Ardilla zorro: hábitat y características

La ardilla zorro es un roedor grande, vistoso y muy ágil tanto en los árboles como en el suelo y en el agua. Conoce más detalles de su biología y comportamiento.
Ardilla zorro: hábitat y características
Georgelin Espinoza Medina

Escrito y verificado por la bióloga Georgelin Espinoza Medina.

Última actualización: 02 noviembre, 2021

La ardilla zorro es considerada la más grande de América del Norte y cuenta con una cola larga y tupida, además de una variabilidad en la tonalidad de colores del manto (naranjas, amarillos, dorados y rojizos), que hacen de ella un animal muy vistoso. Pasa el día entre los árboles, aunque su habilidad y su astucia no disminuyen a nivel del suelo, razón por la que no es presa fácil para sus depredadores.

Este roedor recibe el nombre común de ardilla zorro del este o ardilla zorro oriental y en la comunidad científica se conoce como Sciurus niger. Además, se escinde en 10 subespecies que poseen discrepancia de colores, entre otros aspectos. Sigue leyendo para que conozcas a fondo todas las características y el estilo de vida de este espectacular animal.

Hábitat y distribución de la ardilla zorro

El área de distribución original de la ardilla zorro corresponde a toda la zona oriental y central de los Estados Unidos, razón por la cual se le añade la palabra oriental a su nombre popular. En la actualidad se ha extendido hacia el norte y las praderas del sur de Canadá, al igual que en algunas localidades de México. También ha sido introducida en los espacios urbanos de la región occidental de EE. UU.

Sus hábitats comprenden varios tipos de bosques, como los caducifolios y los mixtos. Además, estos roedores prefieren colonizar árboles con frutos que puedan almacenar. Los más seleccionados son robles, nogales y pinos. Utilizan los agujeros de los troncos como refugios.

Una ardilla gris sobre un árbol.

Características físicas de la ardilla zorro

Sciurus niger tiene cierto parecido a la ardilla gris, pero puede diferenciarse fácilmente por su mayor tamaño (este aspecto es el más importante de la especie), pues hasta el momento se lleva el premio de ser la ardilla más grande de Norteamérica. Su porte mínimo es de 45 centímetros, mientras que el más alto registrado es de 70 (con una media de 60). La cola suma 20 o 30 centímetros a su longitud.

El gran tamaño de esta ardilla también le ofrece un peso considerable, con un máximo de 1,3 kilogramos y un mínimo de 0,5. Su masa media es de 0,8 kilos. Las hembras y los machos no presentan diferencias observables, por lo que no hay dimorfismo sexual en la especie.

Las coloraciones de estas ardillas son las características más variables y cada subespecie tiene sus tonalidades. Los tonos del pelaje varían entre grises, amarillos, dorados, cobrizos y rojizos. También muestran un color negro en la zona dorsal, mientras que la ventral es rojiza.

En esta especie ocurre el fenómeno de melanismo, por lo que se pueden encontrar ardillas zorro negras en su totalidad. Este aspecto es más común en los ejemplares que se distribuyen más hacia el sureste, mientras que el albinismo es inusual o muy raro.

Comportamiento

Esta ardilla es arbórea y su vida transcurre entre los árboles, en los que busca alimento o se refugia. Por lo general es un animal al que le gusta forrajear de manera solitaria, excepto en los periodos de apareamiento, durante los cuales varios machos persiguen a una hembra.

Las ardillas zorro pueden desplazarse no solo en los árboles, sino también correr sin problema por el suelo. Además, se tienen avistamientos de ejemplares nadando sin dificultad. La longevidad en la naturaleza es muy variada (va desde algunos meses hasta más de 10 años), pero en cautiverio se extiende a los 18 años.

Periodo de actividad

Estos roedores realizan la mayor parte de las actividades en el transcurso del día. Durante este tiempo se encargan de la búsqueda de alimentos, por lo que se trasladan de un sitio a otro y presentan una alta capacidad de dispersión.

Acaparadoras exitosas

Una costumbre particular de este tipo de animal es la de almacenar provisiones alimenticias para el invierno. Por ello, abre agujeros y entierra los frutos secos a una profundidad aproximada de 2 centímetros (o los cubre con hojarasca).

Esta acción de las ardillas contribuye a que germinen nuevos árboles, ya que puede suceder que olviden el sitio de almacenamiento de los frutos.

