Lista de las 25 especies perdidas: la ciencia contra el tiempo

La extinción de las especies es cada día más habitual. Por suerte, no todas las especies que desaparecen están extintas realmente. Tras mucho esfuerzo, algunas son redescubiertas.
Lista de las 25 especies perdidas: la ciencia contra el tiempo
Francisco Morata Carramolino

Escrito y verificado por el biólogo Francisco Morata Carramolino el 10 Mayo, 2021.

Última actualización: 10 Mayo, 2021

La presente época está marcada por una realidad muy oscura, que pasa desapercibida para la mayor parte del público. La vida del planeta está desapareciendo a causa de las acciones humanas: cada vez quedan menos espacios naturales no degradados, mientras que aumenta el número especies perdidas.

Estas especies, que tiempo atrás pudieron ser muy abundantes, se han hecho cada vez más difíciles de ver. Otras habitan en lugares específicos o remotos de difícil acceso. Sea como fuere, no se han visto en más de una década. Para poder conservar estas especies, es imprescindible volver a encontrarlas.

Con este objetivo y ayudada por especialistas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN), la Global Wildlife Conservation ha elaborado una lista de 1200 organismos en paradero desconocido. Entre ellos, han seleccionado las 25 especies más buscadas, cuya conservación es crucial. Aquí podrás aprender más sobre ellas.

La lista de las 25 especies perdidas

Esta campaña supone el mayor esfuerzo hasta la fecha para promover la conservación de las especies perdidas. La lista creada incluye 10 mamíferos, 3 aves, 3 reptiles, 2 anfibios, 3 peces, un insecto, un crustáceo, un coral y una planta, repartidos en nada menos que 18 países.

El propósito de esta lista es doble. Por un lado, busca recaudar fondos con los que financiar expediciones científicas. Las especies perdidas podrían estar extintas o a punto de extinguirse, así que encontrarlas mediante estas expediciones es crucial.

Por otro lado, busca convertir a estas especies, así como el relato de su búsqueda, en estandartes de la conservación. De este modo, podrán inspirar otros movimientos conservacionistas globales y concienciar al público general sobre la crisis de biodiversidad actual.

Para conseguir estos objetivos no solo se necesitan biólogos y otros profesionales similares. También se cuenta con la ayuda de los habitantes locales, cuyo conocimiento siempre resulta imprescindible en estos casos. Al fin y al cabo, la mejor manera de conocer una zona es vivir en ella durante años.

Algunas de las especies perdidas más buscadas

Aunque la lista es demasiado extensa como para incluirla en este artículo, destacaremos algunas de las especies más relevantes aquí englobadas. Puedes encontrar el listado completo de especies perdidas en el portal Global Wildlife ORG.

1. Sapito arlequín de Soriano (Atelopus sorianoi)

Esta pequeña y llamativa rana fue vista por última vez hace 29 años, en Venezuela. Es de color naranja intenso y habita en bosques tropicales nubosos.

Su declive pudo deberse a la quitridiomicosis, una pandemia fúngica que está devastando a los anfibios de todo el mundo. Su redescubrimiento podría arrojar nueva luz sobre el conocimiento científico de esta enfermedad.

Una especie de rana.

2. Ardilla voladora de Namdapha (Biswamoyopterus biswasi)

Este animal se conoce a partir de un único ejemplar recolectado en el Parque Nacional de Namdapha, en India. Se cree que la ardilla voladora habita en los bosques caducifolios de este paraje, sobre todo cerca de cursos de agua. A pesar de ello, no se ha visto desde 1981.

Algunas de las posibles causas detrás de su declive son la degradación de sus ecosistemas y la caza dentro de los límites del Parque. También su rango de distribución tan reducido supone un riesgo considerable.

Una ardilla voladora vista desde arriba.

3. Pato cabecirrosa (Rhodonessa caryophyllacea)​

Parece que esta bella anátida nunca fue muy numerosa, pero no se ha visto un ejemplar en la naturaleza en los últimos 70 años. Sin duda, el pronóstico de supervivencia de este animal no es nada positivo.

Tras citas no confirmadas en 2006, se lanzó una expedición en busca del esquivo pato. Por desgracia, esta batida no tuvo éxito. Actualmente, el equipo de Global Wildlife Conservation está estudiando los resultados y considerando la mejor opción para proseguir con la búsqueda.

4. Salamandra trepadora de Jackson (Bolitoglossa jacksoni)

Este pequeño anfibio urodelo, de color amarillo y con una franja marrón irregular siguiendo la columna vertebral, representa uno de los mayores éxitos de esta campaña.

La salamandra se descubrió en 1970 en las selvas de Guatemala, pero no se volvió a ver desde entonces. Tras una expedición infructuosa en 2014, este urodelo volvió a avistarse en el 2017. Esto la convierte en la primera especie recuperada por el proyecto. Por suerte, otras 5 especies perdidas se han encontrado desde entonces.

Una de las especies perdidas.

5. Cangrejo de Sierra Leona (Afrithelphusa leonensis)

Este crustáceo, junto con otras 2 especies estrechamente emparentadas, ha desaparecido en los bosques tropicales de Guinea. Vive en cuevas, arroyos de montaña, árboles y huecos entre rocas.

Algunos parientes de estos cangrejos se han redescubierto recientemente. Son bastante inusuales, pues cuentan con una coloración naranja y morada y son capaces de trepar árboles.

Un cangrejo vampiro. Otra de las especies perdidas.

Quedan aún muchas especies por recuperar y expediciones que emprender, pero el programa está teniendo éxito. Con un poco de suerte, la campaña de Global Wildlife Conservation ayudará a popularizar la conservación de la biodiversidad de una vez por todas.

Te podría interesar...
Rana de Hall, una especie redescubierta
Mis AnimalesLeerlo en Mis Animales
Rana de Hall, una especie redescubierta

La rana de Hall ha vuelto a encontrarse tras más de 80 años en un pequeño manantial termal de Chile, cerca de la frontera con Bolivia.