Enfermedades más comunes de los teckel

La identificación, el control y el tratamiento de las enfermedades de los teckel son clave para que su manifestación no disminuya su calidad de vida.
Enfermedades más comunes de los teckel
Daniel Aguilar

Escrito y verificado por el veterinario Daniel Aguilar.

Última actualización: 13 abril, 2022

Dentro del mundo de los perros, existe una raza muy peculiar cuyas características anatómicas y comportamiento tan social la hace tan popular, los teckel. Son considerados como excelentes canes de compañía, ideales para formar parte de la familia; sin embargo, están sujetos a padecer diversas patologías que pueden poner en riesgo su integridad.

En este artículo abordaremos las principales enfermedades de los teckel y sus manifestaciones clínicas. Además, te compartiremos las mejores alternativas para prevenirlas o en su defecto, tratarlas. No dejes de leer, tu mascota merece tener una vida con las mejores condiciones posibles para permanecer muchos años a tu lado.

¿Quiénes son los teckel?

Provenientes de una cruza de más de tres razas y de origen alemán, los teckel son perros que poseen una dotación enorme de energía, la cual en su momento, fue aprovechada por el hombre para la caza de pequeños mamíferos. Con más de un siglo de existencia, han conseguido pasar del campo a los hogares, siendo al día de hoy, uno de los mejores amigos de las personas.

Conocidos también como dachshund o salchicha, son animales que fácilmente pueden identificarse de otras razas por su largo torso y patas cortas. Estos canes, a pesar de que aparentemente se encuentren con un perfecto estado de salud, cuentan una predisposición genética a desarrollar una serie de patologías propias de la raza. A continuación te presentamos las enfermedades más comunes de los teckel.

Perro salchicha o teckel o dachshund

Enfermedad de los discos intervertebrales

El famoso apodo de “perros salchicha” ha sido adquirido gracias a su interesante apariencia alargada, un factor que resulta ser detonante de esta dolorosa patología. Los discos intervertebrales de estos canes por naturaleza presentan una mayor presión de lo normal, la cual da como resultado numerosas hernias discales que generan elevado dolor y molestia al andar.

Para su diagnóstico, te será fácil observar a tu mascota renuente desplazarse y con hipersensibilidad en todo el lomo. En el momento en el que manifieste alguno de estos signos, es importante que reciba atención médica. Para su diagnóstico, el veterinario indicará la toma de una placa radiográfica, en la cual podrá evidenciarse esta alteración discal.

Algunas enfermedades de los teckel pueden surgir sin previo aviso; no obstante, existen ciertas acciones preventivas que disminuyen el riesgo de la manifestación de esta patología:

  • Reduce los movimientos bruscos al cargar a tu can, recuerda que al hacerlo, el peso de su cuerpo recaerá en su columna y podrías lastimarlo.
  • Mantenlo con una dieta balanceada que promueva su peso ideal. Los pacientes obesos indudablemente tendrán una mayor predisposición a padecer esta y muchas otras enfermedades.
  • Asegúrate de realizar actividad física periódicamente con tu mejor amigo. Te sugerimos llevarlo a pasear en espacios abiertos donde pueda correr y ejercitarse sanamente.

Hipotiroidismo

Una de las enfermedades de los teckel que suele afectar a canes adultos cercanos a los cinco años de edad, es el hipotiroidismo. Esta patología se caracteriza por una producción anormal de la hormona tiroidea. Cuando bajos niveles de dicha sustancia circulan por su organismo, la presentación de problemas cardíacos, procesos dermatológicos y diabetes aumentan considerablemente.

Es posible detectar hipotiroidismo en los perros cuando presentan cambios anormales de comportamiento, ya sea agresividad repentina o indiferencia a situaciones que normalmente le generaban excitación. También, un repentino aumento de peso podría ser un llamado de atención. Mantén a tu mascota en observación y comparte estas alteraciones con su médico veterinario.

El tratamiento de esta enfermedad se basa en la administración de la hormona tiroidea sintética. Se comienza con aplicaciones cada 12 horas por tiempo indefinido. Una vez que los signos se han visto disminuidos, se opta por reducir la frecuencia, proporcionando la dosis cada 24 horas. Según la gravedad del caso, algunos pacientes podrían requerir que el tratamiento se prolongue de por vida.

