A veces no merecemos tanto amor como el que nos dan las mascotas

En ocasiones, hemos escuchado expresiones del tipo: “Los animales son mejores que muchas personas”. Suena duro, pero a veces es una realidad. Los animales nos dan una cantidad de amor inmesurable independientemente de las circunstancias.

A veces nos enfadamos con nuestra mascota, le gritamos y en ocasiones hasta le damos una nalgada. Obviamente, eso no quiere decir que no lo queramos, pero aun así, ellos siempre siguen demostrándonos un amor gigantesco. En este artículo veremos de qué maneras. Pero muchas personas siguen pensando que los animales no tienen sentimientos, ¿es eso cierto?

¿Tienen sentimientos nuestras mascotas?

gato niño

Este es el debate eterno entre los amantes y los no amantes de los animales. El primer grupo afirma rotundamente que sí, mientras que el segundo lo niega basándose en que no hay estudios confirmados. Esta segunda afirmación es cierta. Ningún estudio puede confirmar que los animales tienen sentimientos. Aunque bueno, está totalmente demostrado que los humanos sí que tenemos sentimientos, y a pesar de ello, muchos carecen de ellos.

Este es un blog que ama y denfiende a las mascotas por lo que nuestra opinión es que los animales sí tienen sentimientos. ¿Por qué pensamos así? Muy sencillo: piensa en cuánto se alegra tu perro al ver a algún miembro de tu familia, pero no lo hace así con otras personas, o analiza cómo es capaz de reconocer tu olor aun cuando todavía vienes por la esquina de tu casa.

¿Recuerdas alguna ocasión en que tu mascota haya retozado en tu pierna porque le encantan tus mimos? ¡Seguro que sí! ¿Y cuando estás durmiendo y viene a despertarte con lamidos? ¿De verdad todavía hay alguien que pueda afirmar que las mascotas no tienen sentimientos? Si todas esas cosas las hiciera una persona se llamaría amor, como poco cariño. ¿Cómo nos demuestran su amor nuestras mascotas?

¿Cómo nos demuestran su amor nuestras mascotas?

Hay muchas maneras en las que nuestras mascotas nos demuestran su amor. En este caso nos vamos a centrar en los perros, la mascota predilecta por diferencia.

perro-mujer-tumbados

  • Su entusiasmo al vernos. Da igual que te hayas ido dos días (es una exageración, entendemos que no dejarías a tu animal solo todo ese tiempo), o cinco minutos, porque cuando abres la puerta de casa, ahí está, sí, tu fiel amigo dando saltos a tu alrededor como un loco. A veces crees que le va a dar un infarto con tanto entusiasmo. ¿No crees que eso es amor?
  • Su perdón. En muchas ocasiones nuestras mascotas hacen algo que no está bien, especialmente si son cachorros. Pueden esparcir la basura, comerse algo que se ha dejado en la mesa o cualquier otra trastada. Seguro que nos enfadamos un poco e intentamos enseñarle que eso no está bien. Al animal no le gusta, es lógico, ¿a quién le gusta que lo regañen? Pero no importa, si lo llamas dos minutos después, él vendrá, porque te quiere.
  • Su compañía. ¿Has visto la reacción de tu mascota cuando te enfermas? Es tu mejor enfermero, no se separa de ti un instante, te lame para hacerte sentir mejor y se tumba a tu lado, tan cerca que casi te empuja. No importa que estés así dos horas o dos días, no se separará de ti ni un instante.
  • Su empatía. Todos hemos llorado alguna vez delante de nuestra mascota. A veces incluso, imitamos el llanto para enseñarle a nuestros amigos que nuestro fiel amigo vendrá en nuestro auxilio ipsofacto. No hagas eso por favor, es cruel. Cuando lloras y el animalito viene es porque él está sufriendo contigo también y quiere hacer todo lo que esté en su mano, bueno en su pata mejor dicho, para hacerte sentir mejor.

Hasta los perros que han sido abandonados o maltratados nos demuestran un amor incondicional. No hay duda de que si los animales tienen sentimientos, todos son buenos. Nadie a quien haya tratado con crueldad sería tan cándido de entregar su amor y su confianza a otra personas.

Pero nuestras mascotas tienen esa capacidad. Claro está, este tipo de mascotas necesitan un poco más de paciencia, pero también nos darán su amor. A veces pienso si merecemos tanto amor por parte de los animales… ¿De veras son ellos los irracionales?

Categorías: Animales domésticos Etiquetas:
Te puede gustar