Todo lo que debes saber sobre la sanguijuela Tyrannobdella rex

6 julio, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la bióloga Elsa M. de Arribas
Tyranobdella rex es una sanguijuela que se caracteriza por su potente mandíbula, a la que en parte debe su nombre

La sanguijuela Tyrannobdella rex es un helminto perteneciente a la familia de las sanguijuelas que parasita seres humanos. Su cuerpo cilíndrico alcanza una longitud de entre 3 y 5 centímetros, pero la potente mandíbula que presenta es su característica más llamativa.

¿Qué son las sanguijuelas?

Las sanguijuelas o hirudíneos son invertebrados de apariencia viscosa que pertenecen al filo de los anélidos y a la subclase Hirudinea. Su cuerpo está dividido en un total de 34 segmentos y compuesto por ventosas.

Mediante las ventosas, pueden adherirse al cuerpo de otros animales, a los cuales extraen la sangre. Y esto provoca la entrada de las diferentes enzimas y compuestos que forman parte de la saliva de la sanguijuela.

Algunos compuestos de la saliva de la sanguijuela tienen diferentes funciones. Por ejemplo, la hirudina es un anticoagulante, que permite la disolución de coágulos presentes en los vasos sanguíneos.

¿Qué tipo de sanguijuela es Tyrannodbella rex?

El descubrimiento de este tipo de sanguijuela ocurrió en el año 2007 de una manera realmente curiosa. Fue hallada en el interior de la nariz de una niña en Perú. Su descubrimiento permitió designar un nuevo género y una nueva especie.

Al contrario que otras sanguijuelas previamente descritas, este taxón se caracteriza por tener una única mandíbula con ocho grandes dientes. En comparación con su pequeño tamaño, los desproporcionados dientes que la caracterizan dieron lugar a su llamativo nombre Tyrannobdella rex.

Por ello, la ventosa bucal es su rasgo más importante: tiene una forma redondeada, como de disco. En ella se encuentran los dientes, que utilizan para la extracción de sangre.

Sanguijuela reina tirana
Fuente: PLOS ONE

Los estudios filogenéticos derivados del análisis de los genes nucleares y mitocondriales corroboraron que esta nueva especie pertenece a un grupo más grande y global de sanguijuelas.  Estas se alimentan de superficies mucosas de los mamíferos.

Características de Tyrannobdella rex

Los hirudíneos o sanguijuelas pueden variar en su alimentación dependiendo de la especie a la que pertenezcan. La mayoría de ellos son depredadores y se alimentan de pequeños gusanos, gasterópodos, crustáceos u otros animales.

Tyrannobdella rex forma parte del pequeño grupo de hematófogos. En consecuencia, este ectoparásito se adhiere a distintas especies y permanece en ellas.

En cuanto a su reproducción, las sanguijuelas son hermafroditas. Es decir, un mismo individuo tiene las gónadas de los dos sexos, ovario y testículos.

Hábitat de Tyrannobdella rex

La mayoría de las sanguijuelas habitan en ambientes dulceacuícolas, aunque otras especies pueden encontrarse en ambientes marinos o terrestres, incluso en ambientes semiterrestres.

En concreto, Tyrannobdella rex vive en regiones tropicales de gran humedad, en la alta Amazonía. Se localiza en ríos, charcas o fuentes naturales en las que nadan las personas. Es la primera especie localizada en América del Sur.

Sanguijuela T.-rex
Fuente: PLOS ONE

Conocimiento clínico de Tyrannobdella rex

Existen diferentes registros clínicos en los que aparece esta especie que datan desde el año 1997. En este año, hubo dos casos en Perú, uno de un niño de 6 años y otro de un adolescente de 16 años. Se extrajeron dos sanguijuelas diferentes, de distintos tamaños.

No fue hasta el año 2007 que se volvió a reportar la presencia de una sanguijuela en el conducto nasal de una niña de 9 años. Las tres sanguijuelas extraídas a los tres pacientes se conservaron en diferentes soluciones salinas (en formalina o en etanol).

Además, se ha observado que esta especie no hace distinciones: parasita tanto animales acuáticos como terrestres o humanos. Se ha encontrado esta especie en diferentes animales, desde una vaca hasta un tapir.

Curiosidades

Como ya se comentó, este helminto se utilizó antiguamente para un tratamiento médico conocido como sangría. La sanguijuela medicinal por excelencia era Hirudo medicinalis, originaria de Europa. El objetivo de la sangría era purificar la sangre, mediante la aplicación de estos pequeños anélidos.

Esto se debía a la teoría de los cuatro humores: sangre, flema, bilis amarilla y negra. Cuando los cuatro humores se desequilibraban en el cuerpo, se originaba una patología humoral. Para curar la enfermedad, la evacuación de la sangre impura era muy importante. Y en dicha evacuación las sanguijuelas eran muy utilizadas.

Su saliva contiene una serie de enzimas y componentes que transmiten al animal al que se adhieren. Entre esos componentes, se encuentra un anestésico local, el cual impide que la mordedura sea dolorosa. Otros compuestos son antimicrobianos o agentes vasodilatadores. Los segundos favorecen a dilatación de vasos sanguíneos, lo que facilita la circulación sanguínea.

En resumen, las sanguijuelas infunden mucho respeto, pero han sido un importante recurso médico utilizado a lo largo de la historia. Hoy en día se siguen utilizando en una técnica denominada hirudoterapia.

  • Oceguera-Figueroa A, León-Règagnon V. Biodiversidad de sanguijuelas (Annelida: Euhirudinea) en México. Revista Mexicana de Biodiversidad. 1 de enero de 2014;85:183-9.
  • Fernández J. La sanguijuela. Ciencia hoy. 1994;5(27):57-62.
  • Sanguijuela rex - EcuRed [Internet]. [citado 13 de junio de 2019]. Disponible en: https://www.ecured.cu/Sanguijuela_rex
  • Sanguijuelas curativas, historia y usos actuales | Gomeres [Internet]. [citado 13 de junio de 2019]. Disponible en: http://index-f.com/gomeres/?p=1159
  • Phillips AJ, Arauco-Brown R, Oceguera-Figueroa A, Gomez GP, Beltrán M, Lai Y-T, et al. Tyrannobdella rex N. Gen. N. Sp. and the Evolutionary Origins of Mucosal Leech Infestations. PLOS ONE. 14 de abril de 2010;5(4):e10057.