Hibernación en tortugas: lo que debes saber

6 marzo, 2021
Este artículo fue redactado y avalado por el biólogo Miguel Mata Gallego
Durante los meses fríos, muchas especies de tortugas hibernan, pues las condiciones ambientales no son las adecuadas para el desarrollo de conductas normales.

Los quelonios, como todos los reptiles, son animales que dependen de su entorno para regular su temperatura corporal. Esta es una de las razones por las que muchas tortugas entran en un periodo de hibernación durante los meses más fríos del año.

No obstante, no todas las tortugas entran en estado de letargo y, las que lo hacen, pueden necesitarlo por diferentes razones. ¿Por qué hibernan las tortugas? ¿qué tipos de tortugas lo hacen? ¿qué debes hacer si tu mascota hiberna? Responderemos a todas estas preguntas —y muchas más cuestiones adicionales— en las próximas líneas.

¿A qué se debe la hibernación en tortugas?

Como hemos comentado anteriormente, las tortugas son seres vivos poiquilotermos. Los poiquilotermos son aquellos animales que no pueden regular su temperatura corporal por sí mismos, sino que precisan de una fuente de calor externa para hacerlo —habitualmente la luz solar—.

Dentro de los poiquilotermos podemos encuadrar a los reptiles, los peces y los anfibios. Estos animales, por tanto, deben regular sus actividades en los meses fríos para evitar riesgos que puedan comprometer sus funciones vitales.

Durante la hibernación, la tortuga ralentiza sus pulsaciones hasta una pulsación cada 10 minutos y su metabolismo se reduce a la mínima expresión. Entre las razones por las que las tortugas hibernan, se pueden citar las siguientes:

  • Ahorro de energía en invierno.
  • Mantenimiento de funciones vitales básicas en meses de frío.
  • Mantenimiento de una actividad tiroidea normal.
  • Estimulación la actividad sexual de los machos y sincronización del ciclo ovárico en hembras.
Una tortuga de Florida sobre una roca.

Hibernación en tortugas: cuáles lo hacen y cuáles no

Como regla general, debes saber que las tortugas de climas tropicales no suelen realizar la hibernación, mientras que aquellas especies de zonas más templadas sí lo harán. Así pues, entre las tortugas más comunes que se tienen como mascota, es posible encontrar ciertas especies que sí suelen hibernar, como estas:

  • Tortugas rusas (Testudo horsfieldii).
  • Tortuga del desierto americanas (Gopherus).
  • Tortuga moteadas (Clemmys guttata).
  • Tortugas del bosque (Clemmys insculpta).
  • Tortugas de orejas rojas o de Florida (Trachemys scripta elegans).

Estas especies son procedentes de climas templados o subtropicales y, por tanto, están habituadas al paso de las estaciones y tienden a hibernar todos los años. Por otro lado, aquí te mostramos una lista con algunas especies que normalmente no hibernan, pero pueden hacerlo por ciertos motivos:

  • Tortuga terrestre de patas rojas (Geochelone carbonaria).
  • Tortugas de patas amarillas (Geochelone denticulata).
  • Tortuga de cabeza amarilla (Indotestudo elongata).
  • Tortuga pintada de bosque (Rhinoclemmys).

Estas tortugas no realizan hibernación, si bien pueden bajar su actividad durante los meses fríos. En el invierno, sería conveniente mantener a estas especies en el interior de la casa. Asimismo, en el interior del hogar es necesario proveerle un microclima artificial al reptil, con las condiciones de temperatura y humedad adecuadas.

Las tortugas que son originarias de regiones desérticas de África son realmente sensibles a los fríos inviernos de climas templados. Por ello, todo tutor debe tener mucho cuidado y mantenerlas en el interior de la casa, pues estas tortugas no hibernan. Entre estas especies, podemos citar las siguientes:

  • Tortugas egipcias (Testudo kleinmanni).
  • Tortuga radiadas (Geochelone radiata).
  • Tortugas de cuña (Malacochersus tornieri).
  • Tortuga africana con espuelas (Geochelone sulcata).
  • Tortugas leopardo (Geochelone pardales).

Qué hacer cuando una tortuga hiberna

Si convives con una tortuga como mascota, lo primero que debes hacer es comprobar es si se trata de una de las especies que hibernan. Una vez que lo hayas hecho, solo tienes que seguir unos sencillos consejos para que la tortuga pase un invierno confortable:

  • En primer lugar, debes saber que solamente hibernan las tortugas adultas —a partir de unos 3 o 4 años de edad—.
  • Una vez conocido este dato, una buena idea puede ser alimentar bien a la mascota durante el verano. Así, te asegurarás de que el animal tenga unas reservas adecuadas de grasa para el periodo de hibernación, pues consume este tipo de tejido en grandes cantidades.
  • En relación a esto último, es recomendable pesar periódicamente a la tortuga para asegurarte de que su peso es el adecuado y no está sufriendo desnutrición. Debes ser especialmente cuidadoso con las tortugas jóvenes, pues puede que no aguanten el invierno si sus reservas son insuficientes.
  • Asimismo, debes saber que, aunque las tortugas hibernen, es posible que no soporten con facilidad inviernos muy fríos. Así pues, todo tutor tiene que acondicionar un espacio donde las tortugas puedan evitar la nieve y, llegado el caso, contar con una fuente de calor.
  • Por último, si la tortuga es acuática, debes saber que estos quelonios necesitan un estanque de al menos 60 centímetros de profundidad para que se puedan refugiar en el fondo.

¿Cómo saber si la tortuga está hibernando?

Normalmente, se sabe que una tortuga hiberna si está completamente inmóvil en el fondo de su estanque. Si el tutor observa que secreta orina o que se mueve mucho durante el invierno, puede ser que no haya alcanzado el estado de letargo y sus reservas sean insuficientes para pasar la estación fría.

Una tortuga se asoma a la superficie.

Así pues, habrás podido comprobar que la hibernación en tortugas es un método de ahorro de energía que utilizan algunas especies de quelonios de climas templados. Con los cuidados adecuados y un poco de atención por parte del tutor, es fácil lograr que la tortuga pase el invierno sin mayores problemas.

JalJeev Editorial Staff. (2021, 4 marzo). Can Pet Turtles Drown? – Here’s Everything That You Should Know. JalJeev. https://jaljeev.com/can-pet-turtles-drown/ Ultsch, G. R., Carwile, M. E., Crocker, C. E., & Jackson, D. C. (1999). The physiology of hibernation among painted turtles: the eastern painted turtle Chrysemys picta picta. Physiological and Biochemical Zoology72(4), 493-501.