La araña errante brasileña: una de las más venenosas del mundo

14 marzo, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la bióloga Elsa M. de Arribas
La araña errante brasileña pertenece al género Phoneutria, que engloba a las ocho arañas más peligrosas del mundo.

La araña errante brasileña (Phoneutria nigriventer) es famosa por ser una de las más peligrosas del mundo. Tiene el veneno más mortífero conocido en la actualidad.

Pertenece al género Phoneutria, que engloba ocho especies que están consideradas como las arañas más venenosas del mundo. Llegado a este punto, cabe destacar que el género Phoneutria tiene arañas de distinto tamaño y agresividad, como Phoneutria nigriventer.

Un animal de gran tamaño

El cuerpo de la araña errante brasileña muestra una coloración variante, entre marrón, mostaza o negro. Además, tiene pequeños puntos de color blanco en las patas.

Existen registros que indican que su cuerpo puede llegar a medir entre 17 y 50 mm. Por otra parte, las patas de esta araña son peludas, gruesas y pueden alcanzar una longitud de 17 cm.

Esta araña destaca por tener unos grandes ojos frontales y otros dos más pequeños a los lados. También posee dos quelíceros rojizos y largos.

¿Habita solamente en Brasil?

La araña errante brasileña habita en diferentes países de América del Sur, en regiones de clima tropical. Chile y Uruguay han sido los últimos países en los que se ha introducido.

Generalmente, esta especie de araña se localiza entre las plantas de las bananas (platanero), debajo de troncos o de rocas o en montículos de termitas. Por ello, otro nombre que recibe es «araña del banano o plátano». También se pueden localizar en el suelo de la selva.

Espécimen de araña errante brasileña.

Tienen hábitos nocturnos, por lo que, durante el día, se esconden entre rocas y grietas, incluso en casas.

Cuando entran a un hogar, pueden irse hacia los rincones más oscuros y húmedos, como los armarios y otros sitios afines. Sin embargo, lo más común es encontrarla en el suelo de la selva.

La agresividad de la araña errante brasileña

La araña errante brasileña es una de las especies de araña más agresivas que existe. En el caso de que haya demasiadas arañas en una sola área, lucharán entre sí por el territorio.

En época de apareamiento, el comportamiento entre machos puede ser aún más agresivo. Esto es porque compiten por conseguir a la hembra. En esas luchas, su pose de ataque consiste en mantener los dos primeros pares de patas delanteras unidas hacia arriba. Mientras tanto, mantienen el equilibrio apoyando en el suelo en las patas restantes.

Se ha reportado que estas arañas no viven bien en cautiverio, debido al estrés que les causa el encierro. Dejan de comer y esto pone en peligro su salud.

A través de sus patas, las arañas captan las vibraciones emitidas por las presas cercanas a ellas. A la hora de alimentarse no discriminan, desde grillos y demás insectos hasta lagartijas y otros reptiles.

Entre sus presas también se encuentran diferentes anfibios, como ranas y algunos mamíferos de pequeño tamaño, como ratones. El sentido de la vista también es utilizado en el momento de la identificación y captura de la presa.

¿Cómo actuar ante una mordida?

Aunque la especie más peligrosa es la Phoneutria phera, es la Phoneutria nigriventer la que causa más accidentes. Esto es debido a sus hábitos sinantrópicos, ya que se han adaptado a las condiciones ambientales modificadas por los humanos.

El veneno producido por la araña errante brasileña es neurotóxico y especialmente potente. Con solo 0.006 mg es capaz de matar a un ratón y en solo 25 minutos puede matar a un ser humano.

La reacción de las arañas es atacar cuando se sienten amenazadas, mordiendo repetidamente. Por suerte, existen antivenenos con los que tratar eficazmente los síntomas producidos por esta araña.

Silueta de una araña errante brasileña.

Es importante tener en cuenta que esta araña tiene dos tipos de mordedura diferentes. En primer lugar, realiza una «mordedura seca», en la cual no libera veneno, es solo para avisar.

Si decide que el atacante no va a dejarla tranquila, la araña realiza una segunda mordida, con veneno. Esta segunda mordedura es muy peligrosa si no hay un centro médico cercano para aplicar el antiveneno. 

Además, hay grupos de riesgo a los que se recomienda evitar en lo posible a estas arañas. En estos grupos de riesgo se encuentran los ancianos y los niños pequeños.

Aún así, la mayoría de los casos registrados son de pronóstico leve y positivo. Pero se recomienda siempre mantener precauciones y no provocar a las arañas.

Curiosidades sobre la araña errante brasileña

En época de apareamiento, machos y hembras se atraen mediante vibraciones. Los machos se pelean por conseguir a la hembra y, una vez finaliza el combate, ocurre el apareamiento.

Posteriormente, las hembras depositan sus huevos dentro de un saco de seda y lo vigilarán hasta el momento del nacimiento de las crías.

Después de solo nueve días después de haber nacido, las crías comienzan a cazar. Salen del nido y se dispersan en busca de alimento utilizando diferentes técnicas de caza.

Aunque la araña errante brasileña sea considerada la araña más peligrosa del mundo por su veneno, no hay que temerla. Ante todo, se debe actuar con cautela y evitar que se sienta amenazada.