Epilepsia

Dentro de las enfermedades de los teckel, las crisis epilépticas son consideradas como el trastorno neurológico crónico más común de la raza. Estas crisis son causadas por una actividad eléctrica anormal del cerebro. En consecuencia, los canes manifiestan comportamientos extraños y movimientos involuntarios durante períodos cortos.

Para llegar al diagnóstico de la enfermedad es importante notificar al médico veterinario todas las irregularidades que observes en tu mascota. El signo más evidente que presentan estos caninos son los ataques irregulares y repetitivos en los cuales hay una pérdida del control voluntario. En algunos pacientes, las convulsiones pueden acompañar a los cuadros epilépticos.

Este tipo de enfermedades de los teckel requiere de un tratamiento médico basado en la administración de fármacos antiepilépticos. Comúnmente, el medicamento de elección es el fenobarbital, el cual tiene la capacidad de reducir hasta en un 90 % las crisis epilépticas.

Acantosis nigricans

Los canes son animales propensos a desarrollar un sinfín de enfermedades tegumentarias, sin embargo, al hablar de acantosis nigricans, únicamente han sido descritos casos en perros de raza teckel. El mayor índice de pacientes enfermos se ha reportado en cachorros, aunque no se descarta su aparición en dachshund de mayor edad.

A diferencia de otras enfermedades de los teckel, la acantosis nigricans se caracteriza por la aparición de heridas gruesas y de tonalidad grisácea localizadas en las axilas y zona inguinal de los perros. Generalmente, el prurito y la descamación suelen acompañar a esta molesta patología. Una vez que aparece la enfermedad en el paciente lo acompañará toda su vida.

Al día de hoy no existe un tratamiento específico que cure esta afección. Para su control los profesionales te recomendarán el uso de jabones y demás productos de higiene medicados que disminuyan los signos y reduzcan el riesgo de infecciones secundarias.

Patologías oculares

Ciertas enfermedades de los teckel resultan tener un origen hereditario. En ocasiones, es inevitable su manifestación y solo queda ofrecer las mejores condiciones posibles para que no causen repercusiones en su salud. Dentro de este grupo se encuentran tres patologías oculares que con frecuencia pueden afectar a tu mascota:

  • Atrofia progresiva de la retina: conocida como ceguera nocturna, se caracteriza por una disminución paulatina de la visión. Los canes con este problema podrían chocar con objetos al caminar y, por lo tanto, optan por evitar moverse cuando la luz es escaza.
  • Catarata: esta patología se distingue por la aparición de una membrana blanquecina sobre el cristalino. Las cataratas son una de las afecciones oculares más comunes en los perros salchicha. Los pacientes geriatras son aquellos que con mayor frecuencia presentan esta enfermedad. Para su corrección la intervención quirúrgica será la mejor opción.
  • Glaucoma: causado por un aumento en la presión del ojo, el glaucoma provoca un daño progresivo al nervio óptico que podría terminar en ceguera total. Aunque resulta complicado el reconocimiento de esta enfermedad, es importante realizar visitas periódicas con el médico veterinario para su detección. Su identificación temprana favorecerá a un desenlace positivo.

Enfermedad de Von Willebrand

El perro salchicha es un perro inteligente y cariñoso

Al igual que las patologías oculares que te hemos mencionado, la enfermedad de Von Willebrand también resulta tener un origen hereditario. En ella, la vida de los canes podría encontrarse en peligro, pues grandes pérdidas de sangre y hemorragias internas y externas se manifestarán. Cualquier herida, por más pequeña que sea, podría tener graves consecuencias en tu mascota.

El diagnóstico de este tipo de enfermedades de los teckel requerirá de pruebas genéticas y exámenes de sangre donde se midan los niveles del factor Von Willerbrand. No existe cura para este mal, sin embargo, es una patología que bajo un correcto monitoreo puede ser controlada.

Ahora que conoces un poco más de las múltiples enfermedades de los teckel, podrás llevar un mejor control preventivo de su salud. No pases por alto ninguna anormalidad en su comportamiento. Recuerda que lo mejor para preservar el bienestar de todas tus mascotas, es seguir las indicaciones de los profesionales y llevar un acompañamiento médico a lo largo de toda su vida.

Te podría interesar...
El Teckel, también conocido como perro salchicha
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
El Teckel, también conocido como perro salchicha

El famoso perro salchicha arranca muchas sonrisas por donde pasa. Pero poca gente sabe que su verdadero nombre es Teckel y que puede ser encantador