¿Cómo alimentar y cuidar a un perro desnutrido?

29 junio, 2021
Este artículo fue redactado y avalado por el biólogo Samuel Sanchez
Alimentar y cuidar a un perro desnutrido puede parecer un acto desinteresado y bienintencionado, pero hay que tener en cuenta muchas cosas antes de acoger a un cánido callejero.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), a día de hoy más de 200 millones de canes se encuentran en estado de abandono. Solo en Estados Unidos entran cada año 3,3 millones de canes en protectoras, mientras que esta cifra en España se encuentra en 306 000 gatos y perros anuales. ¿Sabrías como alimentar y cuidar a un perro desnutrido?

A día de hoy, encontrarse con un perro en malas condiciones en la calle es difícil, pues existen programas gubernamentales y asociaciones que hacen batidas con el fin de localizar animales vulnerables y llevarlos a zonas habilitadas. De todas formas, aquí te mostramos el curso de acción que debes seguir en el escenario excepcional de que tengas un cánido malnutrido en tus manos. No te lo pierdas.

Síntomas de desnutrición en perros

Los perros deben comer de 2 a 3 veces al día. A pesar de que cada animal es un mundo a nivel metabólico y anatómico, se puede calcular el requerimiento calórico del cánido mediante la siguiente fórmula:

 0,56 megajulios (MJ) x kilogramo0,75

Siguiendo esta operación matemática, un cánido de 10 kilos requerirá unos 3,15 megajulios al día, el equivalente a unas 750 kilocalorías. Los animales más grandes necesitarán una ingesta calórica sostenida mayor —hasta 2200 kilocalorías—, pero se pueden calcular las necesidades nutricionales de cada animal con conversores online gratuitos.

Si un perro no recibe los requerimientos dietéticos mínimos durante un tiempo, empezará a mostrar signos de desnutrición. Entre ellos, destacamos los siguientes:

  • Cambios en las heces: en un estado de normalidad, las heces de un perro deben ser semiconsistentes y marronáceas, sin objetos foráneos incrustados ni moco. Cualquier anormalidad fecal en el animal que se instaure por más de 48 horas puede indicar un desajuste intestinal por desnutrición —y otros motivos—.
  • Pérdida de peso: si se notan las costillas de forma evidente en la caja torácica del animal, seguramente esté desnutrido.
  • Mal aliento: los perros no son reconocidos por su particular sentido de la higiene, así que es normal que su aliento o aroma general sea un poco fuerte. De todas formas, si estos olores se presentan pútridos e insoportables, seguramente sean indicio de desnutrición y enfermedades asociadas.
  • Inactividad: si un animal no recibe las calorías necesarias para mantener su tasa metabólica basal (TMB), este reducirá su actividad en todos los sentidos.
Un perro con una manta en la calle.

La piel en la desnutrición

Uno de los principales indicativos de la desnutrición en perros es el mal estado de su piel. Tal y como indica el portal VCA Hospitalsun can adulto debe consumir un 30 % de proteínas y 15 % de grasas en lo que a su dieta se refiere. Si estos parámetros no se cumplen, empezará a mostrar signos epidérmicos que se pueden notar a simple vista.

Con el paso del tiempo, un can desnutrido perderá pelo, presentará acumulación de escamas epidérmicas en la superficie de la piel, mostrará úlceras abiertas y muchas cosas más. Si un perro pierde pelo de forma constante y el que tiene es débil y escaso, lo más probable es que esté sufriendo una deficiencia nutricional u otra condición crónica.

¿Cómo actuar si ves a un perro callejero?

Si te encuentras por la calle a un perro delgado, con parches en la piel, problemas evidentes y sin collar, lo más normal es que asumas que ha sido abandonado y está en peligro. De todas formas, esto no implica que debas cogerlo con tus brazos y llevártelo directamente a casa.

Un cánido perdido y desorientado puede acudir a ti en busca de cariño, pero también puede mostrarse agresivo y tener enfermedades. Según la Fundación Afinity, esto es lo que debes hacer si te encuentras un perro callejero:

  1. Acércate al animal poco a poco: si el perro está sano y no muestra agresividad, puedes intentar atraerlo a ti con un poco de comida. De todas formas, si presenta síntomas patológicos visibles, lo mejor es que llames a la policía para que gestione la situación.
  2. Comprueba si tiene chapa identificativa: en caso negativo, lleva al animal al veterinario más cercano o llama a la policía para que se haga cargo de él.
  3. Si no tiene microchip: si el cánido no tiene chapa identificativa ni microchip y nadie notifica su pérdida por un tiempo, entonces se concibe que puedas comenzar los trámites pertinentes para adoptarlo. De todas formas, deberá pasar por una cuarentena y un chequeo veterinario exhaustivo.

Como ves, alimentar y cuidar a un perro desnutrido por tu propia cuenta es siempre la última opción. Hay que asegurarse de que realmente el animal no tiene dueño por todos los medios posibles y dejar que sean las autoridades y veterinarios los que gestionen la situación.

La adopción de un perro callejero se debe llevar a cabo en el marco de la legalidad en todos los casos.

Alimentar y cuidar a un perro desnutrido

En primer lugar, debes tener en cuenta que el cuidado de un perro desnutrido no tendrá lugar hasta que este salga del veterinario. Es posible que un cánido callejero deba permanecer en una protectora durante un tiempo, en la que se monitorizarán sus constantes vitales y se tratará cualquier condición subyacente.

Por ejemplo, puede que el cánido tenga parásitos intestinales o que sufra una enfermedad bacteriana. Cuando el animal come poco, su sistema inmunitario se deprime, por lo que es fácil que desarrolle infecciones secundarias. Todas estas condiciones deberán ser tratadas en el ámbito veterinario, aunque es posible que el abordaje farmacológico continúe desde casa.

Una vez desaparezcan los posibles desencadenantes directos de la desnutrición, el veterinario preparará una dieta específica para el animal, con el fin de que gane peso de forma sana y sostenida. Como hemos dicho, lo ideal es que el 30 % de la dieta del cánido sea proteína pura, un 15 % grasas y un mínimo de 20 % de carbohidratos.

La dieta dependerá de cada caso, según las necesidades nutricionales del animal.

Alimentar y cuidar a un perro desnutrido.

Una responsabilidad común

Alimentar y cuidar a un perro desnutrido no es necesario si alguien no lo abandona en primera instancia. Como hemos dicho, más de 200 millones de cánidos del mundo no tienen tutores, cifra que se reduce a 70 millones de gatos —igualmente astronómica—. Es necesario concienciar a la población de que el abandono sigue siendo un problema social grave.

Antes de adoptar a un perro, piensa en sus necesidades y requerimientos, a nivel tanto monetario como rutinario y emocional. Si sientes que no vas a tener tiempo suficiente a largo plazo o que tu día a día es demasiado atareado, mejor abstente de poner una vida a tu cargo y espera a un momento mejor.

  • Nutrition, Skins and Dogs. Recogido a 28 de junio en https://vcahospitals.com/know-your-pet/nutrition-skin-and-dogs
  • Qué hacer si encuentras a un perro perdido o abandonado, Fundación Affinity. Recogido a 28 de junio a https://www.fundacion-affinity.org/perros-gatos-y-personas/que-hacer-si-encuentras-un-perro-perdido-o-abandonado