El caballo rizado: tan misterioso como hipoalergénico

29 abril, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el abogado Francisco María García
En el aspecto estético y dentro de las diferentes razas de equino, el caballo rizado es único por su tipo de pelaje

Los caballos son animales majestuosos y uno de sus rasgos más destacados es el pelaje brilloso que puede exhibir diferentes patrones. En este sentido, el caballo rizado es una raza equina resulta particularmente llamativa por sus pelos rizados y lanosos.

Para conocer a este bello animal, a continuación te invitamos a conocer un poco más sobre sus orígenes y sus principales características.

Orígenes y breve historia del caballo rizado

‘Caballo rizado’ es el nombre popular de la raza equina llamada american bashkir curly, american curly, o simplemente curly. Se atribuye su nacimiento a las regiones montañosas de los Estados Unidos, donde podrían haber vivido muchos años en estado salvaje.

No obstante, hay algunos relatos que podrían revelar que este tipo de caballo es mucho más antiguo de lo que consideramos actualmente. Las primeras referencias a caballos rizados aparecen en los comienzos del siglo II, pero todavía son consideradas inconcretas.

Por otro lado, existen evidencias de que uno de los caballos del emperador Zhaoling se diferenciaba de los demás por sus pelos rizados. Según el relato, su nombre era Quanmaogua (‘Rizado’ en español) como un homenaje a este rasgo tan llamativo.

Como curiosidad, en la tumba de este monarca chino, que hoy es un monumento muy visitado, están representados sus caballos, que junto a él lucharon en las batallas ocurridas entre los años 636-649 d. C.

Caballo rizado: aspecto

Varios años después, el caballo rizado gana popularidad en la obra de Charles Darwin. El científico británico elabora una curiosa teoría sobre la posible relación entre su tipo de pelaje y la forma de sus pezuñas. Además, menciona la posibilidad de existencia de caballos curly en Rusia y hace referencia a la expansión de su cría en Los Ángeles.

Los caballos rizados también fueron considerados mágicos por muchas tribus nativas americanas, como los sioux, a diferencia de los colonos europeos que solían despreciarlos por sus pelos ‘crespos’.

Aspecto y temperamento del caballo rizado

Lógicamente, el rasgo más llamativo de los caballos curly es su pelaje rizado, lanoso u ondulado. Respecto a la coloración, los pelos rizados pueden ser monocromáticos, bicolores, tricolores y mostrar un amplio abanico de patrones. También se acepta que las patas delanteras luzcan las famosas ‘rayas de patas de cebra’.

Más allá del pelaje, el caballo rizado se caracteriza por su porte mediano, cuerpo musculado de líneas armoniosas y patas fuertes. A pesar de su robustez, demuestran gran agilidad y sus movimientos son ejecutados de forma precisa y elegante.

La cola no debe tener una inserción muy alta y las caderas necesitan mantener una longitud mediana, para conseguir una posición de extremidad recta. Los ojos son almendrados, oscuros y suelen resultar muy expresivos.

El temperamento del caballo rizado no resulta menos admirable que su aspecto. Estos equinos destacan una personalidad firme y activa y, mediante un buen entrenamiento, se revelan muy confiables y predispuestos al aprendizaje.

Caballo rizado: temperamento

Al igual que todos los caballos, los curly demuestran una notable inteligencia y sensibilidad. Con sus cuidadores, pueden formar un vínculo muy estrecho y también son altamente sociables con otros animales. Además de los cuidados básicos con su salud, necesitan recibir una adecuada estimulación física y mental para conservar su comportamiento estable.

¿Por qué algunos caballos tienen pelos rizados?

Esta variación se originaría a partir de una mutación genética, que sería una respuesta adaptativa a las condiciones climáticas del lugar de origen del equino. Los pelos ‘crespos’ permiten crear una capa aislante más densa que protege el cuerpo del caballo del frío.

No obstante, los caballos curly de pelo corto pueden no presentar rizos; podría ser que su pelaje fuera más ondulado o lanoso que de los equinos de pelos lisos. Así mismo, los pelos son notablemente más rizados o ‘crespos’ en las orejas, los corvejones, la crin y la cola.

En verano es común que el caballo rizado experimente una intensa muda: presentará un manto más suave y ligero para soportar el calor. Con la proximidad del invierno, los pelos vuelven a crecen y los rizos se muestran más abundantes para resistir las adversidades climáticas de la estación.

Además de otorgar un aspecto interesante y atractivo, su peculiar pelaje hace que el caballo rizado sea la única raza equina hipoalergénica. Ello significa una gran ventaja para los criadores, jinetes y personas que sufren de alergias, así que resultan ideales para la práctica de equinoterapia y deportes ecuestres.