Qué comen las cobayas

Las cobayas o cuyos son unos roedores procedentes de Sudamérica que viven entre 4 y 8 años. Requieren pocos cuidados, duermen mucho y son muy cariñosas, por lo que son una mascota ideal para una casa con niños o poco tiempo que dedicarle. Si te estás planteando llevar una a tu vida te estarás preguntando, ¿qué comen las cobayas?

Las cobayas son animales herbívoros. Es decir, su dieta consiste únicamente en alimentos vegetales. Pueden comer prácticamente todas las verduras y frutas que podemos encontrar en el mercado, pero vamos desglosar las necesidades de su dieta y cuáles alimentos no podemos darles a nuestras cobayas.

Antes, debemos tener en cuenta que toda la comida que le demos a nuestras cobayas debe estar cruda. No pueden comer conservas ni procesados, así como aceite, salsas, azúcar o sal. Le encantará la comida fresca, cruda y bien lavada. No hace falta aderezarla.

El organismo de una cobaya

Una de las características del organismo de las cobayas es que no son capaces de sintetizar la vitamina C por sí mismas, por lo que toda la vitamina C que necesitan deben conseguirla mediante la alimentación.

Cobaya comiendo

Cuando planifiquemos las comidas de nuestras cobayas, debemos tener en cuenta que deben estar basadas en alimentos altos en vitamina C. Un déficit de esta vitamina puede causar grandes problemas de salud, como la caída de los dientes, diarreas, lesiones cutáneas, resfriados severos o incluso la muerte.

Otra de las características de las cobayas es que su intestino no se mueve por él mismo: estos roedores hacen la digestión ingiriendo nuevos alimentos que van empujando al resto. Es muy importante, por lo tanto, que siempre tenga comida disponible en su jaula (aunque sea heno), ya que está constantemente comiendo.

Qué comen las cobayas: alimentos esenciales, siempre en su jaula

Hay tres tipos de alimentos que debe tener siempre nuestra cobaya en su jaula:

  • Agua fresca en un bebedero, siempre limpia y disponible. Las cobayas jóvenes pueden beber poca agua, pero deben tenerla siempre a su alcance.
  • Heno. El heno es imprescindible en la dieta de una cobaya. Ayuda a desgastar los dientes, que siempre están en crecimiento, facilita el hacer la digestión y aporta la fibra necesaria para que las digestiones terminen bien. Hay muchos tipos de heno en el mercado: heno solo, heno con alfalfa, heno con flores… Deja que sea tu mascota la que decida cuál le gusta más.
  • Alimentos altos en vitamina C. Como comentamos, esta clase de alimentos son imprescidibles para una cobaya sana. ¿Cuáles son? Pimiento rojo, pimiento verde, tomate, fresas, cerezas (¡sácale los huesos!), coles de bruselas, y verduras de hoja verde (acelgas, espinacas, grelos, etc.) son alimentos que tienen mucha vitamina C y que tu cobaya debería consumir por lo menos una vez al día.

Alimentos ocasionales que comen las cobayas

Por regla general, las cobayas comen frutas y verduras; su dieta no está limitada únicamente a alimentos altos en vitamina C. Además, hay muchas otras verduras que le pueden gustar, como zanahoria, brécol, apio, judías verdes… Así como fruta: manzana, melocotón, ciruela, melón o sandía. ¡Hay muchísimos alimentos disponibles que a tu cobaya le pueden encantar!

Un caso aparte son la lechuga y el perejil. Ambos suelen gustarles muchísimo, pero debemos dárselos con moderación.

La lechuga generalmente les encanta, pero puede resultar indigesta para algunas cobayas y podría provocar diarreas. Si le sienta mal, intenta cambiarla por endivia. Además, la lechuga está compuesta en su mayor parte por agua, y tiene muy pocos nutrientes, por lo que no debemos abusar de ella y proporcionarle a nuestra cobaya alimentos más ricos.

El perejil es un alimento altísimo en vitamina C y suele volver locas a las cobayas, pero, ¡cuidado! El perejil puede resultar tóxico. Para las personas es prácticamente imposible intoxicarse por perejil, pero las cobayas pesan muchísimo menos y puede ser peligroso. Normalmente, se recomienda dar perejil a las cobayas una o dos veces cada dos semanas.

Pienso y premios que comen las cobayas

Puedes complementar su dieta con pienso o barritas de cereales específicos para cobayas. El pienso debe especificar que es adecuado para ellas, puesto que el de hámster o de conejo las malnutrirá.

Podemos añadir un puñadito de pienso diario en la dieta de nuestra cobaya. Les gustan los alimentos crujientes, y este les ayudará a desgastar y mantener sanos los dientes. Pero con la gran variedad de verduras que tenemos disponibles para ellas, no debemos convertirlo en la base de su alimentación.

Además, en tiendas para animales podemos encontrar otros productos complementarios que comen las cobayas, como barritas de cereales, premios y chucherías como fruta deshidratada o combinados de frutos secos. Debemos tener en cuenta que, como su nombre indica, son chucherías y no un alimento, y hay que proporcionárselo, por lo tanto, con moderación y solo de vez en cuando.

También ocasionalmente podemos ofrecerle trozos de pan duro, especialmente la corteza, para desgastar los dientes.

Alimentos prohibidos

A pesar de ser herbívoras y poder comer casi todas las frutas y verduras disponibles en los mercados, hay unas pocas excepciones que debemos tener en cuenta que no pueden comer:

Cobayas con su comida

  • Patatas.
  • Cebolla o ajo.
  • Verduras picantes. Guindillas, chiles picantes
  • Cítricos. La naranja o la mandarina tienen mucha vitamina C, pero les pueden causar ardor de estómago o gases.
  • Remolacha o frutas con alto contenido en azúcar: el azúcar no es bueno para las cobayas, así que es mejor que lo evitemos.
  • Semillas de frutas como la manzana o las uvas: al igual que el perejil, en humanos necesitaríamos una cantidad desorbitada de ellas para intoxicarnos, pero para las cobayas son peligrosas.
  • Huevos, productos lácteos, etc. Solamente podemos darles frutas y verduras, nada que proceda de animales.

Si queremos que nuestra cobaya esté sana y sea feliz, debemos empezar por una dieta variada, equilibrada y que cubra todas sus necesidades de fibra y vitamina C. Tenemos muchas opciones en el mercado para probar cuáles son sus alimentos favoritos y conseguir que nunca se aburra de los mismos sabores.

Fuente de la imagen principal: Diego Delso

Categorías: Alimentación Etiquetas:
Te puede gustar