¿Cuándo vuelve a estar en celo una perra después del parto?

El celo después del parto en perros condiciona sus dinámicas reproductivas a largo plazo. Conócelo con nosotros.
¿Cuándo vuelve a estar en celo una perra después del parto?
Samuel Sanchez

Escrito y verificado por el biólogo Samuel Sanchez el 16 junio, 2021.

Última actualización: 16 junio, 2021

Si eres tutor de un can, es posible que quieras que su memoria perdure en el tiempo en forma de descendencia. La reproducción es una parte esencial de la vida en todos los seres vivos, pero hay que tener cuidado con ciertos parámetros fisiológicos de la mascota durante el cruce, con el fin de no provocar perjuicios en ella. El celo después del parto en perros es uno de ellos.

En general, recomendamos que todo tutor se plantee la esterilización o castración de su perra una vez esta haya dado a luz a una camada. Además, en algunas zonas es ilegal dar lugar a 3 o más camadas de perros en un periodo de 12 meses, pues esto se considera una actividad mercantil y se requiere licencia. Si quieres saber más sobre el tema, sigue leyendo.

El celo en perros

En los perros domésticos, los cachorros suelen llegar a la edad reproductiva de 6 a 12 meses tras su nacimiento, si bien el periodo se puede prolongar hasta los 2 años en las razas más grandes. Una vez alcanzan la viabilidad en este sentido, las hembras suelen entrar en celo (heat) cada 6 meses, o lo que es lo mismo, 2 veces al año.

Las fases estrales

Los perros presentan un ciclo estral —conjunto de cambios fisiológicos inducidos por hormonas reproductivas— dividido en varias etapas, que a su vez tiene una duración total de 2 a 4 semanas. Te resumimos su funcionamiento en la siguiente lista:

  • Proestro: es el periodo en el que el tutor comienza a notar cambios en su perra. Dura unos 9 días —hasta 27— y se corresponde con el intervalo en el que los machos prestan atención de más a la hembra, pero esta no responde. Los labios vulvares se hinchan, se producen descargan sanguinolentas y la perra orina de más.
  • Estro: durante el proestro, los niveles de estrógeno están muy altos en el organismo de la perra. Esto promueve que se desarrolle un folículo ovárico y se produzca la liberación del óvulo funcional. Así pues, en el estro la hembra está receptiva a la reproducción, aunque los signos de celo serán un poco menos evidentes.
  • Diestro: es el periodo que va después de la reproducción, con una duración de unos 2 meses. Aquí la hembra ya no se mostrará receptiva al macho y los niveles de estrógeno son muy bajos. Por otro lado, la hormona progesterona presenta un pico a las 3-4 semanas tras el inicio del diestro, pero luego empieza a caer en picado también.
  • Anestro: el anestro es un periodo de quiescencia reproductiva, ya que la hembra no tiene ningún interés de cópula ni hay signos de celo evidentes. La duración es de unos 4 meses, y durante esta fase, el útero se está preparando para el siguiente evento.

A pesar de que te hemos presentado el mecanismo estral general en perros, cabe destacar que este varía entre razas. Tal y como indica el portal VCA Hospitalslas hembras de razas pequeñas pueden entrar en celo 3 veces al año, mientras que las más grandes presentan solo 1 ciclo cada 12 meses.

No hay un periodo del año específico que corresponda a la época reproductiva en perros. Cada hembra lleva su propio ritmo.

Una perra hembra.

¿Puede una perra quedar embarazada en su primer celo?

Las perras pequeñas pueden mostrar signos de celo a partir de los 4 meses de edad, pero las más grandes no comenzarán su ciclo hasta 18-24 meses tras su nacimiento. De todas formas, el hecho de que un cachorro pueda reproducirse antes de su primer año de vida no implica que deba hacerlo.

En general, recomendamos que todo tutor espere, como mínimo, a que el cánido haya cumplido los 2 años de edad para que pueda comenzar a plantearse su cruce. Dicho de otro modo, lo mejor es esperar a que la hembra haya pasado ya por 3 celos completos o más.

¿Puede una perra quedar embarazada sin estar en celo?

