¿Cómo es la comunicación en los gusanos?

Si crees que comunicarse es algo reservado para especies superiores, te vas a sorprender. Sin ir más lejos, en múltiples investigaciones se ha descrito cómo es la comunicación en los gusanos.
¿Cómo es la comunicación en los gusanos?
Sara González Juárez

Escrito y verificado por la psicóloga Sara González Juárez el 16 Diciembre, 2020.

Última actualización: 16 Diciembre, 2020

Poco a poco, vamos comprendiendo que las diferencias entre humanos y no humanos no son tantas como se pensaba. Esto se ha logrado estudiando principalmente la comunicación animal, pero ¿crees que la comunicación se reserva a seres vivos con una mente compleja? ¿Te has preguntado, por ejemplo, cómo es la comunicación en los gusanos?

Pues sí, en las siguientes líneas te contamos algunas formas de comunicación de estos invertebrados. Te sorprenderá saber lo eficaz que es el lenguaje no verbal en el mundo animal.

¿Qué es un gusano?

Parece una pregunta muy simple, pero la palabra «gusano» es muy generalista y se usa de forma coloquial. Lo que normalmente entendemos por gusano es un insecto alargado, de cuerpo blando, carente de extremidades —o con estas muy poco marcadas— y que repta. En términos taxonómicos podemos distinguir tres grupos:

  • Anélidos: viven en lugares húmedos o en el mar y su cuerpo está segmentado en anillos de forma simétrica. Un ejemplo es la lombriz de tierra o la sanguijuela.
  • Nematodos: de forma cilíndrica, sin anillos y simétricos. Los conocerás seguramente por los Anisakis del pescado.
  • Platelmintos: son aplanados y simétricos, como una cinta. La mayoría de ellos son parásitos, como la tenia.

Para centrarnos en algunas especies, hablaremos de algunos ejemplos concretos de comunicación dentro de estos taxones, ya que las especies de gusanos son casi innumerables. Más adelante hay datos para dar una buena conversación, así que no te lo pierdas.

¿Cómo es la comunicación en los gusanos?

A nivel general, estos invertebrados se comunican a través de feromonas y mediante el tacto. Aun así, lo que realmente te sorprenderá es lo que ocurre con esa comunicación. Te contamos dos ejemplos.

1. Lombrices de tierra que se guían con roces

Moradoras habituales de sitios húmedos y descendientes de las lombrices acuáticas, normalmente las encontramos bajo tierra, donde se alimentan de materia orgánica viva y muerta. Por tanto, las lombrices se encuentran adaptadas tanto para los medios acuáticos —respiran por la piel y recurren a la quiescencia para evitar desecarse— como para los terrestres.

Hace unos años, un grupo de científicos observó durante unos experimentos que las lombrices de tierra tendían a agruparse para salir a la superficie del sustrato y también en el laboratorio, donde solían escoger la ruta donde había comida, pero ¿cómo lo hacían?

La respuesta que encontraron fue que lo hacían mediante el tacto: a través del contacto con otros individuos, las lombrices se guiaban unas a otras hacia los lugares descritos antes. Esto, además del factor comunicativo, tenía una función protectora, ya que muchas veces se agrupaban formando una esfera.

Por otro lado, las lombrices secretan fluidos antibacterianos que las protegen de los agentes infecciosos. Por tanto, el contacto entre ellas sumaría más cantidad de estos fluidos, evento que aumenta aún más el factor de protección. Esta fue la primera vez que se demostró un comportamiento social en gusanos de este tipo.

Una lombriz de tierra.

2. Caenorhabditis elegans, el nematodo que abrió las puertas de la comunicación de su filo

Cuando Frank C. Schroeder y su equipo descubrieron que esta especie de nematodo se comunica a través de señales químicas, los investigadores no dieron crédito. Esta forma de comunicación resultó ser muy compleja, donde diferentes combinaciones de sustancias químicas formaban algo parecido a una sintaxis.

De esto surgió otra pregunta: ¿es así como es la comunicación en los gusanos nematodos? Paul Sternberg se planteó si esto se podía aplicar al todo el filo de los nematodos, y te vas a sorprender: es posible que todos los nematodos secreten moléculas que, combinadas con otras, hagan las veces de palabras. Estamos ante una especie de lenguaje universal.

La comunicación en gusanos es mucho más compleja de lo que parece.

Como habrás podido comprobar, la comunicación, incluso la conducta social, es cada vez menos exclusiva de los animales más complejos evolutivamente hablando.

Hallazgos como estos abren una gran cantidad de puertas y no sólo para entender cómo es la comunicación en gusanos, sino para desarrollar técnicas médicas y biológicas más sostenibles a la hora de controlar las plagas de algunos de estos invertebrados.

Te podría interesar...
Nematodos en gatos: ¿cómo prevenirlos?
Mis AnimalesLeerlo en Mis Animales
Nematodos en gatos: ¿cómo prevenirlos?

Los nematodos en gatos son los parásitos internos más comunes entre los felinos. Si tienes gatos en casa, debes saber cómo prevenirlos.



  • Choe, A. (2012, 18 diciembre).
  • . PNAS.
  • Hsueh YP., Leighton D.H.W., Sternberg P.W. (2014) Nematode Communication. In: Witzany G. (eds) Biocommunication of Animals. Springer, Dordrecht.
  • Zirbes, L. (2010, 1 junio).
  • . Wiley Online Library.