Fauna de la tundra

Virginia Duque Mirón · 14 diciembre, 2017

En el planeta Tierra hay lugares desconocidos para nosotros y de los que raramente podríamos definir su fauna. Ese es el caso de las tundras. ¿Sabes lo que son? ¿Te gustaría conocer la fauna de la tundra? ¡Pues te contamos todo lo que necesitas conocer!

Qué es la tundra

Podemos definir tundra como un bioma carente de vegetación debido a su clima, pues son zonas extendidas por las zonas cirumpolares de la Tierra. Se trata de un lugar en la que la vegetación es prácticamente inexistente, ya que está más allá de las regiones en las que crecen árboles.

No obstante, por el clima frío y húmedo, el suelo se llena de musgo y líquenes, e incluso en algunos lugares crecen sauces del Ártico. Esto sucede gracias a sus veranos, que aunque cortos (no duran más de dos meses), son muchísimo menos fríos que los inviernos, aunque rara vez sobrepasan los 10 grados.

Resulta que no hay demasiadas precipitaciones, así que la poca vegetación que crece puede mantenerse viva y, de ese modo, servir de alimento a la fauna de la tundra.

Paisaje de la tundra

Normalmente, son superficies llanas con sueltes helados bajo esta, los cuales pueden alcanzar un grosor de hielo que ronda entre 30 centímetros y un metro. Por ello, es imposible que el agua drene en estos lugares, y se estanca formando lagunas y ciénagas, que proporcionan la humedad necesaria para que las plantas sobrevivan.

Los deshielos constantes forman grietas en formas geométricas en el suelo, mientras que donde el hielo no desaparece se forman nódulos y montículos que se dejan ver en la superficie. También es fácil encontrar paisajes de rocas que cubren los líquenes, y que permiten que gran variedad de animales tengan sus pequeños hábitats.

Fauna de la tundra
Fuente: Hobboto4ek

La fauna de la tundra

Debido al extraño clima que existe en la tundra, la fauna debe estar preparada para soportar las temperaturas, así que es posible encontrar especies que no veamos en ningún otro lugar. Entre ellas se encuentran estos:

  • Caribú. También se le conoce como reno, y siempre va hacia las tundras cuando llega el verano, ya que no soportan las altas temperaturas de otros lugares. Las tundras les ofrecen un clima de un máximo de 10 grados.
  • Buey almizclero. El añadido a su nombre ‘almizclero‘ proviene del olor fuerte que desprende y que permite atraer a las hembras. Están cubiertos de un pelo marrón chocolate y frondoso, que les permite aguantar bajas temperaturas, y pueden llegar a medir hasta 60 centímetros de longitud.
  • Liebre ártica. Esta liebre de color blanco con manchas negras en sus largas orejas parece más bien un conejo; pero no, es una de las liebres más grandes del mundo. Su piel es gruesa y está cubierta de un pelo espeso y suave que la protege de las bajas temperaturas.
  • Cabra nival. Es una especie de las cabras comunes que se pueden encontrar en la fauna de la tundra, pues su pelo y su fortaleza física la hacen ideal para vivir en el clima de estos biomas.
  • Lemming. El lemming es un pequeño roedor cubierto de pelo y, como curiosidad, te diremos que se les conoce por su tendencia a suicidarse; lo hacen en masa lanzándose al mar.

Qué más hay en las tundras

Además de estos animales, en la fauna de la tundra se pueden encontrar otras especies comunes, como el oso blanco, el lobo, el halcón, el búho; y en el agua, peces como el salmón.

Además de la fauna de la tundra, también se encuentra una amplia flora, formada principalmente por hierba y pequeños arbustos, que se mantienen gracias a la humedad que genera el hielo subterráneo.

Este ha sido el recorrido al que queríamos que nos acompañaras para descubrir más sobre el mundo animal que habita en las tundras. Un lugar cuanto menos interesante, ¿no crees?

Fuente de las imágenes: Hobboto4ek