Ave herida: primeros auxilios

Las correctas maniobras de primeros auxilios son un conocimiento fundamental para socorrer un ave herida. Miles de pájaros domésticos y salvajes se accidentan diariamente y es posible ayudarlos.

Ave herida: principales causas de accidentes en pájaros domésticos

Los golpes accidentales son la causa más frecuente de heridas, traumas y fallecimientos de aves domésticas. Ocurren frecuentemente cuando el ambiente no fue debidamente preparado para criar un pájaro en libertad.

Los pájaros en cautividad también se tornan vulnerables a intoxicaciones. Pueden ser ocasionadas por ingestión de alimentos, alcohol, metales o productos químicos.

Un riesgo menos frecuente, pero igualmente considerable es el atropello de aves domésticas que se escapan del hogar.

Pajaro en una jaula
Fuente: Juan de Dios Santander Vela

Principales causas de accidentes en aves silvestres

Las aves silvestres de gran porte, como halcones, águilas y buitres, sufren muchos choques con cables de electricidad.

También muy frecuentemente son víctimas de heridas gracias a la práctica de caza deportiva. Por lo cual es necesario concienciar sobre los impactos negativos al medio ambiente de ciertas recreaciones humanas.

Por último y no menos importante, están los atropellos. Estos accidentes son muy comunes en aves migratorias o cuyo hábitat se encuentra atravesado por carreteras.

Entre las aves silvestres de pequeño porte, la causa más común son las caídas de los nidos. No todos los pichones desarrollan correctamente sus alas en el tiempo esperado, pudiendo caer al intentar volar.

Estas aves también pueden resultar heridas por ataques de depredadores naturales.

Principales maniobras de primeros auxilios a un ave lastimada

Es posible ayudar a un ave lastimada, independiente de su porte, conociendo las técnicas adecuadas de primeros auxilios.  Lógicamente, estas maniobras varían de acuerdo con la causa del accidente.

Es indispensable mantener la calma y proceder conscientemente al encontrar un animal accidentado. Las maniobras deben ser realizadas con seguridad, evitando riesgos para la salud del humano y del ave.

  1. Analizar la situación y el estado del animal

Algunas preguntas facilitan reconocer la causa del accidente y saber cuáles medidas de primeros auxilios para ave herida aplicar. Además, pueden agilizar y orientar el trabajo del veterinario especializado.

  • ¿El animal está consciente?
  • ¿Hay una factura evidente?
  • ¿El animal parece haber sido atropellado?
  • ¿Existe una herida externa?
  • ¿Hay evidencia de hemorragia?
  • ¿Se reconocen indicios de intoxicación?
  1. Consejos generales para asistir a un ave accidentada

Cuidados en la manipulación

Puede ser peligroso manipular un ave silvestre, principalmente las grandes rapaces. Es necesario proceder con cuidado al intentar manipularlas. Actitudes imprudentes pueden agravar las heridas o lesiones del animal y lastimar a quien intenta ayudar.

Cuando no se cuenta con experiencia en manipular aves grandes, lo más aconsejable es solicitar ayuda profesional. Se puede llamar a centros de recuperación de animales silvestres o directamente al SEPRONA.

Evitar el agravamiento de lesiones o heridas

Un ave herida se encuentra muy vulnerable. Para evitar agravar su estado, se recomienda taparla con una manta, una toalla, un trapo o una prenda de ropa.

Se deben preferir prendas livianas, pues el peso puede lastimar o causar dolor. Lo más importante es tapar los ojos, pues el ave se tranquiliza al no ver la luz.

Recoger correctamente el animal, evitando daños

Después de envolver al ave, se la puede recoger suavemente. Es importante mantener la estabilidad y la firmeza para mover lo menos posible al animal. Lo ideal es evitar cualquier forcejeo.

En caso de fracturas evidentes, es muy importante dejar el ave en una posición natural y cómoda.

Esta medida no es recomendable para aves que se encuentran en estado crítico. En estos casos, lo ideal es recurrir a ayuda profesional.

En caso de intoxicación

Las intoxicaciones en aves son accidentes graves que requieren atención especializada de urgencia.

Pajaro comiendo de la mano de una persona

Como es muy difícil hacer vomitar a un pájaro, no es recomendable hacerlo por cuenta propia. Lo ideal es llevar al ave herida inmediatamente al veterinario.

Primeros auxilios en caso de heridas externas

Cuando el ave presenta heridas externas de pequeño o mediano tamaño y poca profundidad, lo primero es limpiarlas. Se puede utilizar suero fisiológico o agua oxigenada rebajada un 50% en agua.

En caso de heridas profundas o sangrantes, es preciso actuar con mucha rapidez. Las aves pueden desangrarse y fallecer rápidamente. Lo ideal es colocar polvo astringente sobre la herida y presionar con una gasa limpia.

En ambos procedimientos, es indispensable agarrar firmemente el ave. El movimiento natural del animal puede agravar sus heridas o lesiones.

Las maniobras de primeros auxilios a un ave herida no sustituyen la atención veterinaria especializada.

Categorías: Consejos Etiquetas:
Te puede gustar