Descubrí que mi perrita teme a los disparos: te cuento lo que se debe hacer

¿Sabías que los disparos pueden despertar el malestar de nuestros perritos? Te cuento cómo lo descubrí con Noa y todo lo que debemos y no hacer en estos casos.
Descubrí que mi perrita teme a los disparos: te cuento lo que se debe hacer

Escrito por Paola Chacón

Última actualización: 03 enero, 2023

El miedo es una de las emociones que experimentan los animales y poco tiempo iba a pasar antes de darme cuenta de que uno en particular hacía rendir a mi compañera. Descubrí que mi perrita tiene miedo a los disparos.

Si a tu perro también le sucede lo mismo, te cuento cómo lo identifiqué y lo que debemos evitar hacer.

Ella es Noa y mi perrita tiene miedo

Desde que llegó, Noa iluminó la vida de todos en casa, especialmente la mía. Su compañía fiel y cariñosa me ha enseñado el inmenso amor que puede existir entre nosotros, y que si tienes la fortuna de vivirlo, entenderás perfectamente.

Llegó con apenas 2 meses y medio y aún recuerdo cómo su espíritu aventurero me cautivó de inmediato. He aprendido tanto de ella; lo que disfruta, lo que la calma, sus caricias favoritas, la comida que rechaza y ahora, también lo que la atemoriza.



Hoy tiene 10 años y he podido ser testigo de cómo ha crecido, pues también lo he hecho a su lado. He descubierto que como yo, con el paso del tiempo, encuentra otras formas de relacionarse con el mundo. Cada es un aprendizaje  para mí sobre ella, y así, he notado cómo ha aparecido un miedo importante.

Es tan feliz tirándose así.

Hablemos sobre los miedos en los perros

Es increíble cómo podemos comunicarnos e interpretar el lenguaje corporal de nuestros fieles amigos. Podemos detectar aquellas cosas que les molestan, pero también, aquello que despierta sus sentidos, un peligro inminente. Pues bien, así descubrí que mi perrita tiene miedo a los disparos generados por la actividad de caza.

Resulta que, los tiros se caracterizan por ser sonidos intensos e inesperados que rompen el silencio y agudizan las alertas de los seres vivos, similar a como suena la pólvora. Y este último no solo los asusta, sino que también genera daño.



Lo que más me inquietó fue su comportamiento al escuchar los tiros. Recuerdo que sentí mucha angustia hasta que noté la causa. Vi cómo entró desesperada a casa intentando esconderse con la cola entre las patas y haciendo pequeños jadeos.

Estaba a la defensiva con cualquiera que se le acercara, más tarde confirmé que era por los disparos que escuchó en el exterior.

Mi perrita tiene miedo, ¿qué NO hacer?

Querer ayudarla y comprenderla. Darle lo que necesitaba me llevó a investigar de inmediato lo que debía y no debía hacer. Así que, si descubres que tu compañero peludo también tiene este tipo de miedo, te comparto lo que me funcionó:

Nunca ignores sus miedos

Cuando los perros muestran un miedo, hay una parte muy vulnerable que queda al descubierto. Es ahí donde necesitan que les prestemos protección y seguridad.

Nada de pasar por alto lo que están sintiendo, ayudarlos es nuestro deber, aun cuando no lo tuviéramos previsto o si tenemos que ajustar nuestro tiempo o condiciones para hacerlos sentir seguros.

No lo dejes solo

Somos todo para ellos, no acompañarlos y no, estar a su lado no debe ser una opción. Nos convertimos en su apoyo y guía, su sitio seguro en el que abrigamos sus miedos en momentos como este.

Evita que pase mucho tiempo

La exposición a una situación como esta, puede afectarlo de forma importante. Mantener a tu compañero alterado y no hacer nada por mitigar el miedo y tranquilizarlo, es sin duda una forma de maltrato a la que estaríamos cediendo.

Recuerda que ellos no funcionan como nosotros, en una situación de miedo no sabrán qué hacer y mientras más rápido se lo ataje, mejor será para cuidar su bienestar.



Lo que hay que hacer si tu perrito tiene miedo

Sabía que tenía que calmarla, pero para ello primero debía estar en completa tranquilidad. Hecho esto, recordé algunas cosas que sabía y otras conductas que me vinieron por instinto, pero que resultaron eficaces. Te las cuento a continuación.

Buscar un lugar seguro

Lo primero que hizo Noa fue entrar a casa, por ello me aseguré de cerrar bien puertas y ventas, de forma que pudiera hacerle saber que nada ni nadie ingresaría para lastimarla.

Minimizar el sonido

Quizás hayas escuchado del ruido blanco, una señal aleatoria y constante que evita que otros sonidos suenen sobre él. Estuvo perfecto tras combinarlo con música para que ya no pudiera escuchar los disparos de fuera.

Acompañar con contacto físico

Las caricias son siempre un aliado y una forma de mostrarles nuestro amor, por eso no deben estar por fuera de este método para tranquilizarlos. Realiza algunos masajes en sus zonas favoritas y asegúrate de que esté muy cerquita de ti.

Quería relajarla y por eso recuerdo pensar: mi perrita tiene miedo, debo abrazarla.

En un caso como este, consulté los horarios de caza de animales, la causa de los disparos, una actividad con un proceso de regulación muy lento aquí. Así programé los horarios de paseo con Noa, evitando que estemos cerca del sonido.

Por fortuna, hay casos que podemos manejar, como este. Sin embargo, no siempre es así y es posible que necesitemos consultar a un veterinario, en especial si observamos que deja de comer o evita salir. Si yo lo logré con Noa, tú también podrás hacerlo con tu peludito compañero.

¡Mitiga sus miedos y regresa la paz a su corazón con tu amor y cuidado!

Te podría interesar...
¿Cómo quitar el miedo al agua en perros?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
¿Cómo quitar el miedo al agua en perros?

Aunque los perros tienen fama de que les gusta el agua, esto no sucede con todos, pues son muchos la que la temen. En el siguiente artículo te cont...


Los contenidos de Mis Animales se redactan con fines informativos. No sustituyen el diagnóstico, el consejo o el tratamiento de un profesional. Ante cualquier duda, es recomendable la consulta con un especialista de confianza.