¿Los camaleones beben agua?

Los camaleones son seres fascinantes y enigmáticos a partes iguales. Muchos de sus hábitos alimenticios se desconocen: ¿quieres saber cómo beben agua (si es que lo hacen)?
¿Los camaleones beben agua?
Samuel Sanchez

Escrito y verificado por el biólogo Samuel Sanchez el 01 octubre, 2021.

Última actualización: 01 octubre, 2021

Los camaleones son reptiles fascinantes. Su cambio de coloración, sus lentos movimientos y su lengua pegajosa llaman la atención de todos los entusiastas en el mundo de la terrariofilia, por lo que son cada vez más comunes en los hogares. De todas formas, estos bellos animales tienen cuidados bastante específicos: ¿sabes si los camaleones beben agua?

Esta pregunta puede parecer anecdótica, pero la realidad es que la deshidratación es un motivo muy común de visita a la clínica veterinaria en estos reptiles. Sigue leyendo si quieres conocer más sobre los hábitos nutricionales de los camaleones (incluyendo si beben agua o no y cómo lo hacen).

¿Qué son los camaleones?

Antes de explorar la hidratación en estos animales, es necesario ponerlos un poco en contexto a nivel zoológico. Los camaleones son reptiles que pertenecen a la familia Chamaeleonidae, a su vez englobada en el orden Squamata y en la clase Reptilia. A día de hoy, se han descrito unas 200 especies pertenecientes a este taxón concreto. 

Los camaleones se han adaptado a la vida arbórea y a la caza guiada por un sistema visual. Por esta razón, son famosos por sus garras en disposición extraña, sus colas prensiles (que son útiles para mantenerse anclados en una rama) y su sofisticada visión. Estos animales tienen el aparato visual más avanzado del grupo de los reptiles y cuentan con un arco de visión de 360°.

Los camaleones son cada vez más comunes en el ámbito de la terrariofilia, pero por desgracia, diversas especies aún se sustraen de su medio natural para la comercialización. Los ejemplares más criados en cautiverio pertenecen a las especies Chamaeleo calyptratus (camaleón del Yemen) y Furcifer pardalis (camaleón pantera).

Estas 2 especies son las más comunes en las tiendas especializadas, pero existen muchas más. Sus requerimientos varían según el propio ejemplar y su taxonomía, aunque en general se consideran reptiles de cuidados complejos no recomendados para tutores primerizos.

La extracción legal de animales de sus ecosistemas para la venta sigue siendo un problema. Si quieres tener un camaleón, busca solo especies criadas en cautiverio.

El comportamiento del camaleón es muy curioso.
Un ejemplar de la especie Chamaeleo calyptratus.

¿Los camaleones beben agua?

A día de hoy, se mantiene la creencia de que sin agua no hay vida. Algunos animales pueden prescindir del acto mecánico de hidratarse (como es el caso de ciertas especies de vertebrados desérticos), pero necesitan obtener esa agua de su alimento. Los pocos seres vivos que no beben como tal consiguen el recurso hídrico al mascar hojas, plantas o insectos.

¿Los camaleones beben agua? La respuesta es afirmativa, pero un poco más compleja de lo que podría parecer en primera instancia. Por ejemplo, si le pones a uno de estos reptiles un bol con agua no lo verás nunca acercándose a él para hidratarse. Como viven en los árboles en su ambiente natural, no tienen el instinto de bajar al suelo para beber de un charco o un río.

En la naturaleza, los camaleones aprovechan las gotas del rocío y de la lluvia que se forman cada mañana y cada noche en la superficie de las hojas para hidratarse. Dependiendo de la especie, pueden pasar más o menos tiempo sin hidratarse de esta forma, pero lo hacen más a menudo de lo que la mayoría de gente cree.  

Los camaleones beben de las gotas de agua que se condensan en su entorno.

¿Cómo dar de beber a un camaleón?

La mejor forma para que tu camaleón esté hidratado será mantener la humedad relativa de su terrario acorde a sus necesidades. Por ejemplo, la especie Furcifer pardalis requiere una humedad ambiental del 60-90 % dependiendo de la época del año, mientras que C. calyptratus necesita un valor entre el 50 y el 80 %.

Para conseguir estos valores de humedad tan altos, lo más adecuado es hacerse con un sistema de lluvia programado que dispense agua en forma de partículas pequeñas cada ciertas horas sobre el techo del terrario de malla. Así, el animal podrá aprovechar este momento para beber. Si tienes vegetación natural que conserve un poco más esta humedad, aún mejor.

La necesidad de una humedad relativa alta es una regla básica en muchas especies de camaleones, pues estos provienen de ecosistemas con climas tropicales y mucha vegetación. Si no tienen gotículas que consumir en su entorno, se deshidratarán con rapidez.

Por otro lado, cabe destacar que también existen bebederos específicos para camaleones. Estos suelen consistir en una fuente liberando gotas de forma lenta, pero constante. El mecanismo imita la caída del rocío de las ramas, así que los reptiles suelen aceptarlo sin mucha dificultad.

Si tienes confianza con tu camaleón, puedes ofrecerle agua cerca de su boca con una jeringuilla. Si saca la lengua un poco, prueba a dispensar unas gotas de forma lenta y pausada hasta que se sacie.

¿Mi camaleón bebe agua del grifo?

En general, los reptiles aceptan sin problema el agua de consumo humano. De todas formas, existen regiones en las que este líquido se trata con demasiado cloro o que tiene exceso de minerales y químicos. Lo mejor es no ofrecerle nunca al animal agua directamente del grifo en estos casos.

La opción más segura (y barata) es poner el agua del grifo en un barreño y dejarla reposar durante 24 horas. Así, los compuestos químicos nocivos se evaporan y el líquido se vuelve más seguro para el consumo. Si quieres prevenir aún más, existen acondicionadores para reptiles que se venden en tiendas especializadas.

Una de las especies de camaleones.

El mejor tratamiento para la deshidratación es la prevención

Los camaleones son proclives a deshidratarse, sobre todo si su ambiente está más seco de lo que requiere la especie en cuestión. Un reptil falto de agua tendrá los ojos metidos en las cuencas, no cazará, se moverá muy poco y mostrará un color apagado. Es muy difícil tratar este cuadro una vez se instaura en el camaleón. 

Para evitarlo, ofrécele agua al camaleón con una jeringuilla o dispensador mínimo una vez a la semana. Además de ello, debes mantener la humedad relativa alta, plantar el terrario y hacerte con un sistema de lluvia automatizado. Mantener uno de estos reptiles es un gran sacrificio, pero siempre merece la pena.

Te podría interesar...
Comportamiento del camaleón
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Comportamiento del camaleón

El comportamiento del camaleón es solitario y tímido. El cambio de coloración juega un papel fundamental en su comuncación, defensa y caza.