Pulpo de anillos azules: características y hábitat

Paloma de los Milagros · 31 diciembre, 2018
El pulpo de anillos azules es el animal marino más venenoso, letal para el ser humano

A pesar de su pequeño tamaño, el pulpo de anillos azules produce una toxina capaz de matar al ser humano. Sin embargo, su distintiva apariencia permite reconocerlo fácilmente y evitar así su ataque.

Características físicas del pulpo de anillos azules

Atendiendo al número de anillos azules que presenten se pueden distinguir varias especies de pulpos de anillos azules. Entre ellas sobresalen Hapalochlaena maculosaHapalochlaena lunulata por ser los más comunes.

Este pulpo se caracteriza por tener un cuerpo de no más de 20 centímetros, dotado de ocho tentáculos y una cabeza grande. Normalmente tiene una tonalidad base amarillenta que, en función del medio, puede volverse más amarronada o crema para pasar desapercibido. Ante momentos de amenaza, o de forma previa a la captura de una presa, aparece su distintivo patrón de anillos azules –generalmente entre unos 50 y 60– por toda su complexión.

Además de su distintiva pigmentación, el pulpo de anillos azules se caracteriza por la secreción de una neurotoxina muscular, conocida como tetrodotoxina, también presente en otras especies acuáticas como el pez globo y el caracol cono. La producción de dicha toxina es fruto de un conjunto de bacterias simbiontes presentes en las glándulas salivales de este cefalópodo.

Pulpo de anillos azules: picadura

Solo una dosis de un miligramo de tetrodotoxina puede provocar la muerte del ser humano. Sin embargo, este pulpo secreta de forma complementaria otra toxina inofensiva para el hombre, cuyo principal objetivo es permitirle la captura de cangrejos, su principal presa.

Hábitos conductuales, alimenticios y reproductivos

Este molusco pasa la mayor parte del tiempo oculto entre grietas, a las cuales accede gracias a la capacidad de movimiento de sus tentáculos. Además, suele proteger su cobijo colocando pequeñas rocas en la entrada para evitar posibles ataques de depredadores.

Este comportamiento, junto con su característico mimetismo con el medio gracias a los cromatóforos dérmicos de su piel, le permiten pasar inadvertido, lo que facilita así el ataque de sus presas.

Pulpo de anillos azules: hábitat

De forma análoga a otros cefalópodos, se vale de un órgano denominado sifón o hiponoma para expulsar agua y, al mismo tiempo, impulsarse en su locomoción. Esta forma de desplazamiento típica se conoce como nado por propulsión a chorro.

Para alimentarse, el pulpo de anillos azules hace uso de su pico córneo, rasgo que comparte con otros invertebrados marinos de su misma clase como el calamar. Con él muerden a su presa, normalmente cangrejos, camarones o peces pequeños, y liberan la toxina específica para matarlos. Esta captura suele realizarse durante las horas de luz, aunque de forma ocasional también pueden practicarla de noche.

En lo referente al ámbito reproductivo, tanto el macho como la hembra mueren tras el apareamiento y la puesta de huevos, respectivamente. El período de gestación suele durar dos meses con nidadas de entre 50 y 100 huevos.

Tras la eclosión, las crías adquieren el tamaño definitivo a los pocos meses, aunque por delante tienen una vida de no más de un par de años. Su corta longevidad puede reducirse aún más en en función de las condiciones nutricionales, térmicas e incluso luminosas.

Hábitat

A diferencia de otros pulpos, su presencia se limita a ciertas regiones del océano Pacífico: pueden avistarse en aguas japonesas y australianas. En estos territorios suele situarse a poca profundidad tanto en fondos arenosos como en arrecifes de coral que contribuyen a su mimetismo.

  • Bartick, M. Underwater photography guide. Blue ring octopus facts. (s.f). Recuperado de http://www.uwphotographyguide.com/blue-ringed-octopus
  • Bronwyn, A. Australian Government. Blue ring octopus. (s.f). Recuperado de https://www.aims.gov.au/docs/projectnet/blue-ringed-octopus.html