Kakapo: alimentación y reproducción

Camila O.Thomas · 8 diciembre, 2018
Los kakapos son unas aves muy curiosas nativas de Nueva Zelanda que, desafortunadamente, se encuentran en peligro de extinción, y es que solo se han divisado 40 ejemplares en estado silvestre

Kakapo es el nombre de una especie de pájaros muy hermosa, que en la actualidad se encuentra en peligro de extinción. El kakapo pertenece a la familia de los loros y habita en dos de las islas de Nueva Zelanda. Es un pájaro de aspecto robusto y gran tamaño, cuya estructura física lo hace un ave no-voladora.

Antes del s. XIX, estas aves tenían una inmensa población en diferentes zonas de Nueva Zelanda. Sin embargo, debido a diversos factores, los kakapo se encuentran casi extintos. A finales del s. XX murieron los últimos kakapo que no se encontraban en áreas protegidas.

El ave kakapo está protegida en zonas de preservación cerca del Pacífico Sur. En estas áreas, un Kakapo cuenta con cuidados especiales para su supervivencia en libertad. Sin embargo, a pesar de los esfuerzos de investigadores y científicos, la población de kakapos sigue disminuyendo. En la actualidad solo se han registrado en libertad 40 ejemplares, un cifra muy reducida.

Este loro es conocido también como ‘loro de búho’, pues es un ave con hábitos nocturnos. Además, la forma de su cuerpo y su conducta pueden asemejarse a los de un búho. El kakapo tiene un hermoso color y ojos muy grandes que le dan una apariencia única.

En su adultez, estas aves pueden llagar a pesar entre tres y cuatro kilos. Por ser un ave no-voladora, como las gallinas, pasan la mayor parte de sus vidas en el suelo o en árboles con ramas bajas.

Extinción del kakapo y medidas de conservación

Los kakapo son pájaros que no se mueven muy rápido, y no pueden volar. Por esta razón, son presas fáciles para depredadores. Cuando Nueva Zelanda comenzó a convertirse en un destino comercial y productivo, se formaron diversas comunidades cercanas a los hábitats naturales del kakapo.

Kakapo: alimentación

Muchas familias extranjeras que se asentaron en nueva Zelanda trajeron consigo mascotas que no eran nativas de las islas. Los perros, particularmente, se convirtieron rápidamente en unos de los depredadores más feroces de los kakapo.

Sin embargo, los kakapos también eran cazados por gatos, zarigüeyas, comadrejas y ratas. Aunque los depredadores más pequeños no pueden matar a un Kakapo adulto, sí pueden eliminar a las crías. Estos pájaros hacen sus nidos en el suelo, y los huevos son vulnerables ante cualquier amenaza.

Por supuesto, esta ave también fue consumida por humanos como alimento. Por su gran tamaño y fácil caza, fue uno de los alimentos preferidos por los colonos. Esta práctica afectó considerablemente la población total de kakapos y sus números solo disminuyeron sin encontrar equilibrio.

Con miras a proteger la especie, expertos se han enfocado en dos medidas fundamentales: protección de hábitats naturales y reubicación de reservas. Nueva Zelanda se ha esforzado en tomar medidas adecuadas para conservar muchos animales en peligro de extinción.

Dentro de estos animales se encuentra, por supuesto, el kakapo. Científicos han determinado cuáles son algunos de los hábitats naturales de esta ave. Después de ubicar un hábitat, se ha buscado proteger esta zona en condiciones óptimas.

Por otra parte, está la reubicación de reservas. Es evidente que no todos los hábitats naturales pueden ser protegidos. La actividad humana, en ocasiones, necesita hacer uso de estas áreas geográficas. Por ello, expertos se han esforzado en convertir zonas geográficas designadas en reservas ideales para animales en peligro de extinción.

Strigops habroptilus

Reproducción

Los kakapos son increíblemente delicados en cuanto a su reproducción y cría. Técnicamente, el kakapo es una especie que se reproduce en las épocas de verano y otoño. Sin embargo, esto no ocurre cada año. Un kakapo solo se reproduce en años en los que hay una gran cantidad de frutas y cuando la temperatura es correcta.

En los últimos años se ha observado que los kakapos solo se aparean cuando cierto tipo de árboles nativos dan frutos. Estos árboles florean y dan frutos en un lapso de dos a cuatro años. Estas condiciones hacen que su reproducción sea cada vez más esporádica. Además, cada hembra puede poner de uno a tres huevos, pero este número se hace cada vez menor.

Para que dos kakapos se apareen, un macho debe llamar la atención de las hembras. Después de fecundarla, los machos se alejan del proceso: un macho kakapo no participa en el proceso de desarrollo de las crías, así que los machos no ayudan a incubar ni tampoco a criar a los polluelos.

Alimentación de los kakapo

Los kakapo son animales recolectores de alimento que pueden encontrar cerca del suelo. Sus alimentos más frecuentes son nueces y semillas, que se complementan por frutas y algunos insectos. Además, los kakapos se alimentan de diversos tipos de vegetación. Su dieta incluye hojas, brotes y flores, además de algunos tipos de cortezas y raíces. También se ha registrado que los kakapos pueden comer rizomas y bulbos.

Por supuesto, la alimentación de estas aves depende de la estación y del entorno. En algunas ocasiones, debido a las condiciones climáticas, los kakapos se ven obligados a emprender largos viajes en busca de alimento.