¿Por qué las enfermedades virales no afectan a los murciélagos?

16 marzo, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la bioquímica Luz Eduviges Thomas-Romero
Los murciélagos son la única especie de mamífero que puede volar. Poseen algunos rasgos distintivos que pueden ser relevantes para comprender por qué estos animales, son buenos reservorios de diversos virus.

Los murciélagos o quirópteros, son el único orden de mamíferos placentarios que poseen alas. Actualmente, se conocen más de 1100 especies de murciélagos. Estos extraordinarios animales, forman las colonias de mamíferos más grandes conocidas en la naturaleza. Se conoce que, además de resistir algunas importantes infecciones virales, los murciélagos no sufren males relacionados con la edad o el cáncer.

Además, comparado con un animal de tamaño equiparable, como puede ser una rata, que vive tan solo dos o tres años, algunas especies de murciélagos viven entre 20 y 40 años. ¿Cuál es el secreto de tanta fortaleza?

Las zoonosis asociadas a los murciélagos

Los animales pueden transmitir enfermedades a las personas, que se denominan enfermedades zoonóticas. En este sentido, los murciélagos en todo el mundo albergan una mayor proporción de virus que otros grupos de mamíferos.

A menudo, estos virus no parecen dañar a los murciélagos que los portan, lo que apunta a una larga historia de coevolución. Cabe señalar, que la transmisión de enfermedades de murciélagos a personas ocurren:

  • Directamente, a través del contacto con murciélagos infectados o
  • Indirectamente a través de hospedadores intermediarios como animales domésticos o animales salvajes que hayan sido contaminados por sangre, saliva, orina o heces de murciélagos.
Murciélago gris de orejas largas.

La extraordinaria biología de los murciélagos que les da ventajas naturales

Metabolismo aumentado

Es muy interesante conocer, que al comparar las tasas metabólicas de murciélagos al vuelo y roedores corriendo, las primeras duplican las alcanzadas por los segundos. En general, la actividad física vigorosa y las altas tasas metabólicas pueden conducir a un mayor daño tisular. Esto debido a una acumulación de moléculas reactivas, principalmente radicales libres.

Pero, para permitir el vuelo, los murciélagos parecen haber desarrollado mecanismos fisiológicos que les permiten limpiar y protegerse de estas moléculas destructivas. Así, expertos que estudian este mamífero, sugieren que el vuelo diario al elevar el metabolismo y la temperatura corporal de forma análoga a la fiebre, proporciona una fuerza selectiva para la coexistencia con agentes virales.

Adaptaciones del sistema inmunitario en murciélagos

El hecho de que en general, los murciélagos, no sucumban a las enfermedades virales sugiere adaptaciones del sistema inmunitario.

Actualmente, se ha demostrado que algunos murciélagos, incluidos los que albergan virus causales de infecciones humanas, poseen sistemas inmunes especialmente buenos en montar defensas antivirales.

Por tanto, en murciélagos la infección viral conduce a una respuesta rápida que elimina el virus de las células. Esta respuesta feroz, tiene dos efectos: Por un lado, puede proteger al murciélago de infectarse con altas cargas virales, evitando que sufra la enfermedad. Por otro, también alienta a estos virus, cuando infecta un nuevo individuo, a reproducirse más rápidamente antes de que se pueda montar una defensa.

Estas características convierten a los murciélagos en un reservorio único, pues resulta en el aumento de la virulencia en sus posibles nuevos anfitriones.

Los murciélagos pueden llegar a vivir una vida muy larga.

¿Es posible prevenir el surgimiento de zoonosis?

Los brotes de tales enfermedades zoonóticas han aumentado en las últimas décadas a menudo como resultado del consumo de la carne de animales silvestres. Otro factor importante es la invasión humana de hábitats naturales, que imponen la deforestación y la intensificación agrícola. Afortunadamente, nuestra capacidad para identificar las causas de dichas enfermedades también ha aumentado.

Así, el contagio viral ocurre cuando los humanos y los animales domésticos entran en contacto directo con los animales salvajes y sus patógenos. Esta es la situación a evitar. La educación pública, la vigilancia integral y las intervenciones consideradas pueden ayudar a proteger la salud pública. Está comprobado, que el cierre de los mercados que venden aves vivas reduce la actividad de los virus de la gripe aviar. Por tal razón, esta misma medida también podría reducir la propagación de otros virus de los mamíferos.

Nota final

No olvidemos que los murciélagos no son solo una posible fuente de virus. Ellos desempeñan un papel muy importante en el ecosistema de la Tierra. Comen toneladas de insectos y polinizan plantas y dispersan semillas para cientos de especies de plantas.

Es muy importante no perder de vista que las declaraciones encendidas contra los murciélagos, como culpables de una variedad de zoonosis, han llevado al sacrificio y la destrucción de colonias enteras. Tales acciones comprometen los esfuerzos de conservación.

Por lo tanto, manejar información precisa sobre el SARS, el síndrome respiratorio del Medio Oriente, el ébola y otras enfermedades emergentes como COVID-19 es crucial para controlar los brotes y a la vez prevenir muertes innecesarias de animales salvajes.

Indudablemente, lo más importante a considerar es que aunque los murciélagos sean la fuente de virus que afectan a los humanos, también podrían ser la fuente de posibles terapias, si estudiamos cabalmente sus sistemas inmunológicos.

  • Zhang, G., Cowled, C., Shi, Z., Huang, Z., Bishop-Lilly, K. A., Fang, X., ... & Tachedjian, M. (2013). Comparative analysis of bat genomes provides insight into the evolution of flight and immunity. Science, 339(6118), 456-460.
  • Chan, J. F. W., To, K. K. W., Tse, H., Jin, D. Y., & Yuen, K. Y. (2013). Interspecies transmission and emergence of novel viruses: lessons from bats and birds. Trends in microbiology, 21(10), 544-555.
  • Olival, K. J., Hosseini, P. R., Zambrana-Torrelio, C., Ross, N., Bogich, T. L., & Daszak, P. (2017). Host and viral traits predict zoonotic spillover from mammals. Nature, 546(7660), 646-650.
  • Phelps, K. L., Hamel, L., Alhmoud, N., Ali, S., Bilgin, R., Sidamonidze, K., ... & Olival, K. J. (2019). Bat Research Networks and Viral Surveillance: Gaps and Opportunities in Western Asia. Viruses, 11(3), 240. https://www.mdpi.com/1999-4915/11/3/240/htm
  • University of California - Berkeley. (2020, February 10). Coronavirus outbreak raises question: Why are bat viruses so deadly? Bats' fierce immune systems drive viruses to higher virulence, making them deadlier in humans. ScienceDaily. Retrieved March 6, 2020 from www.sciencedaily.com/releases/2020/02/200210144854.htm