Efectos del sol en la piel de tu gato

Francisco María García · 27 agosto, 2018
Si bien es cierto que gracias a los rayos del sol el metabolismo de los seres vivos ayuda a sintetizar la vitamina D, y así la asimilación del calcio, una exposición excesiva puede provocar efectos negativos en la piel

A los gatos les encanta estar bajo el sol y disfrutar de una buena siesta en un lugar bien cálido. Por supuesto, a los dueños también les agrada observar a sus mininos en pleno estado de relajación y disfrute, pero es fundamental estar atentos a los efectos del sol en la piel de tu gato.

Beneficios de los rayos solares para nuestras mascotas

El sol también ofrece beneficios no solo para la piel, sino también para todo el organismo de nuestras mascotas. En realidad, los rayos solares permiten la existencia de todas las formas de vida que habitan en nuestro planeta. Además, desempeñan un papel fundamental en el metabolismo de los seres vivos, incluido el nuestro y el de nuestras mascotas.

Por ejemplo: nuestros cuerpos no serían capaces de sintetizar la vitamina D sin la influencia de la radiación solar.  La vitamina D (o calciferol) es esencial para la absorción del calcio y la formación de las estructuras óseas; la deficiencia de vitamina D suele provocar osteoporosis, raquitismo y otras enfermedades musco-esqueléticas.

Gato al sol

Ello no significa que el sol aporte vitamina D a los felinos, sino que permite su correcta absorción por el organismo. Todos los mininos deben contar con fuentes de vitamina D y de nutrientes esenciales en su dieta. Para garantizar una nutrición completa y equilibrada a tus mininos, lo mejor es consultar a nuestro veterinario de confianza.

Efectos dañinos del sol en la piel de tu gato

Cuando los rayos solares alcanzan la piel de tu gato, una parte de ellos se refleja y otra se absorbe. Los rayos absorbidos penetran a través de la epidermis y son trasmitidos a las zonas más profundas de la piel. En ese momento, desencadenan una serie de reacciones bioquímicas que interfieren en la estructura celular y en el metabolismo.

En una exposición moderada, los efectos del sol en la piel de tu gato suelen ser muy beneficiosos para su salud. Pero la exposición excesiva a la radiación solar puede generar daños severos en sus componentes celulares, lo que los deja más vulnerables con respecto a numerosas enfermedades.

¿Puedo llevar a mi gato a la playa?

Los riesgos

A continuación, resumimos los riesgos de tu gato al exponerse excesivamente al sol.

  • Quemaduras

Probablemente, las quemaduras son el daño más inmediato y visible del sol en la piel de tu gato. Los mininos pueden sufrir quemaduras superficiales o profundas, según el grado de daño en la epidermis y dermis. Lógicamente, las quemaduras superficiales son tratadas más fácilmente y tienen un mejor pronóstico.

En el caso de las quemaduras profundas, son muy alarmantes y conllevan una alta probabilidad de infecciones bacterianas secundarias. Por ello, al observar cualquier alteración en la piel de tu gato, recuerda consultar inmediatamente al veterinario.

  • Dermatitis solar o actínica

Los primeros síntomas de la dermatitis solar en los gatos consisten en la inflamación de las zonas que se expusieron al sol. En este caso, veremos que la piel está enrojecida a consecuencia de la irritación. Con mucha frecuencia también se observa pérdida de pelo, que deja la piel más expuesta y sensible.

Cuando la exposición es prolongada, vemos que la inflamación se intensifica y el enrojecimiento es más notable. En esta etapa pueden aparecer costras y ampollas en la piel, que producen un intenso picor. Si el animal se rasca y provoca una herida, su cuerpo queda más vulnerable a diversas infecciones.

  • Cáncer de piel

El cáncer de piel es ocasionado por el crecimiento anómalo de las células tumorosas malignas. Entre las posibles causas de esta mutación maligna encontramos el daño crónico a los componentes celulares por la exposición excesiva a la radiación solar.

Afortunadamente, los tumores de piel malignos son relativamente raros en los gatos, pero es fundamental adoptar medidas preventivas eficaces para prevenir el cáncer en nuestros mininos. Por ello, es muy importante el uso del protector solar para nuestros mininos, antes de dejarlos exponerse a la radiación.

Hay que recordar que los gatos blancos son más vulnerables a los perjuicios de la exposición excesiva a la radiación solar. El bajo contenido o la ausencia de melanina hace que su piel absorba una mayor cantidad de rayos solares. Por consiguiente, sus células pueden dañarse con más facilidad, lo que aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de piel.