¿Cómo bañar a tu hurón correctamente?

Los hurones son animales juguetones y curiosos. Por ello, pueden ensuciarse con facilidad, ya que se meten en todo recoveco disponible. Aun así, no se recomienda bañarlos demasiado seguido.
¿Cómo bañar a tu hurón correctamente?
Samuel Sanchez

Revisado y aprobado por el biólogo Samuel Sanchez el 13 Mayo, 2021.

Escrito por Manuela Herrera Montoya, 14 Mayo, 2021

Última actualización: 14 Mayo, 2021

Los hurones son compañeros pequeños, silenciosos, cariñosos y juguetones. Estos mamíferos (Mustela putorius furo) fueron domesticados hace más de 2000 años y su popularidad como mascotas ha ido creciendo desde entonces. Por ello, saber cómo bañar a tu hurón es uno de los cuidados que debes tener presentes como propietario.

De por sí, los hurones tienen un olor natural parecido al almizcle, que es más suave en los ejemplares castrados. De todas formas, creer que su aroma natural desaparecerá con un baño es una idea errónea, pues no es adecuado para los hurones bañarlos muy seguido. Si quieres saber más sobre esta temática, sigue leyendo.

El hurón doméstico

El hurón (Mustela putorius furo) es una subespecie del turón (Mustela putorius) y pertenece a la familia de las comadrejas (Mustelidae), tal y como indica Animalpedia. A pesar de su popularidad como mascota, en algunos países no es legal tener a esta especie en casa, así que infórmate antes de adquirir un ejemplar.

Según la Ferret Association, el hurón doméstico es diferente al hurón salvaje de patas negras (Mustela nigripes), una especie en peligro de extinción nativa del medio oeste de Estados Unidos. Si el hurón doméstico se escapa, rara vez sobrevive más de unos días en la naturaleza, a diferencia de sus parientes asilvestrados.

li

Te sorprenderá todo lo que puede llegar a hacer y a aprender uno de estos animales. Por ejemplo, lo hurones reconocen sus nombres e, incluso, pueden aprender a hacer trucos o a usar la caja de arena. Mientras los premies con golosinas aptas para ellos, encontrarán una razón para interiorizar cosas nuevas.

El nombre en inglés (ferret) viene del latín furonem, que significa ladrón. Este apodo no es anecdótico, ya que a los hurones les encanta esconder cualquier objeto; todo propietario lo puede asegurar. Además, también les gusta excavar, esconderse y jugar con los tutores.

Bañar a tu hurón es más fácil de lo que parece.

Lo que debes saber antes de bañar a tu hurón

Como se dijo anteriormente, los hurones cuentan naturalmente con un olor suave y almizclado, aroma que se reduce en gran medida cuando están esterilizados. Además, también tienen glándulas olfativas que liberan olores como mecanismo de defensa. Estas se pueden extirpar quirúrgicamente, pero no es nada recomendable.

Por lo tanto, el aroma de los hurones es normal y no indica suciedad. Según Dumb Friends League, bañar a tu hurón para que no produzca este olor no servirá de nada, pues después del baño, sus glándulas dérmicas se encargan de reponer los aceites perdidos –para proteger su piel–.

En los días después del baño, el olor del hurón puede incluso incrementar.

Por ello, si vas a bañar a tu hurón, asegúrate de hacerlo solo si es necesario. El momento del baño se recomienda cuando el animal se ha ensuciado al meterse en un recoveco o si hace mucho calor.

¿Cómo bañar a tu hurón?

Al igual que los gatos, los hurones se acicalan y se asean solos —otra razón para no bañarlos regularmente—. Por ello, bañar a tu mascota solo debe ser una actividad que realices muy pocas veces en el año, pues si lo haces a menudo puedes dañar su piel, cuenta el portal Friendly Ferret.

A algunos hurones no les gusta el agua, pero según Animal Rescue League of Iowa, la mayoría de ellos disfrutan de los baños y les encanta jugar con el agua. Incluso, puedes llenar solo un poco tu fregadero o bañera con agua tibia para que ellos disfruten, especialmente durante el verano. Si vas a hacerlo, sigue estos consejos.

