La curiosa cualidad de la rana incubadora gástrica

1 abril, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la bioquímica Luz Eduviges Thomas-Romero
La rana incubadora gástrica (Rheobatrachus silus) es una rana acuática ya extinta que estuvo confinada a arroyos poco profundos en Conondale y Blackall, en Australia.

Existe registro de una rana incubadora gástrica, representada en una especie australiana que, desafortunadamente, ha sido declarada extinta. Así, la rana incubadora gástrica o Rheobatrachus silus fue el ejemplo de la forma más compleja de cuidado parental hasta ahora conocido.

A diferencia de lo que hace el sapo partero común, esta rana se caracterizaba por tragarse los huevos y mantenerlos en su estómago hasta que completasen su desarrollo. Sin duda, una curiosa forma de asegurar a su descendencia.

El modo reproductivo de la rana incubadora gástrica

Según registros, la rana hembra se tragaba los huevos fertilizados o las larvas en etapa temprana y las mantenía en su estómago mientras se desarrollaban. Y luego, una vez ya bien formadas, las ranas jóvenes emergían de su boca.

El primer reporte de este intrincado fenómeno data de 1974. Ese informe constituyó el primer ejemplo de cría gástrica en el reino animal.

Después de la fertilización externa de los huevos, la hembra tomaría los óvulos o embriones en su boca y se los tragaría. No está claro si los huevos eran puestos en la tierra o en el agua, ya que nunca se pudo observar el evento antes de su extinción.

Existen otros insólitos procesos reproductivos

En los últimos 20 años se han documentado ejemplos de modos reproductivos extraños para muchas especies de anuros. En este sentido, varias especies exhiben cuidados parentales elaborados, que involucran más comúnmente el transporte de huevos  o renacuajos por uno de los padres.

En general, el transporte de las crías de ranas varía en duración, complejidad del comportamiento y adaptaciones morfológicas. En su forma más simple, el macho de Alytes obstetricans lleva sus huevos fecundados entrelazados alrededor de sus patas. Otros padres devotos de los géneros Colostethus, Dendrobates y Phyllobates, llevan los renacuajos adheridos a su espalda.

Más elaborada es la estrategia de las especies neotropicales de Gastrotheca que llevan huevos y renacuajos en una bolsa de cría dorsal. Otro ejemplo es el caso de la rana Rhinoderma darwini de Chile, que lleva a sus crías en los sacos vocales masculinos. Por último, en la especie Assa darlingtoni de Australia, los renacuajos pasan toda su ontogenia en bolsas inguinales subcutáneas.

Ranita de Darwin.
Ilustración de la ranita de Darwin. Fuente: animaldiversity.org

¿Cómo es posible que la rana incubadora gástrica realice el mecanismo?

De los pocos estudios que existen, se conoce que el estómago de la hembra, al momento de tragar los huevos fertilizados, no era diferente al de cualquier otra especie de rana.

¿Qué pasa con la función intestinal?

El análisis de los huevos pudo conocerse que en la gelatina alrededor de cada huevo había una sustancia llamada prostaglandina E2 (PGE2). Esta sustancia tiene la propiedad de detener la producción de ácido clorhídrico en el estómago.

Posteriormente, cuando los huevos eclosionaron, los renacuajos crearon más PGE2. El moco excretado de las branquias de los renacuajos contenía el PGE2 necesario para mantener el estómago en un estado no funcional. Estas excreciones de moco no ocurren en los renacuajos de la mayoría de las otras especies.

¿Cómo se alimenta la madre?

Durante el período en que la descendencia estaba presente en el estómago de las madres, la rana no comía. Los renacuajos en el interior de su madre viven a expensas de este suministro de moco hasta alcanzar la etapa de rana juvenil.

El desarrollo intragástrico de los renacuajos

Existen reportes sobre el desarrollo de renacuajos de rana incubadora gástrica. En ellos se describió cómo las ranas juveniles fueron regurgitadas por la madre y criadas con éxito en aguas poco profundas.

Durante las primeras etapas de desarrollo, los renacuajos carecían de pigmentación, pero a medida que envejecieron desarrollaron progresivamente coloración de adultos.

El desarrollo del renacuajo tomó al menos seis semanas, tiempo durante el cual el tamaño del estómago de la madre continuó aumentando hasta que llenó en gran medida la cavidad del cuerpo.

De la misma manera, los pulmones de la madre se desinflaron y su respiración dependía más del intercambio de gases a través de la piel. A pesar del tamaño cada vez mayor de la madre, ella seguía activa.

El extraordinario nacimiento bucal de la rana incubadora gástrica

Rana incubadora gástrica expulsando a sus crías.
Fuente: newatlas.com

El proceso de nacimiento de las ranas juveniles estuvo muy espaciado y puede haber ocurrido durante un período de hasta una semana, siendo la madre pasiva en el proceso. Sin embargo, si se la molestaba, una hembra puede regurgitar a todas las ranas jóvenes en un solo acto de vómito propulsivo.

La descendencia se desarrolló completamente cuando fue expulsada y hubo poca variación en el color y la longitud de la camada.

  • Tyler, M. J., & Carter, D. B. (1981). Oral birth of the young of the gastric brooding frog Rheobatrachus silus. Animal Behaviour, 29(1), 280-282. https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S0003347281801753?via%3Dihub
  • Fanning, J. C., Tyler, M. J., & Shearman, D. J. C. (1982). Converting a stomach to a uterus: the microscopic structure of the stomach of the gastric brooding frog Rheobatrachus silus. Gastroenterology, 82(1), 62-70. https://www.gastrojournal.org/article/0016-5085(82)90124-X/pdf