Sarna en cachorros: causa y síntomas

8 noviembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la bióloga Elsa M. de Arribas
La sarna es una enfermedad altamente contagiosa que afecta a la piel; existen diferentes tipos de sarna y una de ellas se observa en cachorros

La sarna engloba al conjunto de enfermedades causadas por ácaros que se alimentan de la piel. En general, esta enfermedad es altamente contagiosa y provoca picores muy fuertes en los enfermos.

Tipos de sarna

Existen diferentes clasificaciones de sarna, según el responsable de esta. A continuación, se describen brevemente los tipos de sarna:

Sarna otodécica

Frecuentemente llamada sarna de los oídos. Este tipo de sarna se observa más en gatos que en perros. Cuando se encuentra en canes, suelen proceder de lugares como criaderos o tiendas con una higiene deficiente.

Sarna sarcóptica

Esta enfermedad se caracteriza principalmente por ser una de las que más picores produce. El ácaro responsable pertenece al género Sarcoptes. Aunque puede afectar a todas las especies de mamíferos, se encuentra más frecuentemente en perros.

Cheyletielosis

El responsable es un parásito perteneciente a la especie Cheyletiella yasguri. Este ácaro microscópico posee un característico color rojizo y puede contagiarse fácilmente entre perros y gatos. La ventaja es que el tratamiento es sencillo y, normalmente, se elimina sin mayor complicación.

Sarna demodéctica o demodécica

El ácaro responsable es un habitante común de la piel de los perros, aunque puede estar también en la de los gatos. La forma de transmisión es muy específica y se hablará de ella a continuación.

La sarna demodéctica: responsable

Esta enfermedad es causada por ácaros pertenecientes al género Demodex y, como ya hemos comentado, se han observado casos de sarna demodéctica tanto en perros como en gatos.

¿Es contagiosa?

Esta enfermedad no se considera contagiosa. Es una enfermedad autolimitante presente en cachorros. Una vez que el cachorro crece, desarrolla inmunidad a los ácaros y deja de manifestar los síntomas de la sarna.

Además, es poco frecuente que los ácaros puedan contagiarse a otras mascotas del hogar, siempre y cuando la mascota no sufra inmunodeficiencia. Esta sarna tampoco afectará a los seres humanos, mientras que otros tipos de sarna sí afectan, como la sarna sarcóptica. 

Causas

La vía de transmisión es muy particular. Las madres transmiten este ácaro microscópico a los cachorros tras el parto. En concreto, durante el periodo de lactancia.

Este ácaro se localiza habitualmente en la piel de los perros y no suele causar problemas. Sin embargo, la enfermedad se da cuando el ácaro comienza a multiplicarse sin control.

El incremento del número de ácaros provoca la destrucción de las raíces del pelo de los perros. Así mismo, causa un fuerte prurito o picor. 

Sarna en perros

La sarna tiende a manifestarse en cachorros menores de 18 meses. No obstante, también se ha observado en perros adultos, pues suelen tener un sistema inmunológico debilitado. 

Síntomas

Esta enfermedad se caracteriza generalmente por una intensa picazón. No obstante, en este tipo de sarna puede haber o no prurito. 

Normalmente, las lesiones comienzan en áreas de pelo fino, como el contorno de los ojos o la boca. Por otra parte, también se pueden perder parches de pelo en las extremidades o en el tronco.

La enfermedad puede ser localizada o general. Si es general, los animales pierden parches de pelo de un tamaño considerable en diferentes áreas del cuerpo.

Otros síntomas destacables son la piel rojiza y escamosa en las regiones sin pelo o el mal olor que desprenden. Por otra parte, el desarrollo de infecciones secundarias causa dolor, mientras que la descamación y aparición de calvas se observan según avanza progresivamente la enfermedad. 

Perro con alopecia por sarna

Tratamiento

Cuando el facultativo haya realizado las pruebas oportunas, como la búsqueda de ácaros, se procede a confirmar el diagnóstico. Posteriormente, se procederá a recetar el medicamento más adecuado para cada caso. Dependiendo si la extensión de la enfermedad ha sido localizada o generalizada, se actuará de diferente manera:

Sarna localizada

En esta circunstancia, el problema se resuelve por sí mismo a las pocas semanas o meses. El cachorro desarrolla resistencia contra el ácaro y desaparecen los síntomas clínicos. Por lo tanto, no requiere tratamiento.

Sarna generalizada

Por otro lado, si la sarna es generalizada, se ha de actuar de otra manera. El tratamiento podrá variar según el tipo de medicamento que el facultativo recete.

Los medicamentos pueden administrarse directamente en la piel o vía oral. En el primer paso puede recetarse en forma de pomada.

Será el facultativo el que decida el tipo de tratamiento. Pese a ello, ha de mencionarse que esta terapia implica un tratamiento de varios meses. Es un proceso largo, pues cuando ya no se encuentran ácaros en la piel, el tratamiento continúa otro mes, de manera preventiva.

Conclusión

La enfermedad no es contagiosa. Los principales afectados por esta enfermedad son los cachorros de perro, pero también se ha observado esta afección en gatos.

  • Vetlearn. La Sarna Demodéctica. 2013;2. [Internet]. Disponible en: http://vetfolio-vetstreet.s3.amazonaws.com/28/536100a2a611e2b140005056ad4734/file/Gu%C3%ADaDeCuidado_SarnaDemod%C3%A9ctica.pdf
  • SARNA EN PERROS [Internet]. Purina® PRO PLAN®. [citado 21 de agosto de 2019]. Disponible en: /consejos/sarna-perros.html