Limpieza bucal de tu gato paso a paso

Es primordial mantener limpia la boca de tu felino, puesto que, de lo contrario, tendrá sarro y bacterias que le provocarán infecciones

A veces damos por sentado ciertos tipos de higiene de nuestras mascotas porque pensamos que es complicado o quizá no creemos que en realidad tengan tanta importancia. Pues bien, la limpieza bucal de tu gato es tan necesaria como que tenga limpias otras zonas del cuerpo, o incluso podríamos decir que más, ya que la boca puede convertirse en foco de bacterias e infecciones.

Cómo hacer la limpieza bucal de tu gato

Es posible que como a muchos, te pase que no sepas cómo realizar la limpieza bucal de tu gato y por ello lo dejes y no se la hagas tanto como debieras, o incluso nunca. Pues bien, para que esto cambie, te damos los consejos que necesitas para que tu gato tenga una higiene bucal ideal.

Lo primero que tienes que saber es que la limpieza bucal es de gran importancia ya que el sarro se acumula en los dientes y este se mezcla con pequeñas partículas de saliva y comida que llegan a crear bacterias que darán lugar a una infección bucal en tu mascota.

Además, podría contraer gingivitis o periodontitis y que incluso se le cayeran los dientes, sin contar los problemas de salud extra que podrían provocarle ciertas dolencias o molestias.

Sigue estos consejos y ayuda a que la limpieza bucal de tu gato sea perfecta:

Alimentación

La alimentación es uno de los primeros puntos a tener en cuenta, ya que muchos alimentos están concebidos para cuidar los dientes de tu gato, como piensos especializados o chucherías que ayudan a limpiar sus dientes y tenerlos sanos.

Alimentación de los gatos

Los gatos que se alimentan de dieta cruda o comida húmeda tienen más problemas para mantener sus dientes limpios, ya que este tipo de comida no requiere de masticación. El pienso obliga al animal a masticar y romper el alimento, lo cual conlleva un movimiento de fricción que permite que sus dientes se limpien.

Compra piensos de calidad que obliguen a tu felino a masticar y que así favorezcan a su limpieza bucal. Esto permitirá que cuando te dispongas a la limpieza de su boca, te cueste menos esfuerzo y el gato esté más receptivo porque no sea tan tedioso para él.

Consigue los accesorios

Lo primero es hacerte con un cepillo y una pasta adecuada para tu gato. Lo mejor para conseguir los apropiados es que preguntes al veterinario y te dejes asesorar por él. Muchos recomiendan unos productos aerosoles especiales para felinos, pero lo cierto es que la mayoría de los gatos se asustan con el sonido del pulverizador. Nadie mejor que tú conoces a tu mascota y sabrás qué es lo mejor, si este o una pasta de dientes.

El cepillo debe ser adecuado al tamaño de tu mascota, de cerdas suaves y adaptables que puedan entrar bien por cada rincón de los dientes. Es importante que seas consciente de que no es adecuado usar ni la pasta ni los cepillos que usamos nosotros, pues ni los componentes ni los materiales son aptos para los felinos.

Acostumbra a tu gato

Si nunca has cepillado sus dientes, se puede asustar si de repente llegas con un cepillo que huele a mentol y se lo quieres meter en la boca. Para que esto no suceda, acostumbra a tu mascota a la pasta de dientes poniendo un poco en tu dedo y dejando que la chupe.

Cepillar los dientes a los gatos

Hazlo varios días seguidos hasta que veas que esto no supone un problema para tu mascota, y ya podrás proceder a limpiar sus dientes.

Comienza la tarea

Llegados a este punto es hora de que comiences a cepillar los dientes de tu mascota. Si crees que es muy movido y que puede forcejear, ponte mangas largas y guantes o pide a otra persona que te ayude.

Pon un poco de pasta en el cepillo, humedécela con agua y comienza a cepillar de forma suave con cuidado de no dar en sus encías. Una vez que hayas concluido, revisa bien la boca de tu gato para asegurarte de que está limpia y dale un premio. Así, aunque quizá no se haya portado del todo bien, asociará la higiene bucal a algo positivo y la próxima vez estará más receptivo.

Ya sabes que todas las rutinas que tienen que ver con nuestras mascotas necesitan paciencia y constancia, pero si sigues estos sencillos pasos relacionados con la limpieza bucal de tu gato, tendrás éxito.

Te puede gustar