1. Mantén el agua en la temperatura correcta para bañar a tu hurón

La temperatura corporal de los hurones es más alta que la nuestra. Por ello, no uses agua caliente —mejor tibia— y asegúrate de que tu hurón pueda tocar la superficie con sus patas, ya que así podrá descansar y no se estresará. Si a tu mascota no le gusta el agua intentará salirse, pero para evitar esto, puedes utilizar golosinas aptas para hurones.

2. Aplícale el champú al animal con delicadeza

Una buena opción de champú son los hechos exclusivamente para hurones o para felinos domésticos. Mientras más suaves mejor. También puedes usar champús para bebés humanos, pues son muy suaves y no van a irritar la piel del animal.

Aplica el champú en tus manos, restriégalo y luego aplícalo en el pelo de tu hurón. Restriega su barriga, cola, piernas y el resto del cuerpo, excepto la cabeza. En este punto, puedes premiarlo con otra golosina. Sostén en todo momento al animal en tus brazos, gentilmente de la piel de la nuca —o mientras el está parado en sus patas traseras—.

Después del champú, puedes poner al animal debajo del grifo o usar una taza para verterle agua para enjuagarlo. Terminado esto, puedes darle un juguete, para ver si se anima a entretenerse en la bañera.

3. Seca bien al animal

Saca al hurón del agua, quítale el exceso de huedad, envuélvelo en una toalla y sécalo lo más que puedas. En el momento en que lo sueltes, empezará a comportarse como loco; correrá y saltará para lograr secarse más rápido.

Baño de avena: una opción diferente

Bañar a tu hurón con avena es una muy buena opción, porque no eliminará el aceite del cuerpo del animal, pero sí limpiará su suciedad. A esto hay que sumarle el hecho de que no hay productos químicos que pueden irritarlo. El tipo de avena que debes usar es la avena coloidal.

El baño es simple. Debes poner avena coloidal dentro de un calcetín y meterlo dentro del agua donde vas a bañar a tu hurón. Después de unos minutos el agua se volverá turbia: en ese momento, mete a tu hurón, enjuágalo y sécalo.

Tips de aseo

Otra manera de no tener que bañar a tu hurón muy seguido es seguir estos consejos, para ayudarle a llevar una vida más aseada y no aumentar su olor. Destacamos los siguientes:

  • Límpiale los oídos a tu mascota cada 2 semanas, con el fin de evitar acumulación de cera o ácaros. También debes cortar sus uñas cada 2 semanas.
  • Lava la cama del animal cada 2 semanas y adminístrale una dieta saludable.
  • Los hurones mudan su pelaje 2 veces al año, así que peina a tu animal durante estos momentos para ayudarle a dejar el pelo suelto.
  • Cepíllale los dientes al menos una vez al mes, con pasta de dientes para hurón y un cepillo de dientes pequeño y suave para mascotas.
  • Los laxantes de bolas de pelo felino —1 a 2 mililitros o 0,25 pulgadas— se pueden administrar 2 o 3 veces por semana, como preventivo de bolas de pelo gástrico.
Un hurón está mirando a cámara.

Por último, no uses baños en polvo para tu hurón, pues no lo van a limpiar y no minimizarán su olor y, además, pueden causarles problemas respiratorios a los animales. Como propietario, es importante que conozcas todos sus cuidados y necesidades —además de saber cómo bañar a tu hurón— para darle una vida sana y feliz.

Te podría interesar...
Enriquecimiento ambiental en hurones
Mis AnimalesLeerlo en Mis Animales
Enriquecimiento ambiental en hurones

El enriquecimiento ambiental en hurones es muy importante para el bienestar de nuestra mascota, pues es una especie que requiere de muchos estímulos.



  • Animapedia. (2019, 9 septiembre).
  • Animal Rescue League of Iowa. (s. f.).
  • . ARL. Recuperado 12 de mayo de 2021, de
  • Bixler, H., & Ellis, C. (2004). Ferret care and husbandry. 
  • (2), 227–v.
  • Delic, A. (2021, 4 marzo).
  • Friendly Ferret.
  • Dumb Friends League. (s. f.).
  • . Recuperado 12 de mayo de 2021, de
  • Roedores Domésticos. (s. f.).
  • . Recuperado 12 de mayo de 2021, de
  • The American Ferret Association. (s. f.).
  • . Recuperado 11 de mayo de 2021, de