/14/science/betta-fish-breeds.html
  • Vidthayanon, C. 2011. Betta splendens. The IUCN Red List of Threatened Species 2011: e.T180889A7653828. https://dx.doi.org/10.2305/IUCN.UK.2011-1.RLTS.T180889A7653828.en.
  • Bik, H. M., Alexiev, A., Aulakh, S. K., Bharadwaj, L., Flanagan, J., Haggerty, J. M., ... & Coil, D. A. (2019). Microbial community succession and nutrient cycling responses following perturbations of experimental saltwater aquaria. MSphere, 4(1), e00043-19.
  • Ron Moreta, C. F. (2021). El acuario como recurso didáctico para el desarrollo del valor del respeto a la naturaleza, en el nivel inicial II (Bachelor's thesis, Universidad Técnica de Ambato-Facultad de Ciencias Humanas y de la Educación-Carrera de Educación Inicial).
  • Watson, C. A., DiMaggio, M., Hill, J. E., Tuckett, Q. M., & Yanong, R. P. (2019). Evolution, culture, and Care for Betta splendens: FA212, 3/2019. Edis, 2019(2).