¿Cómo nacen los canguros?

Mientras que en la mayor parte de mamíferos el desarrollo ocurre antes de que nazcan, en los marsupiales sucede tras el nacimiento, en el marsupio de la madre.
¿Cómo nacen los canguros?
Francisco Morata Carramolino

Escrito y verificado por el biólogo Francisco Morata Carramolino el 01 marzo, 2021.

Última actualización: 01 marzo, 2021

Los canguros son, sin duda, unos de los marsupiales más populares. Son conocidos por la bolsa que tienen en el vientre, que es fundamental en la biología de canguros y otras especies marsupiales, ya que tiene que ver con cómo nacen estos simpáticos mamíferos.

La reproducción y el desarrollo de los marsupiales es un proceso fascinante. Además, supone un gran ejemplo de los caminos tan diferentes que puede tomar la evolución para conseguir un mismo objetivo —en este caso, tener descendencia— partiendo de las mismas herramientas. En las siguientes líneas te contaremos cómo ocurre.

La reproducción de los canguros

A simple vista, podría parecer que el proceso reproductivo de los canguros es similar al de los mamíferos no marsupiales, pero hay una serie de diferencias clave. Te las mostramos en los siguientes apartados.

El aparato reproductor

Los canguros tienen un solo orificio que sirve para expulsar la orina —y las heces— y para la reproducción. Este tipo de organización aparece también en las aves, reptiles, anfibios y peces y recibe el nombre de cloaca.

El pene de los machos está bifurcado y no sirve para orinar, sino que solo se utiliza en la cópula. Normalmente, este se encuentra recogido dentro de la cloaca y emerge solo en el momento de la reproducción.

Además, los testículos de estos mamíferos están colocados por delante del pene y bastante separados de él. Son muy móviles y pueden pegarse al cuerpo para saltar o reproducirse o, en su defecto, mantenerse colgando para regular la temperatura del esperma.

Las hembras no se quedan atrás, pues cuentan con 2 vaginas laterales por las que se transporta el semen —esta es la razón de que el pene esté bifurcado— y una vagina central por la que nacen los nuevo canguros. De acuerdo con las 2 vaginas laterales, las hembras tienen 2 úteros en lugar de uno.

Una bolsa de un marsupio abierta.

Los canguros nacen y viajan al marsupio

Tras la cópula se fertiliza el óvulo, que se desarrolla en un embrión en uno de los úteros. El periodo de gestación es muy breve, ya que dura tan solo 30 días. Tras ello, la cría desciende por la vagina central hasta la apertura de la cloaca y se produce el parto.

Este proceso es poco costoso para la hembra y ocurre muy rápido ya que, en este momento, la cría mide tan solo 2 centímetros y pesa menos de un gramo. En este punto, el pequeño no está apenas desarrollado, pues es prácticamente un feto.

Inmediatamente después de nacer, dicho feto se guía únicamente por el olfato y trepa sin ayuda de la madre hasta alcanzar el marsupio —la bolsa que tienen las hembras en el vientre—. Una vez allí, encuentra uno de los pezones de la madre y se fusiona parcialmente con él.

El pequeño canguro queda fijado durante 2 meses, alimentándose de leche y desarrollándose hasta alcanzar el tamaño adecuado. Tras ello, logra separarse de el pezón materno, pero continúa escondido en el marsupio hasta alcanzar los 6 o 7 meses de edad.

Tras este momento, la cría comienza a salir con el fin de explorar el mundo exterior y solo vuelve al marsupio para descansar, alimentarse o protegerse. Progresivamente, sustituye la leche materna por vegetación y aumenta de tamaño, hasta abandonar por completo la bolsa de la madre.

Un sistema muy eficiente

La anatomía y estrategias particulares de los canguros les permiten sacar adelante varias generaciones de descendientes al mismo tiempo, lo que no es posible para los mamíferos no marsupiales.

Estos marsupiales consiguen esto concatenado los embarazos. Cuando una cría se fija al pezón, otra comienza a desarrollarse en uno de los úteros y se mantiene allí hasta que la primera abandona el marsupio. Tras ello, la segunda cría nace y viaja al marsupio y una tercera comienza el periodo de gestación.

En este momento, la hembra cuenta con 3 crías simultáneas: una fuera de la bolsa que comienza a ser independiente, otra dentro de la bolsa fijada al pezón y otra en el útero.

Además, los canguros son capaces de detener el desarrollo de sus crías cuando llegan malas condiciones ambientales y retomarlo cuando mejoran. Así, aseguran que los nuevos canguros nacen en el mejor momento y ahorran energía en temporadas críticas. Este proceso se denomina diapausa.

Un canguro con su cría en el marsupio.

Como se ha descrito, la reproducción de los marsupiales aporta ciertas ventajas. Sin embargo, actualmente existe otro grupo de mamíferos más exitoso: los placentarios. Este taxón engloba a la mayor parte de especies y están distribuidas por todo el mundo, mientras que casi todos los marsupiales han quedado relegados a Australia.

Esto podría deberse a que la estrategia reproductiva de los placentarios sea más competitiva que la aquí descrita. Por ello, los marsupiales han sido desplazados por los placentarios en las zonas donde coincidían y solo han podido florecer en Australia, donde no hay tanta competición.

Te podría interesar...
¿Cómo nacen las ballenas y cómo es su reproducción?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
¿Cómo nacen las ballenas y cómo es su reproducción?

La reproducción en ballenas es un evento que muchos investigadores siguen persiguiendo a día de hoy mediante avistamientos.