¿Se puede bañar a una perra en celo?

Virginia Duque Mirón · 15 marzo, 2018
Antes que nada, hay que cerciorarse de que la hembra se encuentra en esta fase, que la atraviesan un par de veces del año; el primer celo llega en torno a los 9 y 12 meses de edad

Siempre hemos escuchado que cuando una mujer tiene la menstruación no es sano que se bañe. Muchos siguen creyendo que esto es cierto y otros piensan que es un mito, pero, sea lo que sea, esto ha provocado que muchos se pregunten si se puede bañar a una perra en celo. Te desvelamos todo sobre este asunto.

Todo sobre el celo en la perra

El primer celo de las perras suele llegar cuando esta tiene entre 9 y 12 meses de edad y lo repiten dos veces al año. Consta de cuatro etapas: proestro, estro, diestro y anestro.

La primera dura entre nueve y quince días, y se hace notar por la expulsión de un flujo marrón rojizo. La segunda, que también dura unos nueve días, hace que la vulva se vea rojiza e inflamada. La fase del diestro puede alcanzar los 80 días y la perra aparenta estar embarazada. De hecho, es en esta fase del celo cuando podría sufrir de un embarazo psicológico.

Por último, la fase anestro es la más larga y se podría decir que es como la ovulación de las mujeres, solo que en este caso se podría alargar hasta 250 días. Hay algunas razas en las que así sucede y, por ello, solo tienen la menstruación una vez al año.

Cómo saber si mi perra está en celo

Hay muchos factores notables a simple vista que pueden hacernos notar que nuestra perra está en celo. Estos son algunos:

  • Cambios de ánimo. Obviamente, el celo en las perras es un proceso hormonal y acunado en el que estas se desbarajustan; puede suceder de todo en el ánimo del animal.
  • Pezones inflamados. Cuando la perra está en celo tendrá las mamas hinchadas y es posible que sienta dolor al tacto.
  • Interés obsesivo de los machos. Si comienzas a ver muchos perros alrededor de tu perra es mejor que salgas corriendo si no quieres tener cachorros pronto. Esta es una señal inequívoca de que tu perra está en celo.
  • Sangrado. A veces puedes ignorar algunos de los signos ya mencionados, pero el sangrado vaginal es el más evidente de que tu perra está en celo.
Comportamiento perras celo

Bien, una vez que ya conoces el proceso y sabes cómo identificarlo, ha llegado el momento de responder tu pregunta: ¿se puede bañar a una perra en celo?

Bañar a una perra en celo, ¿sí o no?

Vamos a ser claros, la respuesta es sí. No hay ningún tipo de objeción en que bañes a tu perra en celo siempre y cuando extremes algunas precauciones. El baño será necesario si el flujo ha sido abundante y para hacer sentir mejor al animal, que se resecará gracias a la higiene.

No obstante, debido a que su ánimo se resiente, hay que intentar evitar el estrés. No lo hagas con prisa, ni tampoco la fuerces; usa el refuerzo positivo que siempre funciona. Puedes usar el champú habitual, pero ten especial cuidado al lavar sus partes más íntimas.

Regula la temperatura del agua para que esté tibia, y que esta sea constante. El agua demasiado fría o demasiado caliente podría provocar un shock de calor o frío en su cuerpo y hacerla sentir peor.

Baño de los perros

Usa una toalla limpia al secarla, ya que su zona íntima estará sensible y podría coger una infección fácilmente. Intenta que el material de esta sea muy suave para que sea agradable al tacto, y que más bien alivie en lugar de que moleste.

Por otra parte, debes recordar también que las perras pierden más cantidad de pelo al estar en celo, por lo que el cepillado antes y después del baño será muy importante.

Sigue estos consejos y no tendrás ningún problema al bañar a una perra en celo. Hay mitos que rodean a muchas situaciones, pero sin duda estar informado siempre es la mejor opción para tomar buenas decisiones.