6 curiosidades del tiburón leopardo

18 Diciembre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la bióloga Silvia Conde
El tiburón leopardo es un pequeño tiburón que habita las aguas de la costa occidental de Norteamérica. Tiene muchas características que lo hacen único.

El tiburón leopardo (Triakis semifasciata) es una especie de tiburón de pequeño tamaño que habita únicamente en la costa norteamericana bañada por el océano Pacífico.

Es fácil distinguir a este animal por el patrón que forman sus manchas, que le dan el nombre de leopardo. El tiburón leopardo suele verse en aguas poco profundas, así como en bahías y estuarios. Pueden observarse ejemplares nadando en aguas de poca profundidad —menos de 4 metros—, incluso se han visto en zonas de surfeo.

¿Cómo es el tiburón leopardo?

El tiburón leopardo tiene la morfología propia de los tiburones: una cabeza triangular y un cuerpo fusiforme y musculoso con dos aletas dorsales, dos pectorales y una caudal dividida en dos lóbulos. Su tamaño ronda los 180 centímetros de longitud. Sus manchas son de color oscuro, muy definidas y simétricas sobre un fondo gris. La parte ventral es de color claro.

A continuación, te mostramos 6 datos curiosos sobre este animal. Sigue leyendo, pues muchos de ellos desafían la concepción típica del tiburón que tiene la sociedad.

Un tiburón leopardo en el fondo.

1. Está emparentado con las pintarrojas y el cazón

El tiburón leopardo pertenece al orden de los Carcharhiniformes, el grupo dominante entre todos los tiburones del mundo. Se conocen alrededor de 200 especies englobadas en este taxón, que viven en aguas tropicales, templadas y algunas en aguas profundas.

Este orden incluye 8 familias, entre las que se encuentra el tiburón leopardo, la pintarroja, el cazón o los peces martillo. Los peces cartilaginosos comprendidos en este grupo son de hocico alargado y forma fusiforme.

2. Vive en los bosques de algas

El tiburón leopardo puede encontrarse nadando entre los bosques de algas, también conocidos como bosques algas de kelp. Se tratan de áreas subacuáticas con una gran densidad de algas pardas de considerable tamaño, como Macrocystis o diferentes especies de Laminaria.

Gran cantidad de vida marina utiliza este ecosistema para refugiarse y como fuente de alimentación. Estos bosques están presentes en todo el mundo en las costas oceánicas de regiones templadas y polares, aunque también se han descubierto bosques de algas en aguas tropicales.

Los bosques no son el único hábitat de esta especie, pues también busca las planicies de arena y los fondos rocosos cerca de los arrecifes.

Además, parece haber diferencias entre sexos a la hora de ocupar una zona, ya que es común ver agregaciones de hembras de tiburones leopardo en ensenadas poco profundas a lo largo de California. Se cree que con este desplazamiento consiguen subir su temperatura corporal y así aumentar otras tasas fisiológicas, como el metabolismo y la gestación.

3. Un animal asustadizo e inofensivo

Aparte de tener un pequeño tamaño como para producir daños serios, el tiburón leopardo es un animal inofensivo y tímido que se puede asustar fácilmente de los buceadores.

Esta especie suele capturarse por su carne, que se comercializa fresca o congelada, por lo que se considera una presa de la pesca deportiva y de arrastre. También resulta interesante para muchos aficionados a la acuariofilia por su longevidad.

No es una especie amenazada pero, aun así, existe cierto control sobre su explotación, ya que es un animal de crecimiento lento y susceptible al agotamiento local.

4. Unos tiburones sociables que viven en grupos

Desde que nacen, los tiburones leopardo forman grandes bancos segregados por sexo y edad. Estos bancos pueden verse junto a otras especies de la misma familia, como la musola gris, la musola castaña u otros escuálidos, como la mielga.

5. Las hembras de tiburón leopardo pueden dar a luz hasta 37 crías

El tiburón leopardo es ovovivíparo, es decir, los huevos se desarrollan en el interior de la hembra y eclosionan dentro de su útero. El periodo de gestación puede durar entre 10 y 12 meses y termina con el alumbramiento de las crías, que pueden ser de una sola hasta 37, normalmente durante los meses de abril a mayo.

En las bahías de Humboldt y San Francisco, las hembras liberan a sus crías en los lechos de algas marinas para proporcionarles tanto refugio como alimento. Las crías suelen permanecer en aguas muy poco profundas durante su crecimiento.

6. El tiburón leopardo tiene una dieta muy variada

Las presas de los tiburones leopardo son muy variadas: pueden alimentarse de cangrejos, camarones, pulpos y distintas especies de peces óseos —anchoas, arenques, pejerreyes, corvinas y mojarras, entre otros—, pero también cazan gusanos poliquetos y crías de otros tiburones.

En el contenido estomacal de tiburones capturados se ha visto también una gran cantidad de sifones de almejas, los cuales consiguen antes de que la almeja se retraiga en su concha, de un mordisco y con una rápida sacudida de su cuerpo.

A su vez, el tiburón leopardo es presa de tiburones más grandes, como el tiburón blanco y el tiburón gatopardo.

Un tiburón leopardo sobre la arena.

Como habrás podido comprobar, el término «tiburón» va mucho más allá de un ser letal de dientes enormes y mirada amenazante. Algunos de estos animales son sociables y pacíficos, dentro de lo que cabe. El tiburón leopardo es un claro ejemplo de ello.

  • Carlisle, A.B., Smith, S.E., Launer, A.L. & White, C.F. 2015. Triakis semifasciataThe IUCN Red List of Threatened Species 2015: e.T39363A80672743.
  • Barbara V. Hight, Christopher G. Lowe, Elevated body temperatures of adult female leopard sharks, Triakis semifasciata, while aggregating in shallow nearshore embayments: Evidence for behavioral thermoregulation?, Journal of Experimental Marine Biology and Ecology, Volume 352, Issue 1,2007, Pages 114-128.
  • Ebert David A., Ebert Thomas B. (2005) Reproduction, diet and habitat use of leopard sharks, Triakis semifasciata (Girard), in Humboldt Bay, California, USA. Marine and Freshwater Research 56, 1089-1098.