El misterio del ‘pájaro de la Atlántida’, resuelto

Este artículo fue redactado y avalado por el biotecnólogo Alejandro Rodríguez
· 21 febrero, 2019
¿Cómo pudo llegar un ave no voladora hasta uno de los lugares más recónditos del planeta? Te resolvemos el misterio a continuación

Existe un ave que habita en una isla del Atlántico Sur. Hasta aquí nada fuera de lo común. ¿Pero y si te dijéramos que durante un tiempo se pensó que este pequeño animal provenía de la legendaria Atlántida? Recientemente, un grupo de biólogos ha conseguido resolver el misterio del pájaro de la Atlántida.

El origen del misterio

Todo comienza en un pedazo de terreno en mitad del Atlántico Sur. Un volcán ya extinto de 14 kilómetros cuadrados hace las veces de isla. Su localización es tal, que se la conoce como Isla Inaccesible. El territorio habitado más cercano es la isla de Tristán de Acuña, a unos 45 kilómetros.

Evidentemente, dada su situación geográfica, la Isla Inaccesible no tiene población humana permanente. Sin embargo, posee una variada flora y fauna. Podemos encontrar al albatros errante (Diomedea exulans) o al zorzal de Tristan da Cunha (Turdus eremita).

Pero existe un habitante ilustre y misterioso: el pájaro de la Atlántida (Atlantisia rogersi). Esta ave ha sido un todo un rompecabezas para biólogos y naturalistas durante años. Ahora, y gracias a biólogos de la Universidad de Lund (Suecia), el misterio ha sido finalmente resuelto.

¿Quién es el pájaro de la Atlántida?

Primeramente, hemos de saber que estamos hablando del ave no voladora más pequeña del mundo. El rasconcillo mide unos 17 centímetros y tiene un peso medio de 30 gramos. Su plumaje es pardo, y tiene un pico oscuro y puntiagudo, y unos intensos ojos rojos.

Atlantisia rogersi
Fuente: http://novataxa.blogspot.com

Este ave es endémica de Isla Inaccesible y, al no tener depredadores naturales, lleva una vida próspera y tranquila en la isla. Se avistó por primera vez alrededor de 1923, gracias al ornitólogo Percy Roycroft Lowe. Al tratarse de un ejemplar tan raro, Lowe decidió clasificarla dentro de un nuevo género de aves: nació así el género Atlantisia. Y este nombre no es casualidad.

La teoría de Lowe era la siguiente: siendo un pájaro incapaz de volar, su llegada a la isla tuvo que ser a través de la tierra firme. Este animal atravesó grandes extensiones de tierra que más tarde estarían enterradas en las profundidades oceánicas.

De esto último se deduce que Lowe bautizara a este ave en recuerdo de la Atlántida, el continente perdido. Pero los avances científicos de los últimos años han podido demostrar que Lowe no estaba en lo cierto.

Misterio resuelto

Un grupo de investigadores de la Universidad de Lund ha dado con la clave: hace 1,5 millones de años, los ancestros del pájaro de la Atlántida volaron desde Sudamérica hasta Isla Inaccesible.

Rasconcillo
Fuente: https://www.dutchbirding.nl

¿Cómo se sabe esto? Pues bien, usando técnicas modernas de secuenciación de ADN, los investigadores afirman que los parientes vivos más cercanos al rasconcillo habitan en Sudamérica, pueden volar y son colonizadores de áreas remotas. Entre ellos se encuentra, por ejemplo, el burrito negruzco (Porzana spiloptera).

El equipo de biólogos afirma también que la incapacidad para volar del pájaro de la Atlántida es el resultado de la evolución. Al no tener depredadores, no necesita volar para escapar. Esto supone también un ahorro energético para el animal.

Asimismo, los investigadores destacan la importancia de conservar el hábitat de este curioso animal, para evitar que desaparezca por la introducción involuntaria de depredadores en la isla.

Fuente de la imagen principal | @scienceserious en Twitter.

Stervander, M., Ryan, P. G., Melo, M., & Hansson, B. (2019). The origin of the world’s smallest flightless bird, the Inaccessible Island Rail Atlantisia rogersi (Aves: Rallidae). Molecular phylogenetics and evolution130, 92-98.