Una perra no puede quedar embarazada sin estar en celo. El entorno uterino no será fértil a menos que se haya producido el ciclo hormonal de la forma adecuada, según los pasos que ya hemos citado. De todas formas, sí que es posible que el tutor no se de cuenta de que su perra está en proestro o en estro, ya que algunos ejemplares sangran muy poco a nivel vaginal.

Por otro lado, algunas hembras pueden pasar por un “celo silencioso” o silent heat, en el que la ovulación está teniendo lugar, pero no hay síntomas visibles. Mientras exista un óvulo fértil, la perra podrá tener descendencia, muestre más o menos los signos de su receptividad.

El celo después del parto en perros es posible. Aun así, una hembra no puede quedarse embarazada si no está en celo o si presenta problemas de infertilidad.

¿Cómo funciona el celo después del parto en perros?

En este punto, debes tener en cuenta que el periodo de lactancia en perros tras el parto es muy corto, pues los cachorros comienzan a buscar otras fuentes de alimento tras las 3 o 4 semanas de edad (destete). Entonces, la hembra rechazará el acto de amamantar a sus crías y cada vez las dejará más solas. Con esto queremos decir que el intervalo de cuidados intensos maternales es bastante corto.

Una perra estará completamente preparada para seguir teniendo descendencia en su siguiente reinicio del ciclo estral. Esto se puede estimar en unos 6 meses después de la reproducción —aproximadamente— y unos 3 o 4 meses después del parto. El impedimento reproductivo no se debe al apego por los cachorros, sino a que es necesario dejar pasar un tiempo entre proestro y proestro a nivel hormonal.

El cielo después del parto en perros se instaura muy rápido tras la gestación.

¿De qué depende el éxito de la gestación?

Tal y como indican estudios, la tasa de aborto en canes es de un 6,8 %. Por otro lado, el porcentaje de cachorros que nacen muertos oscila un 7,5 % de la camada y hasta un 13,5 % de los cachorros pueden morir antes de llegar a los 2 meses de edad. La oscilación de estos parámetros depende de la salud del perro, el tipo de cruce que se haya producido, la edad de la hembra, su raza y más.

Con estas cifras, queremos ejemplificar que criar perros es una responsabilidad. Si no tienes claro cómo funciona el ciclo estral de tu cánido o no sabes si podrá aguantar un embarazo, acude al veterinario. El milagro de la vida es bello, pero siempre y cuando no ponga en riesgo la integridad de la madre.

¿Cuánto tarda una perra en entrar en celo después del parto?

Como hemos visto, el celo después del parto en perros sigue un patrón bastante fijo en cada ejemplar. El ciclo estral es independiente de las condiciones ambientales y los eventos fisiológicos que hayan tenido lugar. Por ello, se puede generalizar que una hembra entrará en celo cada 6 meses. Esto será independiente de si en este intervalo ha nacido una camada o no.

Si tenemos en cuenta que la media de gestación en cánidos es de 63 días, entonces es posible estimar que una perra entrará en celo unos 4 meses después del parto. De todas formas, algunas razas grandes solo presentan un celo por año, así que este periodo puede alargarse bastante más si tu mascota es de porte considerable.

La alimentación de la perra tras el embarazo es esencial.

La fase final: esterilización en perras después de parir

Lo más recomendable en todos los casos es esterilizar a la hembra una vez ha tenido su primera —y última— camada. El celo después del parto en perros llega muy pronto, así que mejor prevenir y acudir al veterinario en cuanto se haya producido el destete de las crías.

El control en lo que a producción de leche se refiere se gestiona en la hipófisis del cerebro —por medio de la hormona prolactina—. Por ello, no debería ser un problema castrar a una madre aunque no haya terminado el cuidado de sus crías. De todas formas, es mejor esperar un poco y dejar tiempo a que el cuerpo de la perra vuelva a la normalidad antes de esterilizarla.

Te podría interesar...
Después de parir, ¿cuándo entra en celo una gata?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Después de parir, ¿cuándo entra en celo una gata?

El celo después del parto en gatos es una cuestión que puede confundir mucho a los tutores. Conoce aquí cómo funciona este mecanismo.