Nutria marina: características y alimentación

Yamila · 26 diciembre, 2018
La nutria marina es el mamífero marino más pequeño que existe en el planeta; puede comer hasta el 40 % de su peso corporal al día

Este carnívoro en peligro de extinción vive en un área específica norte del océano Pacífico y, si bien es el más grande de su familia, la nutria marina es uno de los más pequeños ejemplares de mamíferos que habitan las aguas. Te contamos más información sobre ella en este artículo.

Características y hábitat de la nutria marina

Su nombre científico es Enhydra lutris y pertenece a la familia de los mustélidos. Se trata del mamífero marino más pequeño que existe. Los machos adultos pueden pesar entre 22 y 45 kilos, y medir hasta un metro y medio; las hembras pesan de 14 a 33 kilos y miden poco más de un metro.

Algo que diferencia a la nutria marina de otros mamíferos del mar es que no cuenta con una capa gruesa de grasa para protegerle del frío. Su cuerpo está cubierto de pelo largo que retiene el calor (es el más denso pelaje del reino animal).

Además, el pelo es impermeable y requiere de una limpieza profunda. Esto no es problema para la nutria marina, ya que su esqueleto es sumamente flexible… ¡Puede acicalarse en cada centímetro de pelo sin inconvenientes!

En cuanto al color, puede ser marrón oscuro con manchas grises o plateadas cuando son cachorros y, al convertirse en adultos, la cabeza, el pecho y el cuello se hacen más claros.

Nutria marina: hábitat

Para poder desenvolverse en el ambiente marino donde habita –desde el norte de Japón hasta Baja California en México– puede ocluir sus conductos auditivos y sus orificios nasales. A su vez, sus miembros posteriores están compuestos de membranas interdigitales y el quinto dedo es más largo para favorecer la natación, aunque en tierra esto los hace más torpes.

Cuenta con vibrisas o ‘bigotes’ muy sensibles para identificar presas si el agua se enturbia y también para orientarse bajo el mar.

Alimentación y hábitos de la nutria marina

Este pequeño mamífero marino tiene un metabolismo basal hasta tres veces más acelerado que sus pares terrestres. Por este motivo, debe comer hasta el 40 % de su peso corporal cada día. De esta manera, obtiene las calorías que necesita para contrarrestar la pérdida de calor por las bajas temperaturas de las aguas donde vive.

La nutria marina se alimenta mediante la caza en las profundidades del fondo oceánico. Puede permanecer bajo el agua sin respirar durante cinco minutos, así como también sortear rocas para atrapar a sus presas.

Su dieta está compuesta por mejillones, erizos de mar y hasta caracoles, ya que sus dientes pueden triturar caparazones sin problemas. En el caso de presas con espinas, su técnica es asombrosa: les muerde el ‘vientre’ y succiona el resto del cuerpo para evitar pincharse.

Nutria marina: alimentación

Además, se trata del único mamífero marino que utiliza sus extremidades delanteras para excavar el fondo lodoso en busca de almejas o para desprender caracoles de las rocas. Otro dato interesante de la nutria marina es que cuenta con una especie de ‘bolsillo’ de piel suelta en el tórax, para poder ‘guardar’ las presas que consume en la superficie.

En cuanto a los hábitos y organización social, la nutria marina es independiente durante el día, pero se junta en grupos del mismo sexo durante la noche. Para evitar ser arrastradas por las corrientes, duermen sujetándose entre sí de las patas.

Las nutrias marinas macho se aparean con múltiples hembras, a las que puede morder en el hocico y dejarles cicatrices. El cortejo se produce en el agua, así como también los nacimientos; ambos se llevan a cabo en cualquier momento del año y dan como resultado una única cría por camada de hasta 2,5 kilos de peso.

El cachorro depende de su madre durante un periodo que varía según la ubicación geográfica: ocho semanas en California y hasta 20 meses en Alaska. Pasada la etapa de amamantamiento, las hembras alimentan a sus hijos con bocados de comida mientras les enseñan a cazar solos. Igualmente, la tasa de supervivencia de los bebés es bastante baja ya que solo la cuarta parte supera el primer año de vida.

Sin duda, la nutria marina es una especie fascinante y que nos llama la atención debido a sus características físicas y sus hábitos… ¡es uno de los pocos animales que emplean herramientas para alimentarse!

Alfaro-Shigueto, J., Valqui, J., & Mangel, J. C. (2011). Nuevo registro de la nutria marina Lontra felina (Molina, 1782) al norte de su distribución actual. Ecología Aplicada.