¿Cómo ven los perros en la oscuridad?

Gracias a la capacidad que tienen los perros para percibir el movimiento, son tan buenos en interpretar el lenguaje corporal y percibir si te pasa algo o no. Esta es solo una de las ventajas que le otorgan su increíble sistema de visión.
¿Cómo ven los perros en la oscuridad?

Escrito por Luis Orozco

Última actualización: 11 abril, 2022

Como todos saben, el gran inconveniente con la oscuridad es la incapacidad que tenemos los humanos de ver en esta situación, lo cual suele generar miedo e incertidumbre. Sin embargo, varios animales poseen la asombrosa capacidad de ver, incluso en ausencia de la luz.

Sucede que para sorpresa de muchos, aun cuando siempre se ha dicho que su visión no es muy buena, los caninos pueden ver con facilidad a través de la oscuridad. De hecho, si estuvieran siempre en un lugar con la luz apagada, podrían  hacer su vida normal. Si no conocías nada sobre este hecho, te responderemos a continuación las principales interrogantes.

¿Cómo pueden ver los perros en la oscuridad?

Autor: David Locke
Autor: David Locke

La característica más importante de la visión canina es su asombrosa habilidad para poder ver bien en entornos con poca luz. Esta capacidad la obtienen gracias a las modificaciones con las que cuentan sus ojos, pues sin ellas, sería imposible que pudieran ver en la oscuridad.

Los ojos del perro cuentan con una increíble capacidad de dilatación, la cual posibilita que cualquier tipo de iluminación, así se trate de la luz más tenue, estimule la retina. También, en la retina se encuentra el tapetum lucidum, que es una capa de células reflectantes que le permiten al canino desarrollar una asombrosa visión nocturna.

Es importante señalar que este conjunto de células se encuentra en la mitad superior de la retina, su parte inferior se conoce como tapetum nigrum, el cual está conformado por pigmentos oscuros. De hecho, esto es lo que hace que los ojos del perro brillen en la oscuridad y sean sumamente sensible a los reflejos de luces inesperados.

Así mismo, cabe destacar que esta fantástica virtud que poseen los caninos, se debe a la herencia de sus antepasados, ya que los lobos, al ser cazadores nocturnos por naturaleza, también eran dueños de una visión nocturna sin igual.

¿Pueden detectar fácilmente los movimientos en la oscuridad?

Por si no lo sabes, de los protagonistas fundamentales que existen en la visión del canino, uno de los más relevantes son los bastones de la retina. Esto se debe a que ellos son los encargados de permitirle ver en la penumbra con facilidad y detectar cualquier tipo de movimiento.

Esto los hace uno de los animales con mayor capacidad para este fin. Es más, ellos pueden determinar diferentes tipos de objetos en movimiento a una distancia de hasta 800 metros. Por lo tanto, es muy común notar como estos peluditos sienten fascinación por algunas cosas que se mueven rápidamente, como los coches, llegando algunas veces al punto de perseguirlos

Hay que señalar que si la luz repentina les molesta, los movimientos bruscos les encantan. Esto se debe a que la forma en la cual estos compañeritos ven las cosas que se mueven estimula su sistema nervioso.

Otra de las razones por las que son tan geniales detectando movimientos a largas distancias, es porque ellos logran capturar y procesar imágenes de una forma que se asemeja a las cámaras super rápidas, por lo que su manera de ver las cosas es en una secuencia lenta.

Es importante señalar que este elemento, que les permite ver en la oscuridad y notar las cosas que se mueven, también es otra característica evolutiva de este hermoso animal. Sus antepasados debieron desarrollarlo por instinto de supervivencia y para la cacería. Es decir que la usaban principalmente para detectar su presa y atraparla.

¿Ven las cosas tan nítidamente como nosotros?

A pesar de que perciben bien los movimientos incluso en la oscuridad, los perros no tienen la capacidad para enfocar y distinguir por completo los objetos. Esto se debe a que sus ojos se han especializado en la sensibilidad a la luz, pero no a la regulación de su entrada ni al enfoque. Por lo tanto, ven los cuerpos un poco difuminados.

Es más, tienen un gran problema para distinguir bien los objetos que se acercan demasiado a ellos. Sin embargo, utilizan sus demás sentidos como el olfato, el oído y el tacto para terminar de definir qué es y a qué distancia se encuentra.

¿Pueden distinguir los colores?

mirada de perro

Esta es una de las interrogantes más comunes, pues a lo largo del tiempo muchas personas han asegurado que estos bellos animalitos solo pueden ver en blanco y negro. Aunque cueste creerlo, esto es algo muy alejado de la realidad, ya que ellos pueden ver en color. Sin embargo, lo hacen con un espectro diferente al del ser humano.

Esto se debe a otro de los protagonistas fundamentales de la visión del canino, conocido como cono. Dichas estructuras se encargan de permitirles distinguir los colores que ven, con la particularidad de contar solamente con dos receptores, a diferencia de nosotros, que contamos con tres.

Esto significa que no pueden distinguir correctamente algunas combinaciones de colores. De hecho, el rojo y el verde ellos lo ven como si fuera un color amarillento, mientras que el azul lo perciben con normalidad.

Como es de suponer, en la oscuridad ellos pueden verlo todo y notar los movimientos, pero no saben distinguir los colores. Si eres de los que pensaba que los caninos tenían muchos problemas visuales, notarás con este artículo que estabas equivocado.

Te podría interesar...
Los perros y la televisión
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Los perros y la televisión

Los perros pueden reconocer a otros animales de su especie en televisión. Conoce la curiosa relación de los perros y la televisión.



  • Hugues, B., Navaroli, F., Torres, M., & Soto, C. J. (2008). La visión cromática en los animales. REDVET. Revista Electrónica de Veterinaria, 9(11), 1-6.
  • Byosiere, S. E., Chouinard, P. A., Howell, T. J., & Bennett, P. C. (2018). What do dogs (Canis familiaris) see? A review of vision in dogs and implications for cognition research. Psychonomic bulletin & review, 25(5), 1798-1813.
  • Neitz, J., Geist, T., & Jacobs, G. H. (1989). Color vision in the dog. Visual neuroscience, 3(2), 119-125.