Curiosidades del erizo: hábitat, características y comportamiento

Este pequeño mamífero, cada vez más popular como mascota, goza de una esperanza de vida de ocho años; pese a su aspecto simpático, es un ejemplar territorial que se defenderá –con sus púas– si se siente amenazado, de ahí que sea fundamental acostumbrarlo a la presencia humana desde que es una cría

Es un ser encantador que muchos han escogido como mascota en los últimos años. Una de las causas de pudo ser el gran protagonismo que este animal captó gracias a anuncios de televisión de varias empresas internacionales. Te contamos las curiosidades del erizo a continuación.

Curiosidades del erizo, un animal puntiaguadamente hermoso

Entre las curiosidades del erizo, sus púas son sin duda lo más característico y, a la vez, lo que más miedo hace sentir a los humanos. Sin embargo, este se evapora cuando vemos su dulce mirada y la ternura que desprende. Conozcamos más sobre él.

Características del erizo

Otra de las curiosidades del erizo que hay que notar que sus púas no son más que pelos huecos con un recubrimientos de queratina que les permite tener ese aspecto rígido. A pesar de algunos mitos que se dicen sobre ellas, no cortan ni tampoco pueden lanzarlas como si fueran dardos, y, por supuesto, no tienen veneno.

Sus ojos están ampliamente separados sobre un hocico ancho, que termina con una pequeña trufa que le otorga ese toque simpático a sus facciones. Esta suele ser de color chocolate o negro, dependiendo de la especie.

Las orejas son pequeñas, erectas y con la punta redondeada, a ambos lados de una pequeña cresta de púas que corona su cabeza. Su pecho, patitas y manos son de color rosado, y prácticamente carecen de pelo.

Alimentación y hábitat del erizo

Una de las preguntas más comunes sobre el erizo es sobre su alimentación. Es vegetariano y su dieta que se concentra en insectos, frutas y verduras. En algunas ocasiones se podría incluir pienso de gato, algo que al parecer asimila y digiere bien.

Erizo de tierra: qué comen

Su hábitat natural, y por ende su lugar de origen, se sitúa en Europa, Asia y África, aunque debido a su auge como mascota, se están expandiendo a otros continentes y lugares del mundo, lo cual permite que puedan encontrarse erizos en casi cualquier lugar del mundo.

Todo esto ha hecho posible que la propagación de la especie siga en aumento, y que se pueda suplir la demanda de este animal como mascota. Aunque todo tiene dos caras, algo en lo que no vamos a entrar por ahora.

Comportamiento del erizo

Aunque no lo parezca, el erizo es un animal territorial, como el perro o el gato. Si su territorio se ve amenazado usará su mayor arma de defensa: sus púas.

Además, es solitario, un aspecto en el que pensar antes de adoptar uno como mascota, pues no es un animal al que le guste formar parte de una familia, especialmente si se adopta de adulto. Es por ello que se sugiere que las adopciones de estos se hagan cuando son bebés, para así habituarlos a una vida más social y familiar.

Erizos como mascotas

Enrollarse es sin lugar a dudas el gesto de su comportamiento que más lo caracteriza. Se hace una pequeña bola gracias a la flexibilidad de sus músculos panicular y orbicular. Es una de sus maneras para defenderse, por lo que no te sorprendas si lo hace cuando vas a cogerlo. Hasta que no confíe en ti, no se abrirá, en todos los sentidos.

Es un excelente escalador, algo que los asemeja a los hámsters. Este es un aspecto a tener en cuenta cuando compres su jaula, ya que deberá tener un cierre que no pueda abrir.

Tipos de erizo para mascota

No todos los erizos son aptos, ni están permitidos como mascotas. Los más comunes son el pigmeo o el egipcio, pero hay muchas especies más que podrían adoptarse como tal. Estas son algunas:

  • Erizo común. Este ejemplar proviene de Europa y es el que más se ve en este continente como animal de compañía.
  • Erizo de los Balcanes. Se diferencia del erizo común en su color, que es de una tonalidad más oscura de la gama de los marrones, y su pecho es totalmente blanco.
  • Erizo de Manchuria. Es el más grande de los erizos, y a día de hoy habita en Rusia, Corea y China.
  • Erizo de vientre blanco. Vive en África y su cuerpo es totalmente blanco a diferencia de su cabeza, de una tonalidad más oscura.

Estas son solo algunas especies, aunque hay muchas más que se pueden adoptar. Si has decidido poner un erizo en tu vida, asegúrate de que el que vas a adoptar está permitido por la ley del país en el que vives. 

Su esperanza de vida es de 8 años, sin importar si viven en un medio doméstico como mascotas o en un entorno salvaje. Si te decides, verás que es una mascota ideal si lo adaptas a una vida familiar. Lo diferente siempre es divertido, ¡ya verás!

Te puede gustar