Beneficios para la salud de los perros de la remolacha roja

6 octubre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el biotecnólogo Alejandro Rodríguez
La pulpa de remolacha roja es una fuente de fibra excelente para nuestro perro

Existen infinidad de alimentos que, cocinados y administrados correctamente, son grandes aliados de la salud de nuestras mascotas. Algunas verduras y hortalizas son altamente beneficiosas para tu perro, como es el caso de la remolacha roja. No te pierdas lo que viene a continuación si quieres saber qué beneficios aporta a tu mascota.

Curiosidades de la remolacha roja

A esta planta se la conoce con muchos nombres: betabel, beteraba o nabo colorado son algunos de ellos. La remolacha –cuyo nombre científico es Beta vulgarises una planta herbácea, lo cual quiere decir que sus tallos son verdes. Existen infinidad de variedades de remolacha, muchas de ellas con interés agronómico y comercial.

La remolacha roja es la que podríamos denominar como variedad de mesa. Normalmente, se consume cocida, y es en ese momento cuando aparecen esos tonos rojizos y rosados en el agua. Los responsables de este fenómeno son dos pigmentos: la betacianina y la betaxantina. Estos dos subproductos de la remolacha son totalmente inocuos, a pesar de teñir todo lo que tocan.

La remolacha se ha venido usando desde hace tiempo como complemento en la alimentación animal. En este sentido, la pulpa que resulta tras la extracción industrial del azúcar es un alimento ideal para algunos animales, incluidos los perros.

Perro comiendo

La remolacha roja, fuente de fibra

Uno de los mayores beneficios que la remolacha roja reporta a nuestro perro es la gran cantidad de fibra que contiene. En este caso, la fibra contenida en una dosis moderada de remolacha –en forma de pulpa o incluida en el pienso de alta calidad– ayudará a regular el tránsito intestinal de nuestra mascota. Esto puede ser especialmente útil en los casos de diarrea o estreñimiento, ya que mejora la consistencia de las deposiciones al aumentar su volumen y humedad.

Además, la fibra de la remolacha favorecerá una mejor digestión y asegurará una correcta absorción de los nutrientes. Y no solo eso, sino que la remolacha tiene actividad prebiótica y favorece el crecimiento de la flora intestinal del perro.

Como ves, no son pocas las virtudes de la fibra de la remolacha. Precisamente por esto, cada vez son más los piensos especializados y de alta calidad que incluyen pulpa de remolacha entre sus ingredientes.

Perro con plato de pienso

Otros beneficios para tu mascota

Aparte de la fibra, la remolacha roja contiene muchos otros nutrientes y componentes esenciales para la salud de tu mascota. Por ejemplo, entre los minerales más presentes en esta planta podemos encontrar el magnesio, el sodio y el potasio. Todos ellos son considerados macroelementos, necesarios para coordinar diversas funciones musculares, nerviosas y neurológicas.

Si hablamos de vitaminas, la remolacha roja tampoco se queda atrás. Destaca el ácido fólico –también conocido como vitamina B9– que, junto con la vitamina B12, intervienen en la formación de glóbulos rojos. El ácido fólico ayuda a prevenir ciertas enfermedades en fetos, por lo que es interesante en hembras gestantes.

Por otro lado, la remolacha roja también contiene vitaminas A y C. La vitamina A, rica en retinol o ácido retinoico, es fundamental para la visión, el mantenimiento de los epitelios de la piel e incluso la reproducción. La vitamina C, por su parte, también es importante para las funciones óseas y dentales, aunque un aporte excesivo de esta vitamina no es necesario en el caso de los perros, ya que son capaces de sintetizar la vitamina C por sí solos.

Como ves, el aporte nutricional de la remolacha roja en perros está más que demostrado. No obstante, como siempre hacemos desde Mis Animales, te recomendamos que consultes con tu veterinario antes de incluir alimentos nuevos en la dieta de tu mascota.

  • Howard, M. D., Kerley, M. S., Sunvold, G. D., & Reinhart, G. A. (2000). Source of dietary fiber fed to dogs affects nitrogen and energy metabolism and intestinal microflora populations. Nutrition research20(10), 1473-1484.
  • Fahey Jr, G. C., Merchen, N. R., Corbin, J. E., Hamilton, A. K., Bauer, L. L., Titgemeyer, E. C., & Hirakawa, D. A. (1992). Dietary fiber for dogs: III. Effects of beet pulp and oat fiber additions to dog diets on nutrient intake, digestibility, metabolizable energy, and digesta mean retention time. Journal of animal science70(4), 1169-1174.