Comunicación

Estas ardillas se comunican hábilmente mediante gemidos, gritos, chasquidos y también de forma olfativa por medio de las marcas de orina. Por lo regular, durante el apareamiento emiten sonidos característicos.

Alimentación de la ardilla zorro oriental

La dieta de este roedor se compone en un gran porcentaje de alimento de origen vegetal. Puede consumir flores y brotes de los árboles en los que hace vida (haya americana, pino de hoja larga, roble, encina y nogal, entre otros).

A esta ardilla le encanta comer las semillas de los frutos secos de estos árboles, entre ellos las nueces.

Para complementar su alimentación, estos mamíferos pueden atrapar algunos insectos y también aves (y sus huevos), aunque la proporción de consumo animal es mucho menor. La dieta varía con base en la disponibilidad de recursos en cada estación. Este roedor puede considerarse omnívoro por su versatilidad a la hora de comer.

Reproducción

La reproducción de la ardilla es vivípara. El proceso no posee estación o tiempo determinado, sino que puede ocurrir en cualquier época del año. Los meses con alta tasa reproductiva son los localizados entre noviembre y febrero y entre abril y julio, con picos máximos en diciembre y junio. Veamos detalles del comportamiento de cortejo, cópula, gestación y cría de la especie.

Cortejo y cópula de la ardilla zorro

Cuando comienza el celo varios machos se acercan en torno a la hembra y la persiguen. Compiten y establecen una lucha entre ellos para obtener jerarquía y acceder a la cópula. Al enfrentarse, los machos adoptan una postura erguida con rápidos movimientos de la cola. Otro aspecto a resaltar es que esta especie es polígama, es decir, que las hembras se aparean con distintas parejas.

Periodo de gestación y crías

El periodo de gestación de este ejemplar no supera los 45 días. Nacen 3 individuos en promedio por camada, con registros máximos de hasta 7 ardillas en un solo parto. Las criaturas son indefensas, necesitan a su madre para que las alimente con su leche y esta nutrición perdura hasta las 8 semanas. El macho no contribuye a los cuidados de la prole.

La madurez sexual de estos roedores llega a la 8 meses de edad para las hembras, mientras que en los machos es más tardía y ocurre entre los 8 y los 11 meses. Por lo regular, las hembras tienen su primera camada al superar 1 año de vida y con base en la disponibilidad de alimentos pueden ocurrir 2 partos anuales.

Estado de conservación

La ardilla zorro oriental cuenta con buenos números en los Estados Unidos, por lo que la clasificación que se le ha asignado según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN) es de “población estable”. Sin embargo, algunas subespecies han experimentado la pérdida de hábitat y la caza exhaustiva, lo que ha provocado una disminución de individuos.

Una ardilla gris sobre un árbol.

En resumen, la ardilla zorro es el representante de su grupo de mayor tamaño que habita en América del Norte y cuenta con patrones de colores diversos según la subespecie analizada. Es un roedor ágil en los árboles y un excelente nadador con una vida de lo más interesante.

Te podría interesar...
7 cuidados de una ardilla
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
7 cuidados de una ardilla

Los cuidados de una ardilla huérfana o herida pueden ser determinantes para su vida en los días previos a su llegada al centro de rescate.



  • Koproswki, J. (1994). Sciurus niger. Mammalian species, 479, 1-9.
  • Linzey, A.V., Timm, R., Emmons, L. & Reid, F. 2016. Sciurus niger (errata version published in 2017). The IUCN Red List of Threatened Species 2016: e.T20016A115155257.
  • Perkins, M. W., & Conner, L. M. (2004). Habitat Use of Fox Squirrels in Southwestern Georgia. The Journal of Wildlife Management, 68(3), 509–513. http://www.jstor.org/stable/3803383
  • Sciurus niger, Animal Diversity Web (ADW). Recogido a 29 de octubre en: https://animaldiversity.org/accounts/Sciurus_niger/
  • Trauth, S., & Jamieson, D. (1997). Swimming Behavior in the Fox Squirrel, Sciurus niger (Rodentia: Sciuridae), from Northeastern Arkansas. Journal of the Arkansas Academy of Science, 51(38), 213-214.
  • Valdés, M. (2003). Las ardillas de México. Biodiversitas, 8(51), 1-7.