¿Cómo sé si mi tortuga está hibernando o muerta?

La "hibernación" en las tortugas se caracteriza por presentar un período largo de inmovilidad. Sin embargo, se mantiene atenta a ciertos estímulos que pueden servir para confirmar que no está muerta.
¿Cómo sé si mi tortuga está hibernando o muerta?
Cesar Paul Gonzalez Gonzalez

Escrito y verificado por el biólogo Cesar Paul Gonzalez Gonzalez.

Última actualización: 15 mayo, 2022

Al igual que sucede con la mayoría de los reptiles, las tortugas son incapaces de controlar su temperatura corporal por sí mismas. Por esta razón, dependen del ambiente y de los rayos del sol para mantener su calor e incluso para activar su metabolismo. Sin embargo, cuando la temperatura ambiental es demasiado fría, algunas especies entran en un estado similar a la hibernación.

Durante este estado, la tortuga se mantiene inmóvil y deja de realizar todas sus actividades, lo que puede dar la sensación de que está muerta, cuando en realidad está hibernando. Esto puede llegar a alarmar a los tutores que tienen una mascota de este tipo. Sigue leyendo este espacio y descubre cómo distinguir si una tortuga está muerta o se encuentra hibernando.

¿Qué es la hibernación?

La hibernación es conocida por ser un proceso invernal en el que los animales duermen durante varios meses. Este mecanismo ayuda a que el metabolismo reduzca su eficiencia y resista temperaturas bastante bajas, lo que es un apoyo para sobrevivir en situaciones extremas.

La dependencia que tienen los reptiles a la temperatura ambiental es tan fuerte que podría llegar a poner en riesgo su vida si cambia demasiado. Por ello, algunas tortugas tratan de mitigar este efecto a través de mecanismos similares a la hibernación, en el cual su cuerpo disminuye su tasa metabólica y evita gastar energía.

Aunque se suele utilizar el término “hibernación” para hacer referencia al letargo de los reptiles, esto no es del todo correcto. Contrario a lo que sucede en los mamíferos, los reptiles no duermen durante este proceso, sino que solo disminuyen su actividad al mínimo. Por esta razón, diferentes profesionales lo denominan brumación. Claro está, por motivos de simplicidad, se le puede llamar hibernación.

De hecho, existe otro proceso similar en los reptiles llamado estivación. Sin embargo, mientras la brumación ocurre cuando la temperatura es demasiado baja, la estivación aparece si la temperatura ambiental se eleva demasiado. Ambos son mecanismos de defensa que intentan mitigar los cambios extremos de la cantidad de calor en el ambiente.

Cómo hacer un terrario para tortugas casero

¿Por qué hibernan las tortugas?

En general, las tortugas hibernan cuando la temperatura ambiental se encuentra muy cerca de los 15 grados Celsius. Si se cumple esta condición, las tortugas comienzan a dejar de comer, a volverse inactivas e intentarán enterrarse en el sustrato.

A pesar de que este proceso es natural, no todas las tortugas son capaces de llevarlo a cabo. De hecho, aquellas que se distribuyen de manera normal en climas tropicales carecen de esta habilidad, pues su cuerpo no se enfrenta a cambios bruscos en las temporadas de invierno.

Especies de tortugas que hibernan

La mayoría de las tortugas que se venden como mascotas provienen de climas templados, por lo que es fácil ver a un ejemplar hibernar en cautiverio si no se les cuida. La siguiente lista contiene a algunas de las especies populares que podrían pasar por este proceso:

  • Tortuga rusa (Testudo horsfieldii).
  • Tortuga moteada (Clemmys guttata).
  • Tortuga mora (Testudo graeca).
  • Tortuga mediterránea (Testudo hermanni).
  • Tortugas del desierto americana (Gopherus spp.).
  • Tortugas caja (Géneros: Cuora, Pyxidea Terrapene).
  • Tortugas del bosque (Glyptemys spp.).
  • Tortugas de Florida (Trachemys scripta).

¿Cómo sé si una tortuga está hibernando?

Si la zona en donde se le mantiene en cautiverio a la tortuga presenta variaciones de temperatura importantes, es probable que inicie su período de inactividad. Las conductas que se observan en este momento pueden ser las siguientes:

  • Deja de comer.
  • Se mantiene en el mismo rincón durante mucho tiempo.
  • Intenta enterrarse.
  • Reduce su movilidad.
  • Se mantiene “dormida” durante mucho tiempo.
  • No se le escucha respirar (respira, pero de una forma lenta y poco perceptible).
  • Solo bebe agua.

Como te podrás dar cuenta, este comportamiento es bastante similar al de una tortuga muerta, por lo que es fácil que los tutores se alarmen al verlas así. Sin embargo, es un proceso natural que les ayuda a mantener su metabolismo en condiciones óptimas, por lo que es recomendable dejarlas hibernar.

Uno de los reptiles en peligro de extinción.

¿Cómo sé que no está muerta?

Aunque mientras hiberna la tortuga se mantiene inactiva y casi inmóvil, aún presenta reflejos en su cuerpo que pueden ayudarte a saber que no está muerta. Para ello, tienes que estimular sus extremidades o su cola, lo que ocasionará ciertos temblores o pequeños movimientos en el cuerpo del reptil.

También, puedes intentar verificar si respira por medio de una pluma. Acerca este objeto con cuidado y de manera delicada hacia su nariz, con algo de suerte, la tortuga se moverá un poco por la molestia que le cause.

Finalmente, revisa muy bien la forma y la textura de la piel de tu quelonio. Si tu tortuga está muerta, se notará un cambio en el color de su cuerpo, pero si está hibernando debería mantener la misma apariencia durante todo el proceso. En cuanto detectes la aparición de manchas, heridas o cualquier signo atípico en tu reptil, acude de inmediato con un veterinario.

Si sigues los consejos correctos es fácil identificar si tu tortuga se encuentra hibernando o está muerta. Sin embargo, también puedes acudir con un profesional de la salud animal para confirmarlo. Esto te ayudará a sentirte tranquilo, por lo que no dudes en hacerlo si hace falta.

Te podría interesar...
¿Las tortugas sienten a través de su caparazón?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
¿Las tortugas sienten a través de su caparazón?

El caparazón de las tortugas forma parte de su esqueleto, pues a él se unen los huesos y músculos. A pesar de ser tan duro, percibe estímulos nervi...



  • Ruhr, I. M., McCourty, H., Bajjig, A., Crossley, D. A., Shiels, H. A., & Galli, G. L. (2019). Developmental plasticity of cardiac anoxia-tolerance in juvenile common snapping turtles (Chelydra serpentina). Proceedings of the Royal Society B, 286(1905), 20191072.
  • Jackson, D. C., & Ultsch, G. R. (2010). Physiology of hibernation under the ice by turtles and frogs. Journal of Experimental Zoology Part A: Ecological Genetics and Physiology, 313(6), 311-327.
  • Moon, D. Y., MacKenzie, D. S., & Owens, D. W. (1997). Simulated hibernation of sea turtles in the laboratory: I. Feeding, breathing frequency, blood pH, and blood gases. Journal of Experimental Zoology, 278(6), 372-380.
  • Claussen, D. L., Daniel, P. M., Jiang, S., & Adams, N. A. (1991). Hibernation in the eastern box turtle, Terrapene c. carolina. Journal of Herpetology, 334-341.